Málaga

La reina Sofía disfruta de la gastronomía de Málaga en un popular chiringuito playero

Tras presidir el desembarco de la Legión y el traslado del Cristo de la Buena Muerte

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • Vista del chiringuito. -

La reina Sofía vivió este jueves una intensa jornada en la Semana Santa malagueña: a primera hora asistió al desembarco de la Legión y luego presidió el traslado del Cristo de Mena. Finalizados los actos protocolarios, la emérita acudió junto a su hermana, Irene de Grecia, a almorzar a un chiringuito de la ciudad.

El chiringuito Rocamar, situado en el barrio de Huelin, a pie de playa, fue el restaurante elegido por doña Sofía para reponer fuerzas en un Jueves Santo marcado por la inestabilidad meteorológica en Málaga.

La emérita, que fue recibida con aplausos al llegar, departió animadamente con los responsables del local, que es la segunda vez que visita, y felicitó al 'espetero', el encargado de hacer las sardinas a la brasa, como muestra el vídeo que el restaurante ha colgado en sus redes sociales.

La propietaria del establecimiento, Sofía Lucas, ha explicado al diario Sur que la madre y la tía del Rey Felipe comieron fritura, lenguado al horno y sardinas espetadas, el plato más típico de Málaga, y dijo que eran las mejores que había probado.

Doña Sofía, de 85 años, se mostró también muy cercana con el resto de comensales y se aproximó a algunas mesas para hablar con ellos.

La emérita quiso felicitar a un cliente que celebraba su cumpleaños junto a unos familiares y también se interesó por un pequeño perro blanco que aguardaba con paciencia tumbado en el suelo a que sus dueños acabaran de comer.

"Es muy bueno, no se mueve", comentó doña Sofía, que se agachó para acariciar al perro, de nombre Cairo, tal y como se ve en otro vídeo publicado en la red social X.



Doña Sofía y su hermana, la princesa Irene de Grecia, se marcharon del restaurante a media tarde entre aplausos y vítores de 'viva la reina de España'.

"Una vez más ha vuelto doña Sofía a degustar nuestros platos, los cuales le encantan, haciendo especial mención a nuestros espetos de sardinas y dándole personalmente la enhorabuena a nuestro espetero.Eternamente agradecidos y encantados de que nos haya vuelto a elegir. ¡¡Que viva doña Sofía!!", ha escrito el restaurante Rocamar en su perfil de Instagram.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN