Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Sábado 12/06/2021

Mundo

Los estadounidenses vacunados podrán viajar a Francia desde mayo

El presidente francés, Emmanuel Macron, aseguró este domingo que su país empezará a levantar las restricciones de viajes

Publicidad Ai
Publicidad Ai
  • Macron, presidente de Francia.

El presidente francés, Emmanuel Macron, aseguró este domingo que su país empezará a levantar las restricciones de viajes a principios de mayo para los ciudadanos estadounidenses que hayan sido vacunados.

"Estamos trabajando de manera activa en una solución concreta, especialmente para los ciudadanos estadounidenses vacunados que podrán beneficiarse en cierto modo de un certificado específico", dijo Macron este domingo en una entrevista en la cadena estadounidense CBS.

Según el presidente francés, la administración gala está trabajando de cara al próximo verano en base a esta idea, incluyendo a franceses, europeos y estadounidenses, con un certificado especial similar al que prepara la Unión Europea para facilitar los viajes entre sus ciudadanos.


La medida beneficiaría a quienes estén "inmunizados o a los que presenten un test PCR negativo", añadió el presidente francés, que comentó que hay discusiones abiertas entre la Casa Blanca y su gobierno.

Desde finales de enero, los estadounidenses sólo pueden viajar a Francia por motivos de fuerza mayor o si tienen allí su residencia, pero deben presentar un test PCR negativo de 72 horas y se les recomienda que a su llegada permanezcan aislados siete días.

El país ha impuesto medidas suplementarias esta semana, suprimiendo las conexiones aéreas con Brasil, por temor a su variante del coronavirus, más peligrosa y contagiosa.

Se espera que retomen los vuelos a partir del próximo 24 de abril, sólo para residentes o por motivos imperiosos, presentando PCR negativo de las últimas 36 horas, en lugar de 72, y con un estricto aislamiento obligatorio de diez días.

Este sábado, el Gobierno anunció que estas restricciones se aplicarán también a los viajeros procedentes de Argentina, Chile y Sudáfrica, donde la presencia de la variante brasileña es más preocupante.

COMENTARIOS