Actualizado: 18:36 CET
Martes, 17/07/2018

Torremolinos

Torremolinos aboga por la inclusión social el Día de la Salud Mental

Los actos incluyen la lectura del manifiesto de la Confederación Salud Mental España y la iluminación en verde de la fuente de la plaza Blas Infante

  • Conmemoración
  • Torremolinos aboga por la inclusión social el Día de la Salud Mental

El Ayuntamiento de Torremolinos ha mostrado hoy su apoyo a la Asociación de Familiares y Personas con Enfermedad Mental de la Costa del Sol (AFESOL) y a la Asociación de Familiares de Personas con Enfermedad Mental (AFENES) para conmemorar el Día de la Salud Mental. De esta manera, se ha procedido a la lectura del manifiesto elaborado por el Comité Pro Salud Mental de la Confederación Salud Mental en España en la puerta del Ayuntamiento, a lo que seguirá esta noche de martes 10 de octubre la iluminación la fuente de la plaza del consistorio del color verde como muestra de visibilización del colectivo.

Con esta acción el Ayuntamiento de Torremolinos pretende reforzar su compromiso con la lucha del movimiento asociativo de salud mental posicionándose a favor de la inclusión, la tolerancia y el respeto a las personas afectadas. Así lo ha manifestado el concejal de Servicios Sociales, Pedro Pérez, que ha declarado que el Ayuntamiento se ofrece a “dar visibilidad a estas personas que padecen enfermedades mentales y que la sociedad pretende ocultarlas con un muro, a pesar de que son personas que tienen aptitudes, pueden trabajar y estar integrados en la sociedad”. El concejal ha aprovechado la ocasión para agradecer lo 50 años de labor de AFESOL, que está en proceso de crear un centro especial de empleo. 

El encargado de leer el manifiesto como muestra de apoyo al colectivo ha sido un usuario de AFESOL. La declaración reclama igualdad y respeto ya que “todos tenemos grabados en el alma los signos de la lucha y del sacrificio. No podemos esconder nuestra naturaleza, y menos aún, nuestras destrezas y nuestros oficios; cuando nos dan oportunidad, nuestras habilidades afloran de manera natural”. El manifiesto también pide “autenticidad”, una virtud que “hay que poner en valor para mostrarse como uno mismo, con nuestras virtudes y defectos, y tratar de reinventarnos cada día para ser mejores personas y aportar lo más valioso que llevemos dentro”.  

Los actos de conmemoración de el Día Mundial de la Salud Mental, que se celebra cada 10 de octubre desde hace 25 años en más de 100 países. El Consistorio se suma a la demanda del movimiento Salud Mental España para conseguir sensibilizar a la administración pública, organizaciones, empleadores y profesionales para se posibilite el derecho de las personas con problemas de salud mental a acceder y mantener un empleo;  y en la prevención de estos problemas en los entornos laborales. Este año, este movimiento agrupado, que reúne a más de 300 asociaciones de personas con problemas de salud mental y sus familiares y allegados, ha escogido, a través de votación popular, el lema ‘Trabajar sin máscaras. Emplear sin barreras’.

FEAFES Andalucía Salud Mental ha denunciado reiteradamente que, aunque un problema de salud mental no tiene por qué ser un impedimento para obtener un empleo, la baja inserción laboral de las personas con problemas de salud mental es una de las principales barreras para su integración social y su recuperación, fruto en gran medida de los prejuicios de muchas empresas y administraciones públicas. La federación andaluza, en la celebración de este día, reclama además, que es el momento de que el sistema social y sanitario realice una apuesta clara por dar un paso más en la calidad y humanidad de la atención, tanto a las propias personas afectadas, como  a sus familiares y allegados.

Entre las principales demandas, desde la Federación andaluza destaca que “hay que dar esperanza de solución al sufrimiento de las personas con una respuesta cálida y de calidad, con profesionales comprometidos, formados e informados. Hay que  tener una sensibilidad especial con mujeres afectadas por problemas de salud mental víctimas de violencia; con las personas internas en centros penitenciarios; con personas con problemas de salud mental graves y adicciones; con personas sin hogar; con niños, niñas y adolescentes que ven cómo los sistemas educativo, sanitario y social no cuentan con herramientas para garantizar la continuidad de su educación si sufren un problema de salud mental; y también, con las personas afectadas por trastornos límite de la personalidad que difícilmente encuentran acomodo en el sistema actual. Hay que  humanizar  las unidades de hospitalización y terminar con las medidas coercitivas en el ámbito de la atención a la salud mental, hay que buscar una solución que no atente contra la dignidad y la libertad de la persona”.

COMENTARIOS

Andaluca InformacinAndaluc�a Informaci�n