HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 01:31 CET
Martes, 22/09/2020

Sevilla

El Arzobispado arreglará la fachada de San Esteban

El templo está afectado por humedades y hay filtraciones en la sacristía y se restaurará la fachada mudéjar

  • Fachada e interior de San Esteban.
  • La intervención no afectará ni al culto ni a la Semana Santa

Los hermanos de San Esteban y los vecinos de la zona no recuerdan andamios en este templo desde la última gran intervención que hizo la Junta de Andalucía, allá por el año 1994. Un cuarto de siglo después, la Gerencia de Urbanismo acaba de conceder licencia de obra para la conservación y restauración de la fachada exterior y cubiertas planas de San Esteban y de su casa rectoral, que linda con la calle Imperial.


El proyecto básico y de ejecución, firmado por los arquitectos Almudena Muñoz y Alberto Atanasio Guisado, ya pasó este verano por la Comisión de Patrimonio, donde por unanimidad de todos sus miembros se informó favorablemente. Las actas de la Comisión no escatiman en elogios a la intervención que se propone, “muy completa y detallada en el análisis y diagnóstico de las patologías, y adecuado y correcto en las propuestas de intervención en cuanto a materiales y procedimientos a emplear, de modo que tendrán una incidencia favorable en la apreciación y conservación del BIC”.  


Una vez obtenida la licencia de obra, el Arzobispado de Sevilla, titular del inmueble, comenzará con los trabajos en breve. Se acometerá la restauración de la fachada, muy afectada por humedades; se reconducirán las salidas de agua y se impermeabilizará una cúpula, la que está justo encima de la sacristía, donde hay filtraciones importantes. Igualmente, se limpiará una de las joyas de este templo: la fachada mudéjar.


La pregunta es obligada al tratarse de uno de los templos de referencia de la Semana Santa: ¿afectará a la salida procesional del próximo Martes Santo? El hermano mayor de San Esteban, Jesús Bustamante, es categórico. “Son obras menores. Ni el templo se cerrará al culto ni afectará a la hermandad el Martes Santo”. En esa misma línea se manifestaron fuentes oficiales del Arzobispado.


El edificio tiene un nivel de protección A y está dentro del Plan Especial de Protección del Sector 4 Santa Catalina - Santiago. Se trata de un Bien de Interés Cultural (BIC) en el que, por su condición, el informe de la Comisión Provincial de Patrimonio Histórico, dependiente de la Consejería de Cultura, entiende que debe “establecerse una cautela arqueológica consistente en estudio de paramentos exteriores y control de los picados de dichos paramentos”. Al final de la intervención, los arquitectos deberán presentar también una memoria explicativa de la intervención.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Backstage: Los conciertos navideños copan la programación musical
chevron_right
Aprueban subir el agua, bajar basura y suplemento a pisos turísticos