Actualizado: 12:33 CET
Martes, 22/09/2020

Granada

Dos identificados en Granada por ciberestafas que ascendieron a 13.500 euros

Estas la realizaban con el método conocido como 'phising', y fueron denunciadas por dos vecinas en los primeros días del mes de agosto

  • Un agente de la Policía.

La Policía Nacional de Granada ha identificado a dos presuntos ciberdelincuentes como supuestos autores de sendas estafas bancarias perpetradas con el método conocido como 'phising' y denunciadas por dos vecinas en los primeros días del mes de agosto.

Según ha informado la Policía Nacional en una nota de prensa, en el primer caso, la víctima se refirió a una transferencia bancaria realizada "usurpando su identidad por importe de 10.000 euros, cuya presunta autora ha sido identificada como una mujer brasileña de 46 años".

En la segunda denuncia, el valor total de lo estafado asciende a 3.500 euros y el presunto autor sería un varón de 21 años de origen venezolano y nacionalidad portuguesa. Ninguno de los identificados contaba con antecedentes policiales anteriores a los hechos y se continúan las gestiones para su detención.

En los hechos de que daba cuenta la primera denuncia, la autora se hizo con los datos de la víctima cuando ésta entró 'on line' en su cuenta le apareció una página que parecía ser de su entidad bancaria en la que se le pedía que introdujese una serie de datos personales para verificar su identidad.

Tras seguir todos los pasos e introducir la información solicitada, recibió un mensaje en su teléfono móvil en el que le indicaban que la transferencia por importe de 10.000 euros había sido correcta. Posteriormente, recibió nuevos mensajes informándole de otros intentos de transferencia que se habían llevado a cabo. La perjudicada contactó con su banco donde le informaron de que "nunca realizan comprobaciones solicitando el tipo de datos facilitados y fue cuando se percató de la estafa".

Los agentes iniciaron la investigación y, una vez recopilados los datos necesarios, llegaron a la identificación de la presunta ciberdelincuente, una mujer de 46 años de edad domiciliada en la provincia de Tarragona.


La segunda denuncia se recibió pocos días después, y en ella una señora informó a los agentes de "la realización fraudulenta de numerosos cargos y traspasos usurpando su identidad tanto entre cuentas cuyos titulares son miembros de su familia como entre otras que le eran ajenas".

Su entidad bancaria había podido recuperar muchos de ellos excepto un reintegro de 500 euros realizado a través de un proveedor de servicios de pago instantáneo entre particulares y otro de 3.000 euros efectuado mediante una transferencia 'on line'.

En esta investigación los agentes averiguaron lo sucedido y comprobaron que los datos de las operaciones realizadas se habían obtenido de forma fraudulenta utilizando información bancaria del cliente estafado cuyo presunto autor ha sido identificado como un varón de 21 años domiciliado en Barcelona.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Un joven de 20 años como supuesto autor del fuego de Güéjar al quemar pasto
chevron_right
Finge ser su hermano para evitar ser detenido por circular sin carné en Granada