Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Miércoles 29/06/2022  

Cádiz

Barroso sobre Kichi: "Cuando los gestos sustituyen a la política se dan las contradicciones"

Esta semana hemos tenido el placer de charlar con José Antonio Barroso, quien fuera alcalde de Puerto Real durante 28 años. Sus palabras no dejan indiferentes a nadie como su opinión sobre lo que está ocurriendo con el alcalde de Cádiz, José María González, y la Semana Santa. Pasen y lean...

Publicidad Ai Publicidad AiAndaluc�a Informaci�n Publicidad Ai
Cargando el reproductor....

Esta semana hemos tenido el placer de charlar con José Antonio Barroso, quien fuera alcalde de Puerto Real durante 28 años, en dos etapas distintas… “A la política actual le sobran los gestos y le falta contenido”. Habla José Antonio Barroso, ex alcalde de Puerto Real. Con él hemos dado un sucinto repaso a la actualidad política nacional, regional y local y como siempre, sus opiniones no dejan indiferente a nadie. Habla claro porque sencillamente sabe perfectamente de lo que habla.

-¿Qué está haciendo ahora José Antonio Barroso?

-Trabajo en una empresa del empresa dedicada a los trabajos eléctricos en el sector Naval, Proelsur, que tiene su sede social y su actividad principal en Puerto Real, y por razones de trabajo vivo a tiempo casi completo en La Habana, en Cuba.

-¿Y Puerto Real?

-Vengo dos o tres veces al año para ver a mi familia, a mis niñas, a mis nietos, a mis amigos, a los que echo de menos.

-Y la política en Puerto Real, ¿la echa de menos?

-Echo de menos la política en general. En Cuba no hago política partidista, evidentemente, pero sí que apoyo las medidas que está tomando el gobierno, soy un defensor a ultranza de las políticas que está llevando a cabo el presidente Raúl Castro, todo el mundo sabe de mi condición de castro-comunista, que era una forma peyorativa que aquí se utilizaba para descalificarme, pero evidentemente echo de menos la política española, echo de menos opinar, emitir juicios.

-¿Cómo se vive allí la reapertura de de las relaciones con Estados Unidos?

-En realidad quien decide romper las relaciones con Cuba fue Estados Unidos, no al revés. Quien decide aplicar políticas extraterritoriales, genocidas y de bloqueo es Estados Unidos. Cuba es un país pequeño, indefenso, con un alto sentido patriótico, con un sentido de la dignidad y una capacidad de resistencia inconmensurable, por son los Estados Unidos quienes deben dar el primer paso. Raúl Castro ya ha comentado que para que se restablezcan las relaciones y regrese la normalidad tienen que acabar con el bloqueo, tienen que resarcir a tantas víctimas como ha propiciado ese bloqueo y las acciones terroristas promovidas por Estados Unidos en Cuba y fuera de Cuba, como por ejemplo en embajadas y países extranjeros como Barbados cuando produjeron la explosión y muerte de todos los ocupantes del avión, y por supuesto el restablecimiento de la integridad territorial, es decir, devolver la base aeronaval de Guantánamo, ocupada ilegalmente durante más de un siglo.

-Y que ha sido últimamente utilizada para unos fines muy poco éticos…

-Unos fines tan despreciables como la propia política norteamericana. Tener allí en Guantánamo a supuestos terroristas, sin estar acusados, sin haber sido juzgados… Y es que se consideran los nuevos césares del nuevo Imperio Romano, pues resulta que hacen de su capa un sayo, tienen un sentido muy particular de lo que significan los derechos humanos, lo que significa la soberanía de los pueblos y como tienen el control de la práctica totalidad del mundo mediático, pues son capaces de crear una corriente favorable a algo tan infame como es tener recluidas, retenidas, sin estar acusadas pero sí sometidas a tortura a centenares de personas. 

-Regresamos a España. El año 2015 ha sido un año repleto de elecciones en las que ha irrumpido con fuerza un partido como Podemos… ¿qué opinión le merece?

-Yo fui uno de los primeros sorprendidos, quizás porque no tenía acceso a la información que llegaba desde España, entre otros motivos porque no tenía acceso a internet y porque tampoco tenía mucho interés en enterarme, pues fui uno de los primeros sorprendidos al comenzar oír hablar sobre Pablo Iglesias. Sobre el por qué de las razones para emerger tan rápido, más adelante me fui dando cuenta de que esas razones en la base del comportamiento de la gente. La gente estaba harta del sistema de partidos tradicionales y ese hartazgo da como resultado esas reacciones. Pero cuando fui interesándome más por el tema, detecté situaciones sorprendentes porque no eran usuales. En el Imperio Romano, cuando se daba un hecho delictuoso. En esos casos, el investigador se preguntaba ‘Cui prodest’, es decir, a quién interesa, a quién beneficia. Entonces, comencé a hacerme esa misma pregunta. Y Podemos es el resultado del hartazgo, pero también de la propaganda. El fenómeno de Pablo Iglesias como tertuliano en Cuatro, en La Sexta, fundamentalmente, logró un comportamiento electoral masivo. Es un fenómeno que hay que tener muy en cuenta. Y es que eso quiere decir lo fácil que es hacer un líder o favorecer una corriente positiva hacia una opción política. Es algo a tener muy en cuenta y debería ser estudiado en las facultades de ciencias de la información. Luego se ha visto que consecuencia de esa cobertura a Podemos, se ha propiciado un proceso de aluvión que me recuerda a los primeros años del PSOE tras su legalización. En la época de la clandestinidad los que militaban en el PSOE cabían en una furgoneta. Y de buenas a primeras se abrieron dos mil casas del pueblo con el apoyo de la socialdemocracia alemana, de la secretaría de Estado de Estados Unidos, con la socialdemocracia sueca, etc. Y fue entonces cuando entraron al PSOE gente de todo tipo lo que ayudó a sus resultados electorales. Pues algo parecido ocurre con Podemos.

-¿Le ve largo recorrido a Podemos?

-Ahora están en un proceso de depuración interna. Un proceso que va a tener otros efectos como las contradicciones inherentes a la lucha del poder que forma parte de la condición humana y por tanto de la naturaleza de los partidos. Habrá que ver quién es la fuerza capaz de condicionar la estructura con una mayoritaria representación en la misma. Parece que hay una lucha entre los socialdemócratas que representa Íñigo Errejón y los anticapitalistas que dice representar Teresa Rodríguez. Por cierto, ella ha sido otra gran sorpresa para mí. La conocía cuando militaba en IU y luego en Izquierda Anticapitalista, y es obvio que en ambas formaciones no tuvo ningún recorrido, ni de apoyos ni de reconocimiento del electorado. Tuvo que refugiarse bajo las siglas de Podemos para emerger como una líder política y social que no fuimos capaces de ver en Izquierda Unida. Es difícil comprender que no sea nada en IU y ahora lo sea todo en Podemos.

-¿Es la marca?

-La marca y la tendencia social. En Cádiz se presentó y la votó la familia.

-¿Se lleva votos Podemos de Izquierda Unida?

-Sin duda. La principal víctima del fenómeno de Podemos es Izquierda Unida. Pero no solo por los votos que le quitan, sino por aquellos votos que sociológicamente son de IU pero que no han votado a IU. Le leí a Julio Anguita, con el que tengo una entrañable amistad y mucho cariño, que lo que él quería hacer era lo que estaba consiguiendo Pablo Iglesias. Eso sí, considero que Anguita tiene más calidad política que Pablo Iglesias.

-Anguita también habló de la mercadotecnia, del marketing

-Sí, sí, aunque no lo leí. Pero la mercadotecnia es lo que se lleva hoy. Julio Anguita fue el primero que habló de ideas, de conceptos, de banca pública, no se vayan a creer los de Podemos que ellos lo han inventado. Lo inventamos nosotros.

- Podemos se hizo el pasado año con algunas alcaldías… ¿Cómo ve Puerto Real?

-No quiero ser un jarrón chino que está en medio de un pasillo, nadie sabe para lo que sirve y lo que hace es estorbar. Por lo tanto no voy a emitir juicio alguno sobre la situación de Puerto Real. Sí que me produce una cierta desazón algunas actitudes y algunas opiniones. No quiero emitir juicio alguno por si alguien pudiera pensar que hablo desde el resentimiento. Solo me voy a referir a un hecho. Esta semana se anunció la absolución de la señora Mónica González, y el alcalde, el señor Romero, hizo una serie de declaraciones. Primero, tengo que decir que me he alegrado muchísimo de que Mónica González haya sido absuelta. Pero cuando oí al señor Romero hablar de ello, dijo cosas sorprendentes en un político. Dijo que “ya sabemos que la justicia toma a veces decisiones injustas, pero en este caso la que ha adoptado es justa”. Eso es un error que denota las pocas tablas que este hombre tiene. No puedes decir que la Justicia no siempre adopta decisiones justas, pero en este caso sí porque te toca a ti. Es decir, la justicia depende de tu opinión. Eso no lo puede decir un alcalde. También me gustaría decirle que al menos Mónica González ha tenido la suerte de ser juzgada por los tribunales de justicia, pero hay personas, como yo, que fueron acusadas, juzgadas y condenadas por una parte importante del entorno del señor alcalde. Por ejemplo, con los supuestos hoteles que tengo en Cuba o por las supuestas prácticas fraudulentas y corruptas. A los únicos que veo en los medios de comunicación condenados y juzgados por corrupción son incluso algunos miembros de una determinada Casa de este país, la primera de este país, a los que yo califiqué de corruptos y por lo que me condenaron a mí. Pero que yo sepa yo sí que fui acusado, juzgado y condenado por una parte del entorno de los que gobiernan hoy Puerto Real. Así que no me queda otra que decirle al Señor alcalde de Puerto Real que crea en el Estado de Derecho y en la Justicia, que casi siempre más tarde que temprano pone a cada uno en su sitio.

-Y en Cádiz con José María González, Kichi, en estos ocho meses han tenido más repercusión las polémicas por una política que acusan está más basada en gestos que en hechos. ¿Qué opinión le merece?

-Eso es lo que sustituye hoy en día a la política, la gestualidad.

-¿Le falta contenido a la política actualmente?

-Le sobran gestos y le falta contenidos. Los contenidos serían los que van en contra de los dictados de la política tradicional y sobre todo de los poderes fácticos y económicos financieros, a los que por más que digan, estos de Podemos tampoco se quieren enfrentar. Está claro que ya no hablan de Banca Pública, pero en IU sí… Están modificando lo que originalmente dijeron…

- Por ejemplo, sobre la OTAN y sus bases en España

-Exacto. Ahora no quieren denunciar el tratado con Estados Unidos. A esa situación se llega porque hay una parte importante de este país que ha votado a Podemos por todo aquello que ofertaba y decía. Quizás la posibilidad de tocar pelo, tocar gobierno, y por tanto la necesidad de ir acompasando es lo que hace que esté modificando su comportamiento y sus opiniones. Pero se les nota que es un giro copernicano, quizás si fueran más sutiles tendrían mejores resultados.

-¿Cómo vive toda esta amalgama de casos de corrupción política?

-Siempre dije que los partidos políticos es la superestructura de la estructura. Es un reflejo de la sociedad. Los partidos políticos son corruptos porque la sociedad lo es. El propio sistema de partidos favorece la corruptela porque favorece la opacidad. La corrupción no ha sido abortada a tiempo y forma parte del sistema.  Es corrupto el sistema financiero, el sistema bancario, se ha comportado de forma corrupta la más alta esfera del Estado, también el clientelismo de los partidos y su militancia. El PSOE en primer lugar fue el auspiciador de este sistema que luego mantuvo el PP. Los dos se sienten cómodos en este sistema. Lo único que lo solucionaría es una catarsis electoral que eche a patadas el sistema actual. Por ejemplo, en el caso de la Infanta resulta sorprendente el comportamiento del fiscal y sobre todo la falta de respeto del fiscal y de los partidos políticos (me gustaría saber la opinión de Podemos) cuando habla el fiscal de que esta persona no tiene ni idea de lo que ha pasado cuando ha formado parte del consejero de administración, siendo titular del 50 por ciento de la participación y llevando 30 años trabajando en La Caixa. Una de dos, o está negando la mayor o sencillamente en La Caixa le están regalando el dinero.

-¿Muchos gestos?

-Exacto, y poco contenido. Volviendo al alcalde de Cádiz, el señor González, que por cierto para mí era absolutamente desconocido. No soy un hombre de Carnaval, me quedé en Paco Alba y Antonio Martín. Este señor (por el alcalde) no sé en qué chirigota estaba, era un desconocido para mí. Pero cuando son los gestos los que sustituyen a la política pues se dan contradicciones y falsos debates como el del Nazareno, como el del Bastón de Mando o como la Medalla que para ponérsela hay que inclinar la cerviz. Voy a decir una cosa, no soy un ejemplo para nadie, solo para mis hijas y nietos. En este país falta naturalidad. Cuando entré a la Alcaldía en el año 1979, lo primero que hice fue quitar el crucifijo, lo hice con una naturalidad absoluta, lo mandé a otra dependencia y ya está. No llamé a los fotógrafos, ni mandé una nota de prensa. Cuando quité el cuadro del Rey, idem de lo mismo. Cuando en el año 79 comencé a sustituir los nombres de las calles y la simbología franquista tampoco llamé a nadie. Lo hicimos de forma consensuada y con sentido común. Fluyó con normalidad.

-¿Y la Semana Santa?

-Yo que venía del seminario, aunque alguno dirá que con lo demonio que es, al igual que Stalin, venía del seminario. Yo, que además no nunca tuve relación alguna con las cofradías, pues no fue a las procesiones. Iba con mi mujer y mis niñas, me ponía en una acera y las veía pasar. Nunca fui delante con una vara, ni detrás como penitente. Sé que mucha gente en IU y en el PC con el argumento de que el lugar que ocupa la izquierda si no lo ocupa, lo ocupa la derecha. Esa era la teoría de Rosa Aguilar cuando salía en Córdoba con mantilla. Mi opinión es otra, es que si se hacen las cosas con naturalidad y se explican, no pasa nada. He tenido una magnífica relación con los curas de mi pueblo y a todos le decía lo mismo, si las procesiones son una manifestación religiosa, pues que vayan los creyentes. Pero qué hacen los políticos ahí metidos, eso tiene una reminiscencia franquista. Acabemos con ella…

-Cierto, la naturalidad es lo importante…

-El señor José María González dijo que inclinó la cerviz para que le pongan la medalla porque es tradicional y ahora dice que no quiere ir delante con el bastón de mando, pero que va en penitencia. Mire usted, ese es el problema de la gestualidad como sustituto de la política. A la gente se le tiene que decir las cosas con naturalidad. No voy a las procesiones porque les respeto tanto a los creyentes que me parece un acto de hipocresía que yo, que soy ateo, vaya con una vara o detrás rezando. Me parece peor ir detrás rezando, o supuestamente rezando, o en compañía de gente que reza, porque alguien le puede decir tú qué haces aquí, que ir delante porque tiene una justificación institucional aunque yo no la vea.

-Cambiando de tema. ¿Le perjudicó a IU su pacto con el PSOE en la Junta? ¿Le pasó igual que al PA?

-Evidentemente la política que hizo IU fue muchísimo más avanzada, influyó bastante más que la del PA, que tuvo más de clientelar. El problema está cuando contrapones a una persona con ese afán de notoriedad como es Susana Díaz a una persona con tan poco atractivo político y mediático como Diego Valderas. Creo que IU podía haber tenido una persona, cualquiera, mucho más relevante para poner al frente para enfrentarla a otra persona con tan poco bagaje político, intelectual e ideológico como Susana Díaz. El problema es que es una cretina a tiempo completo, si lo fuera a tiempo parcial uno la podría soportar. Pues a ese fenómeno político llamado Susana Díaz, de tan bajo nivel, IU puso a un cenutrio como Diego Valderas. Y eso se vio en las urnas.

-Por último, ¿habrá elecciones en junio?

-Estuve leyendo unos comentarios de Pedro J. Ramírez y me doy cuenta cómo se está moviendo el interés del poder real en este país. Dice que cualquier cosa menos elecciones y yo digo que por qué no elecciones. Por qué meter con calzador una solución a base de suma de partidos y de votos que no se traducen en políticas y no una auténtica convulsión social y electoral y política como sería, a vista de lo que está sucediendo, emitir votos en forma de patadas en las nalgas a todos estos mastuerzos. ¿Por qué se le teme tanto a votar? Además sería bueno prepararnos para unas nuevas elecciones y hacer preguntas que nadie quiere responder. ¿Cuál va a ser la posición de España respecto de la Troika, respecto de Europa? ¿Qué nos han dado y a cambio de qué? Recuerdo que los únicos que nos opusimos a Maastricht fuimos nosotros, IU y el PC. El PSOE, el mismo que acordó en una mesa camilla con el PP, modificar el artículo 135 de la Constitución para darle prioridad y prevalencia al pago de los intereses de deuda pública a los grandes mercaderes frente a la política social. Esos no pueden venir ahora a decir que van a arreglar el país. Y Podemos debe decir cuál es la posición que tienen en relación a lo que acabo de comentar. Sí que la tiene Alberto Garzón al que auguro una gran proyección si tuviera al menos una décima parte de la cobertura mediática que le han dado a Pablo Iglesias.

TE RECOMENDAMOS