Actualizado: 00:14 CET
Lunes, 25/03/2019

Granada

Condenado a 13 años y medio de cárcel por matar a joven en un tiroteo

Los hechos ocurrieron en marzo de 2017. La Audiencia de Granada lo absuelve del delito de tentativa de homicidio contra el hermano de la víctima

  • Audiencia de Granada.

La Audiencia de Granada ha condenado a trece años y medio por un delito de homicidio y otro de tenencia ilícita de armas al hombre que, el pasado diciembre, fue declarado culpable por un jurado de matar a un joven durante un tiroteo ocurrido en marzo de 2017 en la zona norte de esta capital andaluza.

El fallo judicial, condena a Rafael R.R. como autor del homicidio a la pena de doce años de prisión y como autor de la tenencia ilícita de armas a otro año y seis meses más de cárcel, además de al pago de la mitad de las costas procesales.

Asimismo, conforme al veredicto emitido, la Audiencia lo absuelve del delito de tentativa de homicidio contra el hermano de la víctima, que resultó herido en la trifulca, del que también fue acusado inicialmente.

A la otra procesada en el juicio, que acogió el pasado diciembre la Sección Primera, la absuelve a su vez del delito de encubrimiento por el que fue juzgada.

En concepto de responsabilidad civil el condenado deberá indemnizar a los padres de la víctima, de acuerdo al fallo, en la cantidad conjunta de 130.000 euros, y a cada uno de sus hermanos en otros 60.000.

Durante el juicio, la Fiscalía mantuvo en sus conclusiones definitivas su petición de 20 años y medio de prisión para el principal acusado, y su solicitud de dos años de cárcel para la otra procesada por este caso, a la que atribuía encubrimiento, mientras que la defensa del principal acusado retiró la acusación que ejercía contra ella.

El Ministerio Público modificó además el relato inicial de hechos y retiró finalmente del mismo la participación que atribuía a un menor sobrino del principal encausado, quien declaró en el juicio.

El tiroteo ocurrió el 9 de marzo de 2017 en la zona norte de Granada y el acusado, Rafael R.R., aseguró en la vista oral que actuó para defenderse, que en el momento de los hechos estaba "en shock" y que no tuvo intención de dañar a nadie.

Insistió en que su intención fue arrebatar el arma a uno de los supuestos atacantes en el entorno de la vivienda de su sobrino, a la que había acudido tras escuchar ruidos de un altercado, porque le "llovían las balas por todos lados".

Según su declaración, en un momento determinado logró arrebatar el arma a uno de los presentes y, en ese "estado de shock", no supo ni a quién ni cuántos disparos efectuó, ni quién resultaría herido. 

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Una rompedora visión histórica de la Piedad para la Semana Santa
chevron_right
Orce pide combinar la investigación con la visita de sus yacimientos

¿Cansando de leer noticias?

Andalucía Información pone a disposición de sus lectores un servicio gratuito de lectura dictada. Entra en cualquier noticia y pincha sobre el botón rojo que hay debajo de la foto.