Actualizado: 16:44 CET
Domingo, 08/12/2019

España

Los empresarios catalanes piden "estabilidad política"

Marull (PwC) aboga por "generar confianza" entre todos los agentes económicos

  • PRESENTACIÓN DEL INFORME 'TEMAS CANDENTES DE LA ECONOMÍA CATALANA'.

Los empresarios catalanes reclaman "estabilidad política" para poder sacar todo el potencial de crecimiento de la economía de Cataluña y evitar que el actual contexto de desaceleración de la actividad vaya a más e impida que la economía catalana vuelva a crecer por encima de la media del conjunto de la economía española.

Ésta es una de las principales conclusiones del informe 'Temas candentes de la economía catalana', elaborado por PwC a partir de la opinión de una representación del empresariado de Cataluña, y que ha sido presentado este lunes en Barcelona en la sede de la patronal Foment del Treball.

El acto ha contado con la participación de la ministra de Economía en funciones, Nadia Calviño; la consellera de Empresa y Conocimiento de la Generalitat, Àngels Chacón; el presidente de PwC, Gonzalo Sánchez; el presidente de Foment del Treball, Josep Sánchez Llibre; el presidente del Círculo de Economía, Javier Faus; y el socio responsable de PwC en Cataluña Ignacio Marull, y el presidente de Fira de Barcelona, Pau Relat.

Los directivos entrevistados creen que, si la inestabilidad política no lo impide, Cataluña dejará de crecer por debajo de la media del conjunto de España y recuperará su liderazgo.

Consideran que la apuesta por la exportación que realizaron sus compañías durante la última crisis financiera las sitúa ahora en una posición de mayor fortaleza ante una posible desaceleración de la demanda interna.

Los empresarios destacan que Cataluña tiene una "situación geográfica privilegiada y un gran potencial para seguir siendo la primera economía del país", pero también creen que es necesario recuperar la estabilidad política y generar confianza.


Piensan que las incertidumbres externas --como el Brexit, tensiones comerciales, situación de la economía alemana, cierto agotamiento de las ventas de automóviles-- e internas pueden haber afectado a las inversiones y a la creación de nuevas oportunidades.

Les preocupa especialmente la polarización de la sociedad catalana y los efectos económicos adversos que ésta pueda tener.

Los empresarios se muestran, además, muy preocupados por el empleo y por el hecho de que el mercado laboral en Cataluña siga sin recuperar un tercio de los puestos de trabajo que se destruyeron durante la crisis económica.

FLEXIBILIDAD EN LA CONTRATACIÓN

Valoran positivamente la reforma laboral, piden seguir mejorando la flexibilidad en la contratación, con una simplificación de las modalidades de contratos, y fomentando el trabajo a tiempo parcial para dar respuesta a las necesidades de sectores como el comercio o el turismo.

En el informe, no muestran una opinión unánime a la hora de analizar las consecuencias del traslado de las sedes de las empresas fuera de Cataluña que se produjo después de la celebración del referéndum del 1 de octubre de 2017.

MAYOR SEGURIDAD JURÍDICA

Mientras una parte de los empresarios cree que solo tiene un efecto social y estético, otra asegura que afectará al empleo y a la inversión a largo plazo.

En lo que sí que coinciden casi el 75% de los empresarios es que sería necesaria mayor seguridad jurídica y estabilidad política para conseguir el retorno de las sedes sociales de esas compañías.

SEGURIDAD Y MOVILIDAD

En ese sentido, el socio director de PwC en Cataluña, Ignacio Marull, ha indicado durante la presentación del informe que los empresarios ven el contexto político en Cataluña como un tema a largo plazo pero que ponen el foco en "garantizar" la seguridad y la movilidad.

Ha señalado que el empresariado no tiene una "opinión generalizada" sobre la marcha de sedes sociales fuera de Cataluña producida a partir de octubre de 2017, y que cree que puede tener consecuencias a medio y largo plazo pero no en el corto.

"GENERAR CONFIANZA"

Marull ha resaltado que el informe también concluye que la desaceleración en los últimos dos años en Cataluña ha sido mayor que en el resto de España, como consecuencia del mayor peso de la industria y una economía más expuesta al sector exterior.

Ha resaltado que se debe "generar confianza" entre todos los agentes económico para impulsar la economía catalana, además de promover un nuevo plan de colaboración público-privada, teniendo en cuenta los beneficios que ha supuesto en esta región.

POTENCIAL "TREMENDAMENTE ENORME"

Por su parte, el presidente de PwC España, Gonzalo Sánchez, ha puesto en valor que la economía catalana tiene un potencial "tremendamente enorme", y ha abogado por usarlo ante un escenario político y social complejo.

Sánchez ha resaltado que confía "plenamente en la fortaleza y el potencial" de Cataluña y ha defendido aprovecharlas al máximo, sobre todo, teniendo en cuenta su tejido empresarial emprendedor y el valor de su capital, Barcelona.

También ha sostenido que se debe focalizar esfuerzos en objetivos que unan a los empresarios, como fortalecer la economía española, y ha considerado que prefiere un "gobierno valiente" que comprenda la importancia de la economía y encare las reformas necesarias, antes que conformar uno que solo prime la estabilidad.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Alazán sobrevive al amor
chevron_right
Noviembre deja 291 parados menos en Sevilla capital