Actualizado: 23:00 CET
Lunes, 14/10/2019

Sevilla

Patrimonio pide demoler el edificio regionalista de San Bernardo

La Comisión Provincial ha analizado el "colapso" sufrido por este edificio histórico de Sevilla y pide un "proyecto de demolición" ante el estado del inmueble

  • Estado del edificio el pasado mayo.

La Comisión Provincial de Patrimonio Histórico de Sevilla, adscrita a la Consejería de Cultura, ha analizado en una de sus últimas sesiones la "descomposición de la fábrica, los derrumbes debido al pésimo estado de la edificación, la situación de colapso de los muros y la inestabilidad generalizada" del inmueble correspondiente al número 14 de la calle Eduardo Dato y en número tres de San Bernardo, planteando la necesidad de "un proyecto de demolición" de este edificio sujeto a una reciente controversia.

Se trata, en concreto, del edificio de viviendas correspondiente al número 14 de la calle Eduardo Dato, conectado con el número tres de la calle San Bernardo, toda vez que ambos están incluidos en el "entorno incoado" respecto a la protección de la que goza la antigua Fábrica de Artillería, parcialmente restaurada y futuro contenedor cultural de la ciudad. Ambos inmuebles gozan de un grado de protección "ambiental" y el número 14 de la calle Eduardo Dato, además, está reconocido como edificio regionalista, con la obligación de conservar su fachada y "elementos definitorios de su tipología", según la documentación recogida por Europa Press.

"El expediente se examina por cuanto el proyecto contempla la demolición de elementos protegidos", detalla el acta de la Comisión Provincial de Patrimonio, recogida por Europa Press. Dicho documento precisa que "de la documentación presentada se evidencia el deterioro de los restos que se han mantenido, a partir de su realidad constructiva, como elementos de baja calidad, muy intervenidos y mal, a lo largo de su dilatada historia", figurando "un segundo informe que traslada ya una situación de colapso de los muros de medianera y su estructuras provisionales de estabilización en relación con la fachada de San Bernardo 3, donde ya se proponía la demolición de un muro".

Por ello, determina la Comisión que "dada la descomposición de la fábrica, los derrumbes debido al pésimo estado de la edificación, la situación de colapso de los muros y la inestabilidad generalizada de la estructura", "se ha de presentar un proyecto de demolición de la edificación", previo al cual será necesario plantear "medidas de seguridad para garantizar la estabilidad de los restos".

Este inmueble, por cierto, fue hace años sometido a un procedimiento de venta forzosa ante el incumplimiento del deber de rehabilitar o edificar de sus propietarios, por un importe total de 106.944 euros.


EL AVISO DE ADEPA


Pues bien, el caso es que después de que el número 14 de la calle Eduardo Dato ya fuese objeto de unas obras de reforma con efectos sobre su fachada, Adepa alertaba meses atrás de que el edificio estaba siendo objeto de obras "de derribo", en un contexto en el que tras ser aprobado el documento definitivo del catálogo de protección de la arquitectura regionalista del barrio de Nervión, el Gobierno local socialista anunciaba una nueva modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), para incluir en su catálogo periférico y por tanto proteger 33 inmuebles regionalistas más ubicados en los distritos Triana, Nervión, Sur, Bellavista-La Palmera y San Pablo, siempre según el valor patrimonial de dichos edificios.

Frente a dicho aviso de Adepa, el concejal de Hábitat Urbano, Antonio Muñoz (PSOE), negaba que hubiese sido autorizado derribo alguno respecto a este edificio. El concejal socialista, así, detallaba que la Gerencia de Urbanismo mantenía "un expediente abierto por problemas de conservación desde 2003" respecto a dicho edificio, inscrito además en el Registro Municipal de Solares y Edificaciones Ruinosas, y había concedido "una licencia de obras de rehabilitación para llevar a cabo la reforma general de la edificación existente", autorización avalada por la Comisión Provincial de Patrimonio Histórico.


LA AUTORIZACIÓN

Fruto de la actuación autorizada, según Muñoz, "resultará un edificio de tres plantas y un ático destinado a ocho viviendas". "La Gerencia de Urbanismo no ha concedido ninguna licencia de derribo ni de demolición en este edificio. No obstante, se revisará si la actuación que se está llevando a cabo se ajusta a licencia", indicaba el concejal.

Más recientemente, en concreto a finales de julio de este año, la Comisión Provincial de Patrimonio analizaba una "nueva documentación" acerca de la situación del edificio, precisando que el mismo carece de inscripción específica en el Catálogo del Patrimonio Histórico de Andalucía pero está abarcado por el plan especial de protección del sector 12 del Conjunto Histórico y Artístico de Sevilla, correspondiente al entorno de San Bernardo.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
chevron_left
Ratificada la condena al loco del chándal: 2.550 euros de multa
chevron_right
Pascual González y Cantores de Híspalis se unen a la circunnvavegación