HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 15:05 CET
Miercoles, 23/10/2019

Sevilla

El Virgen del Rocío elimina cirugía en enfermedades digestivas

El divertículo de Zenker provoca problemas de aspiración de comida que merma la calidad de vida al tener que alimentarse sólo con líquidos o por sonda

  • Servicio de Endoscopia del Virgen del Rocío.

El servicio de Endoscopia del Hospital Universitario Virgen del Rocío de Sevilla ha resuelto los problemas digestivos por divertículo de Zenker a través de esta técnica mínimamente invasiva, que evita que el paciente tenga que pasar por el quirófano y un postoperatorio ingresado en el hospital.

El divertículo de Zenker es una bolsa que se forma en el cuello de manera paralela al esófago. Aparece con la edad por debilidad de la pared posterior del esófago, a la altura del esfínter esofágico superior, según ha informado el centro hospitalario en un comunicado.

El problema llega cuando la bolsa aumenta de tamaño y la comida se desvía a ésta, con el consiguiente riesgo de aspiración. También provoca importante dificultad para comer con notable reducción de la calidad de vida, al tener que alimentarse a veces solo con líquidos o incluso a través de una sonda.

Hasta la fecha, un total de 22 pacientes se han beneficiado de esta técnica, por lo que el Hospital Universitario Virgen del Rocío es uno de los centros hospitales que más experiencia muestran en este novedoso procedimiento. De hecho, en la actualidad ha convertido la endoscopia en tratamiento de elección para los pacientes que sufren de divertículo de Zenker, ya que mejora la deglución entre el 80 y el 90 por ciento de los casos tratados.

El abordaje tradicional de esta patología es quirúrgico mediante una cirugía compleja del cuello, que consiste en grapar este divertículo para después resecarlo. Esto requiere que el paciente se quede ingresado durante varios días y mayor riesgo de complicaciones.

Frente a ello, los especialistas del complejo hospitalario sevillano se han formado para poder resolverlo por endoscopia. El tratamiento endoscópico consiste en cortar el tabique que forma la bolsa, pasando el alimento fácilmente al esófago y evitando su retención el en divertículo.


El paciente inicia la ingesta a las 12 horas del procedimiento, y a las 24 horas se puede marchar a casa, una vez los profesionales comprueban que todo ha ido bien. Se trata, por tanto, de un "importante avance para la salud y la calidad de vida" de las personas que padecen este problema de salud.

El servicio de Aparato Digestivo, que integra la unidad de Endoscopias, está dirigido por el doctor Juan Manuel Bozada García. En la actualidad, los endoscopistas Francisco José García Fernández y Adalberto Rincón Gatica abordan el tratamiento de esta patología y están incorporando, junto con el resto de los compañeros endoscopistas, otros procedimientos cada vez más complejos que se resuelven por esta vía mínimamente invasiva.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
chevron_left
Estudiantes diseñan una pulsera que detecta el peligro de acoso
chevron_right
Premian una investigación sobre el cáncer de mama del Macarena