Actualizado: 09:52 CET
Domingo, 19/01/2020

Sanlúcar

Satisfacción por la declaración BIC del Convento de las Descalzas

El Gobierno local agradece las muestras de apoyo e interés de colectivos y ciudadanos que se movilizaron para pedir la permanencia de los bienes

  • El alcalde, inspeccionando el Códice Barrameda que se conserva en Madre de Dios.

El Gobierno local ha mostrado su satisfacción por la declaración como Bien de Interés Cultural (BIC), con la tipología de Monumento, del convento de Santa Teresa de Sanlúcar de Barrameda, del siglo XVII, aprobado ayer por el Consejo de Gobierno de la Junta.

 Esa era la solicitud que había realizado el Ayuntamiento sanluqueño tras la marcha de las últimas monjas que habitaban el convento, que posee además diverso contenido de gran valor histórico y artístico.

Desde el Gobierno local se quiere agradecer sus muestras de apoyo e interés a todos los colectivos y ciudadanos que desde el primer momento han mostrado su preocupación por el futuro del inmueble y de su contenido.

Por su parte, la Asamblea Local de IU ha querido felicitar públicamente a toda la ciudadanía de Sanlúcar por conseguir preservar parte del patrimonio histórico de la ciudad, en referencia a la reciente declaración del Convento de las Descalzas como Bien de Interés Cultural (BIC). Una declaración que llega por parte de la Junta de Andalucía “gracias al compromiso de la sociedad civil y colectivos culturales que como Aula Gerión y Aseha han sido claves”, según la coordinadora local de IU Carmen Álvarez Marín, “para conseguir, con el respaldo además de más de 4500 firmas, esta inscripción del convento como BIC en la tipología de monumento”

 

El convento de Santa Teresa es un edificio emblemático de la localidad sanluqueña, que se erigió entre 1669 y 1675, debido al interés del vecindario y a las donaciones de dinero y joyas consignadas para tal fin en el testamento de la Duquesa de Medina Sidonia.

De planta rectangular, el edificio se distribuye en torno a tres patios y un jardín, completando el conjunto la iglesia, también rectangular y de una sola nave. Con posterioridad, también como fruto de varias donaciones, el cuerpo principal se completó con la construcción del noviciado y de los coros alto y bajo, no habiendo sufrido el convento significativas transformaciones desde entonces, salvo la ejecución, entre 1704 y 1705, del retablo mayor barroco que preside la iglesia y que se constituye en el elemento fundamental de su decoración.

La protección, además del inmueble, abarca a un total de 159 bienes muebles, vinculados al convento y que destacan tanto por su valor histórico, como artístico, documental y bibliográfico. Entre estos bienes muebles sobresale, dada su vinculación a la orden carmelita, desde al menos 1757, el conocido manuscrito de San Juan de la Cruz "Cántico Espiritual y Poesías", Cántico A. Asimismo, merece una mención especial una carta autógrafa de Santa Teresa, guardada en un relicario y fechada en 1850, o la importante colección de orfebrería, otra de niños Jesús, la biblioteca y otras muchas obras de arte que constan en los libros de inventario de convento.

 

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
A licitación proyectos para remodelar el eje patrimonial de Sanlúcar
chevron_right
Aqualia instala un cajero automático para el pago de recibos