Actualizado: 09:11 CET
Miercoles, 18/07/2018

Ronda

Finaliza la XIX Semana de la Música con gran respaldo del público

La calidad de los conciertos unidos a las magníficas instalaciones de la Real Maestranza provocaron una buena respuesta de los amantes de la música.

  • CONCIERTO

La XIX Semana de la Música de Ronda ha llenado la ciudad durante la pasada semana de multitud de personas amantes de la música. El evento ha sido organizado por la Real Maestranza de Caballería de Ronda y ha contado con la colaboración de la Fundación Unicaja Ronda, Ayuntamiento de Ronda, Conservatorio Elemental de Música Ramón Corrales de Ronda, Real Hermandad de la Virgen de la Cabeza de Ronda y Parroquia de Santa María de la Encarnación La Mayor de Ronda. El ciclo de conciertos se componía de cinco recitales. El pasado lunes 2 de julio, a las 21:00 horas, en el Picadero de la Real Maestranza de Caballería de Ronda, tuvo lugar el concierto del Conservatorio de Música Ramón Corrales de Ronda y de la Escuela de Danza de Pilar Becerra, bajo el título “Cinco lecciones de la Escuela de Bolero”. El concierto contó con una buena asistencia de público y los jóvenes lo dieron todo sobre el escenario. Al día siguiente el martes 3 de julio, a las 20:30 horas, en la Biblioteca de la Real Maestranza de Caballería de Ronda, el guitarrista Rafael Aguirre ofreció el concierto titulado “De Alemania a España: un viaje guitarrístico”. El concierto empezó con un vals paraguayo del compositor Agustín Barrios, conocido como el Chopin de las Américas, con una fuerte influencia europea y sabor latinoamericano. De ahí se pasó a Alemania, a las "Kinderszenen" de Schumann, o "Escenas infantiles". Posteriormente a Italia con Regordi, para terminar llegando a España de la mano de Joaquín Rodrigo y Francisco Tárrega. El miércoles 4 de julio, a las 21:00 horas, en el Picadero de la Real Maestranza de Caballería de Ronda, la orquesta La Madrileña dirigida por José Antonio Montaño, junto a la soprano Susana Cordón, interpretó “Zarzuela Barroca. 250 aniversario del fallecimiento de José de Nebra (1702-1768)”. El programa, interpretado con instrumentos barrocos, fue una oportunidad excepcional para los amantes de la música antigua de hacer un viaje a lo largo del siglo XVIII español. El jueves 5 de julio, a las 20:30 horas, en la Ermita rupestre Virgen de la Cabeza de Ronda, el grupo Zejel, compuesto por Iman Kandoussi (voz), Juan Manuel Rubio (santur, laud y zanfoña) y Álvaro Garrido (percusión), interpretaron “La memoria de Oriente: tradiciones musicales sefardí, cristiana y árabe”. Entre los siglos XI y XII surge en al-Andalus una forma poética y musical no conocida hasta entonces, el zejel. Ésta se desarrolla a partir de las Moaxajas andalusíes y va a ser fuente de inspiración para sucesivas generaciones, pudiendo rastrearse su influencia en toda la creación poética y musical, desde las Cantigas de Santa María compiladas por el rey Alfonso X el Sabio, hasta los romances y coplas encontrados en el Cancionero de Palacio, entre los siglos XV y XVI. De esta forma, los zéjeles, siendo composiciones cristianas inspiradas en las formas árabes, que a su vez bebían de toda la influencia persa o grecolatina de siglos atrás, son una metáfora perfecta del trasvase y fusión, el encuentro cultural único que supuso históricamente al-Andalus. Para finalizar el evento se llevó a cabo una actividad que este año no tuvo lugar en Ronda sino que se desplazó hasta Granada que fue el “XV Encuentro Música-Filosofía” en colaboración con el Patronato de la Alhambra y Generalife y el Festival Internacional de Música y Danza de Granada, que tuvo lugar el viernes 6 de julio, a las 22:00 horas, en el Palacio de Carlos V de Granada, la Orquesta Ciudad de Granada dirigida por Pablo Heras Casado, que interpretó “Memoria del Rojo, sinfonía No. 83 en Sol” de J. María. Sánchez-Verdú, “Sinfonía No. 83 en Sol menor Hob I/83, La Poule” de J. Haydn, “Sinfonía No. 31 en Re mayor K. 297 París” de W. A. Mozart. En general todos los conciertos celebrados en Ronda han tenido buen seguimiento aunque ya se sabe que la música clásica necesita quizás de un público más entendido. Aún así es de alabar el esfuerzo que cada año realiza la Real Maestranza de Caballería de Ronda por traer a la ciudad a músicos de primer nivel mundial, por poner sus instalaciones para que se lleven a cabo las actividades y por intentar despertar en el rondeño y en el visitante el amor por la música clásica. Sin duda está es una actividad que no sólo no debe perderse sino que hay que potenciar y apoyar desde el Ayuntamiento de la ciudad ya que enriquece la oferta cultural y pone a Ronda en el punto de mira de los amantes de la música.

COMENTARIOS

Andaluc�a Informaci�nPublicidad AiPublicidad AiAndaluca InformacinAndaluc�a Informaci�n Publicidad Ai