Actualizado: 16:35 CET
Martes, 11/08/2020

Cádiz

Los antiguos propietarios del Rey de Oros denuncian al nuevo gerente y le instan a devolver la fábrica

Los antiguos propietarios interponen una denuncia por estafa e incumplimiento de contrato contra Fernando Gracia, quien les dijo que detrás de la compra estaba Andrés Iniesta.Ambas partes casi llegaron a las manos. Además al parecer hay un auto de detención contra el nuevo gerente.

  • Imagen del auto de detención

La situación de la fábrica del Rey de Oros ha llegado ya a un límite insostenible. En la mañana de este martes, los antiguos propietarios de la empresa, miembros de la familia Aniceto Ramírez, acudieron de buena fe a la que fue su ‘casa’ para hacer entrega al nuevo dueño, el empresario Blas Fernando Gracia Abadía, de un documento en el que se reflejaban, según los primeros,"los incumplimientos del contrato" de compra-venta firmado en noviembre de 2015. Un documento remitido ya por burofax pero que al parecer Fernando Gracia se las apañaba para no recibir de forma oficial.

Ante esa situación, los antiguos dueños, con las trabajadoras del Rey de Oros y la Policía Local como testigos, tal y como aparece en el documento, decidieron personarse en la fábrica para hacerle entrega del mismo al nuevo gerente (Fernando Gracia). Pero para sorpresa de los antiguos propietarios y de todos los presentes, Gracia Abadía no sólo se negó a recibirlos, sino , según testigos, trató de echarles gritándoles que se fueran “de su fábrica”. Las trabajadoras, que también intentan cobrar las nóminas que se les adeuda, se llevaron por respuesta, tal y como indican a este medio, que “las nóminas os la pague Izquierda Unida o el Fogasa (Fondo de Garantía Social)".

El lío que se formó en la fábrica “fue gordo, no se llegó a las manos porque había gente presente que lo impidió”, pero la impotencia de los antiguos propietarios es enorme y su situación desesperada. No en vano se sienten "totalmente estafados" por un empresario que decía que detrás de él estaba la empresa del jugador de fútbol, Andrés Iniesta. Una jugada que, siempre supuestamente, ya había realizado en otros municipios, dando otros nombres de conocidos futbolistas y con otras muchas empresas, entre ellas Hogarsur SL, en El Puerto Santa María.

Pero sigamos con el relato de los acontecimientos. Tras el ‘pitote’ que se montó en la fábrica, a la que también tuvo que acudir la Guardia Civil, los antiguos dueños y los trabajadores se desplazaron hasta el Cuartel de la Guardia Civil en Barbate para interponer una denuncia contra Blas Fernando Gracia Abadía por “incumplimiento de varios términos del contrato, al no haber realizado la ampliación de capital para regularizar la situación de la empresa; no haber puesto al día el préstamo hipotecario con Caixabank y por no haber realizado las inscripción en el Registro Mercantil de las escrituras”, entre otros puntos del contrato. Por todo ello, los antiguos propietarios piden “la nulidad de pleno derecho del vínculo contractual formalizado y se abstenga de realizar gestión u operación en nombre del Rey de Oros” al nuevo propietario.

La familia Aniceto Ramírez se encuentra en una situación delicada porque en el Registro Mercantil aún no aparece la nueva empresa y siguen apareciendo ellos como propietarios. De hecho, al parecer a uno de los antiguos propietarios le ha llegado una orden de embargo personal a manos de la Seguridad Social por un montante de unos cien mil euros por “derivación de responsabilidad”.

Pero además, fuentes indican a este medio que supuestamente existe, y así nos lo han remitido, una auto judicial para la localización y detención de Blas Fernando Gracia Abadía  por orden del Juzgado de Instrucción Número 43 de Madrid, firmado por el juez Diego de Egea y Torrón para que sea la Unidad Central de Delincuencia Económica y Fiscal quien se haga cargo del caso. También se indica que está en conocimiento del Ministerio Fiscal. La orden data del 2 de octubre de 2015 pero no es efectiva hasta que no sea registrado el auto y se emita una orden de  localización y detención por la policía, con lo cual la Guardia Civil en Barbate no puede actuar todavía. Al parecer, todo hace indicar que a Fernando Gracia se le busca en calidad de imputado y para que testifique por una denuncia interpuesta por UBS Bank SA Unipersonal, quizás por el falso aval (que él no firmó) relacionado con su intento de compra de la inmobiliaria Hogarsur SL de El Puerto de Santa María.


A las dos de la tarde los antiguos propietarios del Rey de Oros procedieron a interponer la denuncia por estafa e incumplimiento de contrato contra Blas Fernando Gracia Abadía, en un nuevo episodio de esta rocambolesca historia que comenzó cuando este empresario se hizo con la conservera barbateña diciendo que la empresa del futbolista Andrés Iniesta estaba detrás de la compra, dato falso que se creyeron los antiguos propietarios, el Ayuntamiento, los trabajadores y los medios de comunicación. 

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Epremasa adquiere dos nuevos vehículos para ahorrar costes y reducir la contaminación
chevron_right
Detenido en Alemania el presunto responsable de la muerte de un anciano hace más de diez años