Actualizado: 12:20 CET
Viernes, 22/11/2019

Arcos

Gambín está satisfecho con las reuniones en los ministerios

La subvención de Fomento garantiza la continuidad de la obra en la ladera. El acuerdo con Hacienda para la deuda provocará un ahorro de entre 4 y 5 millones

  • El alcalde y la delegada de Hacienda a las puertas del Ministerio de Hacienda donde esta semana se han reunido con sus técnicos.

El alcalde de Arcos, Isidoro Gambín, se ha mostrado muy satisfecho de las reuniones celebradas en los ministerios de Fomento y Hacienda esta semana para profundizar en algunos proyectos y en la solución a varios problemas que arrastra el municipio y que requerían del desbloqueo institucional. El regidor ha aportado nuevos datos para, de inicio, admitir la inquietud que existe en los vecinos de La Verbena ante la aparente paralización de las obras, cuando en realidad los trabajos de la primera fase ya han tocado fin a expensas de la emisión de los controles de calidad.

Gambín se ha reiterado en el compromiso del Estado de aportar 587.000 euros más a las obras de consolidación de la ladera, con lo cual el inicio de la segunda fase de trabajos está garantizado, además porque tanto el Ministerio de Hacienda como la Abogacía del Estado han aprobado el gasto. Oficialmente, la primera fase habrá terminado el próximo 31 de este mes.

En Hacienda
Respecto a la reunión celebrada en Hacienda, el Ministerio ha aprobado al Ayuntamiento la operación por la que asume de nuevo la deuda municipal, pero con un interés por debajo del uno por ciento, lo cual reportará al Consistorio un ahorro de unos cuatro o cinco millones de euros. En este caso, se trata de pasar la deuda viva o bancaria al Estado en mejores condiciones. La virtud de esta operación radica en el allanamiento del terreno para la aprobación del Presupuesto General del Ayuntamiento y con ello permitir nuevas inversiones, ya que hasta ahora, al encontrarse el Presupuesto prorrogado, era imposible legalmente aprobar inversiones propias. En este sentido, el Ayuntamiento se viene sirviendo de una serie de subvenciones para la gestión de su día a día.

Gambín ha señalado a este respecto que no se podía aprobar un presupuesto si éste no contemplaba una serie de deudas hasta ahora no registradas, de ahí la necesidad también decompensar esas deudas con los ingresos. 

La operación planteada con el Ministerio pasa por dos años iniciales de carencia en los que el Ayuntamiento no tendrá que pagar nada al Estado. A partir de ahí, insiste Gambín, ladeuda se pagará por debajo del uno por ciento de interés. Ahora solo falta el visto bueno definitivo del servicio municipal de Intervención para que esta operación sea una realidad.

En tercer lugar, Gambín ha hablado de la reunión con el Sepes, del Ministerio de Fomento, para tratar el vacío legal que actualmente se está produciendo en el polígono industrial El Peral, ya que existen alrededor de 18 parcelas que no pueden ser vendidas por sus propietarios, que en ese caso tendrían que afrontar duras penalizaciones económicas.

La idea es que Fomento suavizará esas penalizaciones para que puedan vender sus parcelas. El Ayuntamiento enviará al Sepes una relación de afectados y los informes pertinentes para celebrar próximamente, tal vez, una reunión de la asamblea o junta general de propietarios.


En este mismo encuentro se abordó la situación de la Unidad de Compensación del polígono, prácticamente inexistente, de cara al mantenimiento de las instalaciones. Ya que estepunto no se cumple, no se descarta una recepción del parque empresarial por parte del Ayuntamiento, que así asumiría el mantenimiento “pero con condiciones” para los propietarios. Esa sería una opción, la otra sería la reactivación de la Unidad de Compensación.

En cualquier caso, propietarios y administraciones están obligados a entenderse en aras al futuro del polígono industrial.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
chevron_left
Ai-Pro aplaude que los menores puedan regresar a Los Paletos
chevron_right
Por un mundo más feliz