El tiempo en: Andalucía
29/11/2020

Sevilla

Cae una red asiática de producción y distribución de marihuana hacia Europa

La Guardia Civil ha desarticulado una red de origen chino que producía y distribuía marihuana con detenciones en Sevilla, Málaga, Huelva y Granada

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
  • Plantaciones desmanteladas.

La Guardia Civil ha desarticulado una red de origen chino dedicada a la producción y distribución de marihuana hacia países del norte de Europa con infraestructuras en varias provincias andaluzas, como Sevilla, Málaga, Huelva y Granada, en una operación en la que han sido detenidas 32 personas.


Los agentes han descubierto a tres ciudadanas de nacionalidad china que se encontraban en condiciones de semiesclavitud, ha informado la Guardia Civil en un comunicado, en el que da cuenta de que se han llevado a cabo 22 registros domiciliarios en las provincias de Sevilla, Málaga, Granada y Huelva, y se han aprehendido 6.800 plantas de marihuana en cultivo y más de 70 kilos de marihuana en cogollos lista para su distribución.

La investigación se inició el pasado enero cuando los agentes detectaron varios laboratorios de drogas en la comarca del Aljarafe sevillano, dirigidos por ciudadanos chinos, que tenían una compleja estructura endogámica, integrada por dos familias chinas, perfectamente jerarquizada y estanca, con una red de casas dedicadas al cultivo indoor de marihuana.

Los principales responsables de la red tenían una faceta empresarial “legal” regentando bazares, mediante los cuales financiaban y blanqueaban grandes cantidades de dinero procedentes del cultivo y venta de marihuana.

Además, utilizaban un esquema empresarial en tanto que invertían parte de los beneficios en la mejora y modernización de los laboratorios, consiguiendo de este modo aumentar la producción y los beneficios, y se calcula que en 2019 podrían haber obtenido varios millones de euros de la venta de marihuana.

Plantaciones desmanteladas.



La actividad productiva se desarrollaba en viviendas de alquiler, sobre todo en chalets independientes de lujo en urbanizaciones aisladas, con contratos de alquiler a largo plazo, aunque empleaban identidades y documentaciones falsas.

Una vez alquiladas las viviendas, efectuaban reformas importantes, realizando conexiones a la red eléctrica con sofisticados procedimientos para evitar ser detectados, y utilizaban la mayor parte del espacio de los edificios para plantaciones intensivas “indoor”, de ahí que se referían a ellas como “granjas”, produciendo ciclos de cosechados ininterrumpidos de una variedad de planta manipulada genéticamente conocida como “amnesia” y con un THC (Tetrahidrocannabinol) muy superior a la media.

En el dispositivo de la operación han participado más de 200 agentes de la Guardia Civil de las comandancias de Sevilla, Málaga, Huelva y Granada.

COMENTARIOS