Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Sábado 28/05/2022  

San Fernando

“Las ordenanzas fiscales son continuistas y con la mayor presión fiscal de la historia"

AxSí explica que van al Pleno con una precipitación y una falta de previsión sin precedentes con informes que acreditan que el expediente no está completo.

Publicidad AiPublicidad Ai
  • Francisco J. Romero, de AxSí.

El portavoz del Grupo Municipal AxSí, Francisco J. Romero, ha subrayado la "escandalosa precipitación y la falta de previsión" con la que el gobierno local lleva a Pleno la propuesta de unas Ordenanzas Fiscales para 2022 que vienen definidas por "leves cambios superficiales, bonificaciones insuficientes y por la nula mejora de las ya existentes". “Ayer se nos convocó a una comisión extraordinaria y urgente que demuestra que la improvisación del gobierno local empeora con el paso del mandato y eso es imperdonable cuando se trata de unas ordenanzas que marcan los impuestos, tasas y precios públicos que afrontan los isleños e isleñas y, por tanto, la presión fiscal que soportan los hogares de San Fernando”, indica Romero.

El líder de AxSí detalla el camino que ha recorrido el proceso hacia la propuesta de estas Ordenanzas Fiscales, una ruta que confirma el "inmovilismo y la precipitación" del gobierno local y de su delegado de Hacienda, Conrado Rodríguez. A principios de mayo el Servicio Municipal de Gestión Tributaria, responsabilidad de Conrado Rodríguez, emite una propuesta que se traduce en un correo electrónico que llega las distintas áreas municipales y en el que se solicita a éstas que sugieran propuestas sobre las ordenanzas fiscales para, entre otras cosas, lograr cierta uniformidad y eliminar párrafos obsoletos y términos sin justificación jurídica. Ante la ausencia de respuesta se reitera la petición el 15 de junio, el 8 de julio y el 27 de septiembre. Llegando finalmente estas respuestas, de forma escalonada, el 8, el 11 y el 14 de este mismo mes de octubre.

De esta manera, el 8 de octubre se reciben las propuestas referentes a las tasas de servicios de mercados y mercados ambulantes (OF 14 y 15), Escuela Municipal de Danza (OF 17) y utilización de instalaciones y servicios deportivos (OF 24); así como el  precio público por prestación de ayuda a domicilio (PP 2). Estas sugerencias se limitan a cambios superficiales o de redacción y no contemplan nuevas bonificaciones ni mejoras en las ya existentes.

El 1 de octubre se reciben las propuestas referentes al ICIO (OF 5) y a la tasa de ocupación de la vía pública (OF 13). En el primer caso, la única propuesta es mantener prácticamente las mismas bonificaciones por número de puestos de trabajo creados, mejorando sólo en un 5% en el intervalo de 100, 200 y 300 empleos creados y permaneciendo igual en el intervalo de 50, 30 y 15 empleo, con lo que se beneficia mínimamente a las grandes empresas y no a los autónomos y pymes que tan mal lo han pasado durante la crisis derivada de la pandemia. En el segundo caso, se vuelve a apostar por una exención de seis meses de la tasa para las terrazas de los establecimientos hosteleros, que también lo han pasado tan mal durante esta crisis, en lugar de ofrecer la exención de la tasa por un año completo.

Finalmente, el 14 de octubre se reciben las propuestas correspondientes al IBI (OF 1), al impuesto de vehículos de tracción mecánica (OF 2) y las plusvalías (OF 3). En los dos primeros casos sólo se proponen cambios de terminología y en el tercero las modificaciones son insuficientes, y más teniendo en cuenta la sentencia del Tribunal Constitucional conocida ayer por la que se declara inconstitucional diversos preceptos de este impuesto que afectan a la estabilidad presupuestaria de los ayuntamientos y que exige, de una vez por todas, un cambio en la financiación de las entidades locales, la ‘Cenicienta’ del Estado.

Así mismo, el Servicio Municipal de Tesorería emite un informe el 21 de octubre en el que se incide en la falta de personal del Área de Gestión Tributaria y se explica que ello se traduce en la falta de atención debida al ciudadano, así como en trámites administrativos que se alargan y en la merma de recursos económicos. Más tajante es el informe que emite la Secretaría Municipal el pasado lunes, 25 de octubre. En éste se habla de las prisas que el expediente de las ordenanzas ha generado, que no existe conformidad legal de las modificaciones propuestas y que este expediente no contiene lo necesario para un posicionamiento favorable o desfavorable en cuanto a informe jurídico y adecuación a la normativa aplicable. Es más, detalla que no ha sido posible emitir informe alguno sobre el fondo de las modificaciones propuestas y que no se conoce la propuesta de acuerdo que ha de contener lo necesario para el procedimiento legalmente establecido.

“En resumen, el informe de Secretaría viene a decir que el expediente de las ordenanzas está inconcluso, que no se encuentra completo y que ni siquiera están numerados los folios o páginas que integran, algo que denota las prisas y la improvisación a los que nos referimos. Este informe recalca que las formas son tan importantes como el fondo y que la vulneración de la norma produce la nulidad de pleno derecho”, indica Romero.

El portavoz adelanta que AxSí presentará alegaciones a las Ordenanzas Fiscales porque éstas “siguen sin ajustarse a la realidad y a las necesidades de los isleños e isleñas” y solicita que el delegado de Hacienda aclare cómo actuará el gobierno local en caso de que suban los valores catastrales y esto se vea traducido en una nueva subida del IBI. “No olvidamos que este equipo de gobierno subió el IBI un escandaloso 6 por ciento en 2020, que mantuvo la subida para 2021 y que persevera en esta actitud de cara a 2022, en un contexto de remanentes de tesorería positivos de más de 30 millones de euros en lo que va de mandato. Solicitamos que en el caso de subir el valor catastral se baje el tipo y se asuma esta subida por parte del Ayuntamiento, tal y como se ha hecho en mandatos anteriores. Subir el IBI al ciudadano no es una opción, y menos en estos tiempos tan difíciles”, señala el líder de AxSí.

“Como oposición responsable es nuestro deber fiscalizar la labor de un equipo de gobierno que ha sometido a los isleños e isleñas a la mayor presión fiscal de la historia. En lo que va de mandato se ha subido un 6 por ciento el IBI, se están cobrando anualidades de la tasa consorcial que en campaña electoral la señora Cabada prometió que no se iba a cobrar y cuando concluya el mandato el recibo del agua y alcantarillado habrá sumado un incremento cercano al 14 por ciento, sin que se plantee una sola bonificación con estos servicios. Una situación que es insoportable para muchos hogares isleños, que luchan por salir adelante en el marco de una crisis sanitaria, económica y social sin precedentes. La señora Cabada no puede seguir avanzando por este camino, una senda que sigue alejándose de las necesidades reales de los isleños e isleñas para satisfacer caprichos y estrategias electoralistas a mayor gloria de su carrera política. La realidad es que la señora Cabada recauda como nunca se ha recaudado y a cambio nos ofrece unos servicios públicos tercermundistas, como los de parques y jardines y alumbrado, que son básicos para el bienestar de los ciudadanos”, afirma Romero.

TE RECOMENDAMOS