Actualizado: 13:42 CET
Martes, 28/01/2020

Málaga

Un San Antón sin cohetes en favor de los animales en Churriana

Ciriana contra las decisión que ha adoptado la Junta de Distrito 8 de permitir 500 cohetes de alta entidad no contra la fiesta ni la tradición

  • En Ciriana quieren que se respeten a las mascotas.
  • Plantean como alternativa la utilización de pirotecnia sin ruido así como la recuperación de las las tradicionales ruedas de luces y hogueras

La Asociación Ciriana ha reclamado unas fiestas de San Antón en Churriana sin el molesto ruido de la pirotecnia por el malestar que produce en las mascotas, en especial, en los perros.

Se opone así este colectivo vecinal conservacionista a la decisión tomada por la Junta del distrito que ha dado autorización a la asociación La Carreta  para detonar más de 500 cohetes de alta entidad como símbolo de ofrenda al santo patrón y protector de los animales, San Antón, amparado, asegura en “la falsa idea de tradición cultural”.

Ante esto, Ciriana asegura que tiene su propia manera de ilustrar la tradicional fiesta del santo conocido por su amor hacia los animales.

Contra sus propias ordenanzas

La Asociación Conservacionista del Distrito 8 de Málaga califica como una “incoherencia del Ayuntamiento de Málaga” esta autorización ya que “nuestro consistorio ha prohibido en dos ordenanzas municipales, tirar petardos en la vía pública, por motivos de convivencia ciudadana y para evitar daños en la salud, especialmente en nuestros perros y gatos”, y sin embargo, insisten, “nuestra Junta de Distrito, muy lejos de avanzar y progresar adaptándose a los nuevos tiempos, actúa contra la propia normativa que nos regula” .

De hecho, también se recuerda que el propio bando dictado por el alcalde para la celebración de las Navidades hacía hincapié en evitar el ruido hasta el punto de llegar a prohibir cantar con instrumentos en las calles.

Desde Ciriana señalan, en la misma línea en la que se manifiestan otros colectivos y partidos animalistas, así como protectoras de animales, que arrojar este tipo de cohete se trata de una práctica que “supone una tortura para los animales y un perjuicio y molestia sobre todo para los niños más pequeños de la familia”.

Del mismo modo destacan que “resulta incongruente que se honre al santo conocido por su amor a los animales causando daños a los animales y niños de la zona”.

Proponen alternativas

Desde Ciriana han recordado que la tradición histórica y cultural de San Antón ha estado relacionada con la luz, y que en esa línea, se colocaban ruedas de luz en balcones y plazas así como se realizaban hogueras en las calles desde hace más de dos siglos.

En esta línea de la memoria histórica de la celebración en torno al Santo Ermitaño han asegurado que “queremos recordar también a la Junta de Distrito que antaño se llamaba a los agricultores churrianeros que trabajaban en el campo, con la detonación de un par de petardos para avisarles que en breve se sacaría a San Antón en procesión, como reclamo para acudir a la iglesia”, pero que , claro está, “no existían los teléfonos móviles” además de que “cosa diferente es lo que se hace en la actualidad, desde hace cuatro años”, en que se ha “desvirtuado esta tradición”. y la citada asociación, “con el especial apoyo de la Directora del Distrito Dolores Navas Becerra, ha inventado ofrecer al santo, cohetes como símbolo de fe, por lo que se llegan a detonar más de 500 petardos al mismo tiempo”.

Ante esto, desde el colectivo ecologista lanzan una alternativa basada en tres acciones diferentes: por un lado, la utilización de la pirotecnia sin ruido, como aseguran que se lleva a cabo en otros lugares, como por ejemplo en la localidad gaditana de Puerto Real; la recuperación de las tradicionales ruedas de luces y hogueras; y por último, la recaudación como como ofrenda al Santo de pienso, medicamentos y mantas para animales y su posterior donación a asociaciones y refugios de la provincia.

Si no, siempre cabe exigir que se cumpla la normativa municipal, “Se deberá evitar la realización de actividades en el entorno privado que puedan alterar o perturbar el bienestar psíquico de los perros, tales como ruidos excesivos, explosión de petardos y otros supuestos análogos”.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai Publicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Los lectores de vivamalaga.net se decantan por los sucesos
chevron_right
El Málaga vuelve a los entrenamientos ante medio millar de aficionados