HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 19:13 CET
Viernes, 06/12/2019
ESTÁS EN:

La Gatera

Esclavas

Publicado: 30/10/2019 ·
22:42
Actualizado: 30/10/2019 · 22:42

Cada semana cuando vuelvo desde Córdoba a Sevilla pasan por mi parabrisas los destellos de las sórdidas luces de neón de los clubs de alternes que salpican...

Cada semana cuando vuelvo desde Córdoba a Sevilla pasan por mi parabrisas los destellos de las sórdidas luces de neón de los clubs de alternes que salpican la carretera. Los miramos con la misma naturalidad que miramos los postes de las gasolineras. Como un servicio más al viajero. Sin pararnos a pensar que detrás de esas ventanas de persianas echadas se está labrando la batalla más cruel de la historia de la humanidad, la de la esclavitud. Tiene España el horrible “honor” de ser el país europeo con mayor demanda de sexo pagado y el tercero a nivel mundial. Según las cifras de la ONU, el 39% de los hombres españoles ha consumido alguna vez sexo pagado. Es decir, que de cada 100 hombres activos sexualmente, 39 de ellos es lo que vulgarmente llamamos un “putero ocasional”. Por cierto, el gasto medio es de 127 euros al mes, más del triple lo que gasta una familia media en fruta y verdura.


Por si fuera poco, España no es solo líder en consumo de prostitución, también es uno de los principales destinos de tráfico de mujeres del mundo. El negocio de la prostitución mueve unos diez millones de euros al día en nuestro país, unos 3.500 millones de euros al año, un 0,35% del PIB, más o menos como lo que supone la industria del calzado o lo que aportaría una ciudad con una población como Málaga. Se calcula que en nuestro país hay unas cien mil mujeres que “trabajan” (entrecomillo, no porque no crea que sean dignas de ser consideradas trabajadoras, sino porque muchísimas de ellas son esclavas sexuales, y eso no es un trabajo) en el negocio de sexo pagado. Para que ustedes se hagan una idea, en España hay 33.286 dentistas, un tercio de la cifra.


Pero, ¿qué piensa el cliente/putero cuando acude a un club de alterne?  La policía alerta de la "bajada escandalosa" en la edad de los clientes porque gran parte ellos son chavales que no superan los 20 años. Chavales que incorporan a su plan de fin de semana la prostitución con normalidad, aun confesando que es muy evidente que la prostituta trabaja en condiciones vergonzosas e incluso que son “esclavas” de una red de trata.


No sé usted, pero yo después de leer estas cifras creo que nos queda mucho que trabajar para no incorporar a nuestro paisaje cotidiano esas luces de neón que únicamente iluminan el camino de la esclavitud.

COMENTARIOS

Autor en Andalucia Información

Rosa G. Perea

Rosa G. Perea es escritora. Es cofundadora del Club de Lectura del Ateneo de Sevilla y editora en Almuzara

La Gatera

Como escritora, editora y colaboradora en medios de comunicación, Rosa G. Perea habla de todo, predominando la cultura

VISITAR BLOG
Publicado: 30/10/2019 ·
22:42
Actualizado: 30/10/2019 · 22:42
chevron_left
Fernando Villalón
chevron_right
Con plomo en las alas