Actualizado: 09:08 CET
Miercoles, 29/01/2020

Jerez

Chico Díaz, de penalti, cierra la crisis del Xerez DFC

Dos jugadores importantes, como Javi Casares y Chico, decidieron el triunfo azulino en Lebrija

  • Una acción del partido.

Antoniano    0
Xerez DFC    1
Atlético Antoniano: Andrés, Zequi, Mario, Kevin, Alberto (Pepelu, minuto 86), Chamizo, Óscar, Juanjo, Jesús (Longa, minuto 63), Adrián (Jesús Romero, minuto 42) y Ranchero
Xerez DFC: Camacho; Alain, Joaqui, Edet, Marcelo; Adri Rodríguez, Sergio Narváez (Chico Díaz, minuto 65), Alex Colorado; Javi Casares (Toboso, minuto 89), Goma y Maki (Jacobo, minuto 75)
Goles:
0-1      m. 85: Chico Díaz de penalti. Falta cometida al propio Chico Díaz tras acción personal de Javi Casares
 
    
Árbitro: Alfonso Muñoz. Amonestó a los locales Alberto, Juanjo y Ranchero y a los visitantes Maki, Jacobo, Alain y Marcelo
Incidencias: Buena entrada en el Municipal con presencia masiva de afición jerezana
 Cuando los partidos se atascan salen los jugadores importantes para desatascarlos. Y la diferencia entre el Xerez DFC y la mayoría de los equipos de este grupo X de Tercera División es que, en su plantilla, tiene jugadores que, en un momento determinado, son capaces de romper el partido, de calmar las tempestades y de poner fin a una crisis de consecuencias inimaginables como la que se hubiese cernido sobre la entidad azulina en caso de haberse ido de vacío del Municipal Lebrijano.
Corría el minuto 85 de partido y todo hacía presagiar que la sequedad goleadora de los que actuaban de visitantes, aunque el calor de su afición parecía que lo hacía de local, iba a continuar y que el cerocerismo iba a ser el marcador final de un choque que, hasta entonces, había estado sumamente equilibrado. Javi Casares entró por banda, sorteó dentro del área a uno, dos contrarios y habilitó a Chico Díaz, sobresaliente desde que saltó en el minuto 65, para que este hiciese lo posible para que le hiciesen penalti. Falta indiscutible. Penalti salvador. Se fue al llamado punto fatídico el propio delantero centro, al que no le tembló el pulso ni tampoco la pierna para alojar el esférico lejos del alcance de Andrés que, por otra parte, tampoco había tenido una tarde muy exigente.
Los últimos minutos fueron de un quiero y no puedo por parte local y un Xerez DFC que sacó a Toboso para taponar huecos en su área y por un Javi Casares que comenzaba a acusar el cansancio de un partido que él se encargó de desequilibrar, aunque la puntilla final la diese Chico Díaz, un hombre que está llamado a ser fundamental en esta segunda vuelta, al igual que Javi Casares.
En las filas visitantes debutó Maki, que tuvo detalles pero que obviamente aún tiene que conocer más a sus compañeros. Y es que ha sido llegar y jugar. Fue sustituido por Jacobo que estuvo muy impetuoso en el tiempo que estuvo en el terreno de juego.
En definitiva, gol, aunque fuese de penalti, y crisis cerrada.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
3-0, Un triunfo de convicción
chevron_right
“Dos días a la semana es poco tiempo para educar a tu hija”