Actualizado: 02:23 CET
Miercoles, 16/10/2019

Jerez

Las primeras catas en Jerez no hallan restos de represaliados

El arqueólogo aconseja continuar las excavaciones “en otros puntos” de la zona en una nueva fase, ya que ve “muy probable” encontrar fosas con represaliados

Cargando el reproductor....

Este viernes finalizan las catas arqueológicas previas a las exhumaciones que se han venido realizando en el Parque Scout, junto a La Constancia, en las últimas tres semanas, concretamente en un espacio acotado de apenas siete metros, la zona 4, que fue la “más sensible” que localizó el georradar de la Universidad de Cádiz (UCA) hace casi un año con los trabajos de geolocalización realizados. Pese a que había muchas expectativas, finalmente aunque los voluntarios que han trabajado han hallado restos óseos humanos, estos no se corresponden con los de víctimas represaliadas por el régimen franquista, sino que pertenecen al antiguo cementerio protestante que había en la zona. Un camposanto que se trasladó en los años 70 a una fosa común del cementerio de La Merced pero del que no se llegaron a extraer todos los restos óseos humanos cuando se hizo este traslado.

Así lo explicó ayer Jorge Cepillo, el arqueólogo que ha dirigido los trabajos promovidos por la Asociación de Familiares y Amigos de la Recuperación de la Memoria Histórica, que han seguido muy atentos cada detalle estos últimos días. Su balance, pese a todo, es “positivo”, aunque no hayan dado con los restos de víctimas asesinados durante la dictadura.

Así lo hará constar en el informe que trasladará a las administraciones competentes, como son en este caso el Ayuntamiento de Jerez y la Diputación de Cádiz, aconsejando que en una nueva fase las excavaciones se trasladen “a otros puntos” del citado parque dado que hay “evidencias” de que hay zonas del cementerio, y del subsuelo “que están inalteradas”.

“Vamos a plantear que sigan apoyando la intervención  y se siga buscando en otros puntos del parque donde la cartografía histórica -además de los trabajos del georradar- indica que hay fosas que pueden tener represaliados dentro; hay que buscar en ellas”, señala el arqueólogo, que recuerda que el “objetivo principal” de este proyecto “no es solamente encontrar represaliados, es que la obligación moral de la democracia es buscarlos, que es lo que estamos haciendo nosotros; que los encontremos o no será otro aspecto, que es también lo que está ocurriendo en otras localidades, pero la obligación de la sociedad y de las administraciones es apoyar que se busquen esos represaliados”, apostilla.

El técnico también recordó ayer que al haber sido los enterramientos de la represión “clandestinos” pues en algunos casos se llegaba a utilizar “cualquier boquete abierto” para arrojar los cuerpos, “es muy probable” que dichos restos puedan aparecer “en otros puntos del parque”, precisó.

De autorizarse una nueva fase -hasta ahora los trabajos han combinado un sondeo manual con los de una máquina, los voluntarios dirigidos por Cepillo ahondarían más en la fosa que taparán estos próximos días, y buscarían “otras localizaciones”.


“Esto no termina aquí”

En caso de que esta fase saliera adelante y se diera con restos de represaliados, sería cuando entraría en acción la Junta de Andalucía para autorizar las exhumaciones, aunque esto aún está bastante lejano. Por su parte, el portavoz de la Asociación de Familiares y Amigos de la Recuperación de la Memoria Histórica, Amaro de la Calle, no ocultaba ayer que “sentimentalmente es duro” seguir estos trabajos, pero dejaba claro que mantendrán “la llama de la ilusión” y “seguirán en la lucha” con las tres administraciones.

“Esto no termina aquí. Ellos (por los familiares) me animan a que sigamos adelante. No vamos a parar aquí”, manifestó emocionado.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
302 folios de números sin desperdicio
chevron_right
Aitor protagoniza el cartel de un evento deportivo en Madrid