Actualizado: 23:09 CET
Viernes, 18/01/2019

Jaén

El viejo PP no quiere jubilarse

Colectivos y cargos se sienten presionados por el homenaje a De Moya

  • Casado y Moreno antes del 2D en Jaén

El comunicado, la pasada semana, del sucesor elegido por el expresidente del PP, José Enrique Fernández de Moya, Juan Diego Requena, alcalde de Santisteban del Puerto, en el que decía que era necesario recuperar al electorado que había decidido optar por otros partidos, poniendo “especialmente el punto de atención en la capital”, dejó al descubierto la nueva guerra en el PP de Jaén. El alcalde de Santisteban analizaba los malos resultados de su partido en la provincia centrándose en los datos de las ciudades con más de 10.000 habitantes y obviando no solo que el PP solo ganó en dos localidades, Iznatoraf y Jaén capital, si no que en su pueblo, pasó de los 889 votos de 2015, a los 725 del domingo 2-D, mientras que VOX pasaba de tener un voto a 205 y Ciudadanos de 87 a 191. El PSOE también se dejaba votos, pero ganaba con 14 puntos de diferencia con el PP.  

La victoria del bloque de derechas en Andalucía, a pesar de la caída en votos de los populares, daba al traste con las pretensiones de una parte del PP de ‘enterrar’ al líder andaluz, Juan Manuel Moreno, para sustituirlo por el exsecretario de Estado de Seguridad, Juan Antonio Nieto, acompañado de José Ignacio Zoido, y recuperar oficialmente en Jaén al otro exsecretario de Estado, en este caso de Hacienda, José Enrique Fernández de Moya, a pesar de estar inmerso en el caso Matinsreg. De este modo trataba de pagarle la dirección del PP de Jaén que respetó y finalmente apoyó Moreno tras el escándalo del pasado congreso provincial y la salida de los críticos, capitaneados por el alcalde de Porcuna, Miguel Moreno, ahora en las filas de Ciudadanos. Ni Moreno olvida el mitin de Alcalá la Real, ni Pablo Casado ni Javier Maroto las visitas a la capital sin movilización apenas de la militancia, espetan algunos militantes y cargos, algo que volvió a dejarse ver el día de las elecciones con la falta de interventores y apoderados del PP en las mesas electorales.

Según diferentes fuentes populares consultadas por este periódico, el asalto, capitaneado por el histórico Gabino Puche, camino de los 71 años y que fuera referente de la derecha andaluza durante décadas desde que presidiera la Alianza Popular en Andalucía en 1987, debía fraguarse tras el homenaje que una parte del PP está preparando para el exalcalde De Moya, presionando a buena parte de la sociedad civil de Jaén y a cargos del partido a los que aseguran se les está poniendo “entre la espada y la pared”. El homenaje tendrá lugar el próximo 15 de diciembre. Mientras unos buscan adhesiones al espontáneo homenaje, otros vuelven a subirse a los coches para llamar a las puertas de Génova y San Fernando en busca de aliados para De Moya y sus seguidores. Y muchos lamentan que ni siquiera respeten los tiempos que marca la actualidad electoral, que ahora no es otra que trabajar para conseguir un pacto.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Piden prohibir la recogida nocturna en olivar por daños a la avifauna
chevron_right
Reencuentro con el triunfo