Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Lunes 27/06/2022  

Jaén

La Universidad de Jaén premia a los ‘Extraordinarios’ de Grado

Reconocen a 33 estudiantes por sus mejores expedientes con los Premios Extraordinarios de Grado del curso académico 2020-21, que se entregarán el 1 de julio

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • Campus universitario de Las Lagunillas.

La Universidad de Jaén ha reconocido a un total de 33 estudiantes por sus mejores expedientes académicos con sus Premios Extraordinarios de Grado correspondientes al curso académico 2020/2021. Se hará entrega de estos reconocimientos el próximo 1 de julio, en el transcurso del acto de celebración del Día de la Universidad de Jaén.

El rector de la UJA, Juan Gómez, señala que este merecido reconocimiento es “obligado” por parte de la UJA, por el esfuerzo y el trabajo realizado por este estudiantado durante su etapa universitaria. “Es lo menos que una institución como la UJA puede y debe hacer, que no es otra cosa que felicitar públicamente a nuestros estudiantes, que son el alma de esta Universidad y forman parte de nuestra Generación UJA’, apunta.

Por lo que respecta al estudiantado premiado, la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación ha otorgado un total de 12 galardones. Serán reconocidos Javier Moral Armenteros (Grado en Arqueología), María Morales Gutiérrez (Grado en Educación Infantil), Rosa Guzmán Pérez (Grado en Educación Infantil), María José Palomares Garzón (Grado en Educación Primaria), Begoña Barranco Moreno (Grado en Educación Primaria), Ángela Coleto Illescas (Grado en Educación Social), María José Hombrado Pérez (Grado en Estudios Ingleses), Marina Estudillo Arce (Grado en Filología Hispánica), Álvaro Moreno Martínez (Grado en Geografía e Historia), Marta Cobaleda Pérez (Grado en Historia del Arte), María Trinidad Morillas Soriano (Grado en Psicología) y María Ginés Torres (Grado en Psicología).

Por la Facultad de Ciencias Sociales y Jurídicas se entregarán un total de nueve reconocimientos. Lo recogerán Alejandro Araque García (Grado en Derecho), Nazareth Aceituno Valero (Grado en Derecho), Rafael Carlos Raya Ortega (Grado en Administración y Dirección de Empresas), Noelia Fernández Maldonado (Grado en Administración y Dirección de Empresas), Ana María Jiménez Fuertes (Grado en Relaciones Laborales y Recursos Humanos), Eva María Cobo Viedma (Grado en Turismo), María de la Paz Cobo López (Grado en Gestión y Administración Pública), Lorena Secaduras Muñoz (Grado en Finanzas y Contabilidad) y Ángela Rosa Ferre García (Grado en Estadística y Empresa).

En el caso de la Facultad de Experimentales, los premios concedidos han sido tres: Jorge Granados Tello (Grado en Biología), Carmen María Martínez Herreros (Grado en Química) y Laura González Vivar (Grado en Ciencias Ambientales).

La Facultad de Ciencias de la Salud ha otorgado tres reconocimientos  que recogerán Celia Ortiz Godoy (Grado en Enfermería), Ana Mª Oliva Guerrero (Grado en Enfermería) y Javier Cano Sánchez (Grado en Fisioterapia).

Por su parte, por  la Facultad de Trabajo Social se ha otorgado un premio, a Juana Vergara Damas (Grado en Trabajo Social).

En lo que respecta a la Escuela Politécnica Superior de Jaén, se han concedido tres premios. Serán reconocidos Alicia Vázquez Ramos (Grado en Ingeniería Informática), David López Martínez (Grado en Ingeniería Mecánica) y Alberto Aguayo García (Grado en Ingeniería Electrónica Industrial).

Finalmente, por parte de la Escuela Politécnica Superior de Linares han sido dos los premios concedidos, a Óscar Aarón Caballero Martínez (Grado en Ingeniería Civil) y a Lorena Martínez Rodríguez (Grado en Ingeniería Química Industrial).

Los estudiantes consultados por VIVA Jaén agradecen el reconocimiento como un guiño a su “esfuerzo y dedicación diaria”. Destacan de su experiencia las “buenas condiciones” de las infraestructuras de los campus universitarios, el “nivel” de las instalaciones con las que han contado para su formación universitaria. En cuanto al equipo docente, relatan una “experiencia de aprendizaje próxima y personalizada”, con cercanía por parte de un profesorado “preparado y entregado” al alumnado para “facilitar” su aprendizaje.

Testimonios de los premiados

Javier Cano Sánchez (Martos, 1999) es Grado en Fisioterapia y la nota media de su expediente es un 9,3. “Me alegra que se reconozca mi trabajo. Es fruto de un gran esfuerzo. Lo he conseguido estudiando a diario y siendo constante”, dice. En cuanto a su experiencia formativa en la UJA señala que ha sido “muy buena” gracias a un profesorado “bueno, con conocimientos actualizados, jóvenes y con mucha formación”. En junio acabará el Máster de Fisioterapia Neuromusculoesquelética y se plantea hacer otro oficial. Trabaja en una residencia de mayores y ha conseguido entrar en una bolsa de trabajo. Le encantaría trabajar para el Servicio Andaluz de Salud.

Begoña Barranco Moreno (Jamilena, 1999) es Grado en Educación Primaria, con una nota media de 9,13. “Es un orgullo que te reconozcan tu esfuerzo en cuatro años de estudio. Estoy muy satisfecha por el trato de la Universidad y sus docentes.  Es una carrera en la que trabajas con grupos de compañeros y las prácticas en colegios fueron muy gratificantes”, valora. Destaca que el campus permite relacionarse con compañeros de otros Grados y valora el “buen trato, la educación y el respeto” del equipo de docentes. Está opositando para maestra y realizará el examen en menos de un mes. No descarta estudiar un Máster, ni trabajar en la privada o concertada.

Marina Estudillo (Jaén, 1999) es Grado en Filología Hispánica, una nota media de 8,93. “Sentí orgullo cuando me comunicaron el reconocimiento. Nunca me habían reconocido antes y me ha animado”, confiesa. Sus cuatro años de carrera los ha disfrutado. “He hecho amigos y he aprendiendo. Me matriculé porque me gusta escribir y ahora he descubierto que me gusta más la parte lingüística. Las clases eran con pocos alumnos y el trato del profesorado era muy cercano”, señala. En cuanto a sus proyectos de futuro, señala que no los tiene claro porque es de las que improvisa. Sí sabe que le gusta la investigación y no descarta hacer un doctorado.

Mª Trinidad Morillas (Tarragona, 1994) es Grado en Psicología, con una nota en su expediente de 9,03. “Cuando estudias y te planteas tu formación con pasión, ganas y esfuerzo, al tiempo llega la recompensa. En la carrera di lo mejor de mi”, valora. Llegó a Granada a los 12 años y eligió la UJA por la reputación del Grado de Psicología, que cursó siendo Grado en Pedagogía. “La mayoría de profesores transmitían su pasión por la asignatura. Te lo explicaban muy bien. Cada uno daba lo mejor”, recuerda. Le encantaría trabajar en una asociación o gabinete y ayudar a los demás. “Quiero ejercer y dar lo mejor de mi con los más vulnerables, especialmente a niños con trastornos del neurodesarrollo”, termina.

Carmen Mª Martínez Herreros (Jaén, 1999) es Grado en Química y su nota de expediente es de un 8,15. “Me siento muy orgullosa por este reconocimiento. Desde que estudiaba en el instituto supe que quería hacer Química. En primero del Grado los profesores se dieron cuenta de que tenía potencial y me dieron consejos para mejorar la nota”, agradece.  La UJA le ha gustado por el trato personalizado. “Tengo amigos en universidades más grande y no es así. En la UJA se sabía se interesaban por mi aprendizaje y se sabían mi nombre”, valora.  Está estudiando el Máster Universitario en Profesorado de Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato, FP y Enseñanza de Idiomas y quiere dedicarse a la Enseñanza.

Nazareth Aceituno Valero (Jaén, 1997) estudió el doble Grado de ADE y Derecho y será reconocida por el Grado de Derecho, con una nota de 9,02. En Bachillerato tuvo Matrícula de Honor. “El reconocimiento ha sido una sorpresa y supone un orgullo”, dice. Su experiencia formativa en la UJA ha sido “muy agradable”. Disfrutó de un curso en Eslovenia con el Programa Erasmus y señala que le cambió la vida, personal y universitaria. Sobre el Grado, destaca el “nivel de exigencia”, y la implicación del profesorado. Al realizar prácticas en un despacho de abogados supo que no es lo que quiere. Ahora está preparando las oposiciones para un subgrupo A1 del Ministerio de Trabajo.

Ana María Jiménez Fuertes (Valencia, 1974) es Grado en Relaciones Laborales y Recursos Humanos, con una nota de 9,18. “Volví a estudiar después de mucho tiempo y este reconocimiento supone una subida de moral”, dice. Su esfuerzo y constancia han tenido recompensa. “La carrera me gustó. No me ha supuesto un sacrificio muy grande, sólo constancia”, reconoce.  Sobre el equipo docente, señala que al estudiar a los 40 años le permitió mantener una “relación extraordinaria”. Inició Derecho y desde entonces ha notado el cambio del campus universitario de Las Lagunillas.  Su objetivo es trabajar en el área de Recursos Humanos de una empresa.

Lorena Secaduras Muñoz (Villanueva del Arzobispo, 1999) es Grado en Finanzas y Contabilidad, con una nota de 8,5. “Me esforcé y no suspendí ninguna asignatura. Es fruto de la constancia, de dedicar muchas horas”, reconoce.   En cuanto a su experiencia formativa, señala que fue “muy buena”. Destaca que en el equipo de profesores había docentes “muy buenos” y sobre las instalaciones del campus, que sumaban ordenadores de última generación y programas de formación actualizados para preparar la inserción laboral. Está estudiando el Máster Universitario en Administración de Empresas y quiere especializarse en el sector oleícola. 

María Morales Gutiérrez (Jaén, 1999) es Grado en Educación Infantil con una nota en su expediente de un 9,34. “Me ha sorprendido el reconocimiento y lo agradezco. Es un recuerdo bonito de mi paso por la Universidad. Es una carrera muy grupal y el trabajo ha sido diario con compañeros que son amigos”, valora. Del profesorado señala su “cercanía” y “preocupación por el aprendizaje”, además de una “atención individualizada” que la hizo sentirse “arropada”.  Del campus destaca desde las instalaciones deportivas hasta las que facilitan el estudio como la Biblioteca. Está opositando para ser maestra y su objetivo es ejercer la docencia.

Alberto Aguayo García (Jaén, 1999) es Grado en Ingeniería Electrónica Industrial, con una nota en su expediente de 8,17. “Es bastante satisfactorio que te reconozcan por tus estudios. Me motiva. El Grado me ha gustado, pero no fue fácil. Los primeros años los sufrí porque noté el paso del instituto a la Universidad, pero conforme conocí el ambiente y al profesorado todo fue a mejor. El último curso me gustó porque era el de la especialización”, valora. En cuanto a las instalaciones del campus de Las Lagunillas, destaca su “modernidad” y sus comodidades. Máster de Mecatrónica por la Universidad de Málaga, quiere buscar trabajo en el sector privado. “En la carrera tuve prácticas curriculares en empresas y me gustó. No descarto la docencia porque me llama la atención. Ahora estoy en Málaga, pero en Jaén también hay salida para mi formación universitaria”, termina.

 

 

 

 

TE RECOMENDAMOS