Actualizado: 14:19 CET
Sábado, 24/10/2020

Huelva

Dos semanas de espera para una cita telefónica en los centros de salud de Huelva

CCOO alerta de la “inaceptable” situación de Primaria en Huelva-Costa y Condado-Campiña y cree que hace falta un “golpe de timón”

  • Centro de salud de Lepe.
  • Advierte del “más que probable incremento de conflictividad” en los centros sanitarios
  • Denuncia que no tiene la cifra oficial de los rastreadores pero que podría situarse en 15
  • Lamenta la situación de las enfermeras en los ‘autocovid’, “realizando decenas de pruebas PCR diarias y a la intemperie”

Es la sanidad más cercana al ciudadano, la que está prácticamente a pie de calle y la que se ha convertido en estos tiempos en pieza fundamental en la lucha contra el coronavirus. Pese a ello, son muchas las voces que se están alzando para denunciar que la Atención Primaria está en una situación complicada, agravada por el déficit que ya arrastraba y que provocó numerosas protestas en los últimos años.

Hay que poner a la ciudadanía en el centro del sistema, de verdad, no sólo en el discurso, con una adecuada dotación de recursos

Ahora es CCOO quien ha lanzado un SOS y ha alertado de que la situación en los distritos sanitarios Huelva-Costa y Condado-Campiña es “inaceptable”. De hecho, en un comunicado afirma que su gestión necesita un “golpe de timón”, un “revulsivo” que “vuelva a poner a la ciudadanía en el centro del sistema, de verdad, no sólo en el discurso, con una adecuada dotación de recursos y, sobre todo, con una imprescindible capacidad de organizarlos, hoy ausente”.

Según detalla Juan José Rodríguez González, responsable de sanidad de CCOO de Huelva, aunque “no es una situación nueva”, con la situación actual la demora para ser atendido telefónicamente por un médico de familia se sitúa entre 15 y 20 días en la práctica totalidad de centros de salud de los dos distritos sanitarios. Todo lo contrario que en los centros del Área de Gestión Sanitaria Norte de Huelva (Sierra, Andévalo y Cuenca Minera), que “mantienen una gestión de las citas prácticamente al día”.

Rodríguez no entiende este “intolerable retraso” para una llamada telefónica y apunta que “la existencia de dobles circuitos asistenciales Covid-19/No Covid-19, la no cobertura del personal dispensado de trabajar presencialmente o de baja por ser especialmente sensible (afectado de determinadas patologías o con más de 60 años) e incluso la no cobertura de las vacaciones podrían estar entre esas razones”.

En cualquier caso, para CCOO, “la población no puede estar sometida a esta falta de asistencia sanitaria, sin poder incluso acceder al interior de los centros y teniendo que hacer colas en la calle sometidas a las inclemencias del tiempo”. Además, apunta que  “nuestra provincia no tiene una incidencia elevada de casos de Covid-19 que pudieran justificar este caótico estado de cosas”.

Por otra parte, el sindicato considera que “no está justificado en estos momentos limitar la asistencia presencial”. Así, Rodríguez explica que la atención asistencial telefónica “en principio iba destinada a los casos Covid-19, pero  ha sido generalizado y ha venido para quedarse”.


Otra cuestión que preocupa al sindicato es la situación de los rastreadores de casos Covid. “A pesar de los discursos del Consejero de Salud, CCOO no ha podido confirmar la existencia de rastreadores  dedicados a la detección y seguimiento de personas infectadas y sus contactos. Información oficiosa sitúa la cifra en torno a unos 15 en toda la provincia, cuando según las recomendaciones (18/100.000 habitantes) debiéramos contar con al menos unos 93 rastreadores”.

En cuanto al personal sanitario, CCOO denuncia las condiciones en que muchas enfermeras vienen desarrollando su trabajo en el exterior de los centros, en los denominados ‘autocovid’, “realizando decenas de pruebas PCR diarias y a la intemperie, enfundadas en monos de protección durante turnos enteros de siete horas, con grave riesgo de deshidratación y golpes de calor”.

Por último, el sindicato alerta del “más que probable incremento de conflictividad” en los centros con el “consiguiente riesgo de aumento de agresiones al personal fruto, nunca justificado, de la frustración e impotencia por no ser atendida en sus necesidades de salud, riesgo al que están especialmente sometidas las trabajadoras administrativas y el personal celador-conductor que atienden los mostradores”.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Huelva suma este domingo 35 casos más y dice adiós a una semana negra
chevron_right
El PP propone una ordenanza de de peatones, bicicletas y patinetes eléctricos