Actualizado: 00:19 CET
Martes, 25/09/2018

Andalucía

Sesión de control al Gobierno con sensación de final de ciclo

Todos los partidos protagonizan en el Parlamento un debate cargado de acritud con muchos reproches y pocas propuestas sobre la mesa

  • La presidenta de la Junta, Susana Díaz, en el pleno de este jueves.
  • Susana Díaz dice que Juan Marín "no es creíble disfrazado de dóberman de la derecha"
  • Antonio Maíllo acusa a la presidenta de la Junta de estar metida "en plena campaña electoral, sin pudor"
  • El PP asegura que Cs y PSOE "están conchabados para boicotear la comisión de investigación de la Faffe"

La de este jueves puede que sea la última sesión de control al Gobierno por parte del Parlamento de Andalucía antes de que Susana Díaz decida dar por finalizada la legislatura. O tal vez no. Pero el tono agrio de las intervenciones, desde luego, pareció indicar el final de un ciclo.

El hasta ahora aliado del Gobierno desde la oposición, Juan Marín, "retó" a la presidenta a dar un paso en firme hacia la aprobación de los aforamientos y otras medidas de regeneración democrática incluidas en el pacto de investidura suscrito en 2015. Y Díaz le respondió invitándolo a no disfrazarse de "dóberman de la derecha". "No es creíble", le dijo. Y le reprochó las prisas que le han entrado en los últimos meses por suprimir los aforamientos. "Sobreactúa y de manera impostada dice que ésa es la condición para aprobar los presupuestos", concluyó.

También hubo reproches mutuos entre la presidenta y Teresa Rodríguez (esto ha sido una constante en toda la legislatura), respecto a cuál de las dos formaciones, si el PSOE o Podemos, "presta más votos a la derecha". Susana Díaz dijo que la presumible candidata de la confluencia Adelante Andalucía ejerce un "antisocialismo feroz" y practica una "doble moral" en relación con la regeneración democrática. Y Rodríguez le recordó, a propósito de la regeneración democrática, que en estos momentos "se sientan en el banquillo de los acusados veinte años de gobierno socialista", en referencia al juicio del caso ERE.

Entretanto, el portavoz socialista, Mario Jiménez, acusaba a la oposición, a toda ella, de estar "en descomposición o construcción", pensando sólo en sus intereses electorales. Eso es justo lo que pensaba el coordinador andaluz de IU, Antonio Maíllo, de la presidenta Díaz, a la que ve ya metida "en plena campaña electoral, sin pudor alguno".

El presidente del PP, Juanma Moreno, por su parte, aseguró este jueves en el Parlamento que la legislatura está "acabada", lo que Díaz atribuyó a un "ataque de nervios" del líder andaluz del PP, por "no haberse estudiado antes el examen". Y así todo.

Los reproches no fueron sólo entre la oposición y el Gobierno. También se produjeron rifirrafes entre el PP y Cs. Los primeros acusaban a los segundos de seguir siendo la muleta del PSOE, aun en la ruptura. Y, en este contexto, avisaba de un pacto entre los firmantes del acuerdo de investidura tras las elecciones de 2015.

"Están conchabados para boicotearla", afirmó la diputada Teresa Ruiz Sillero. "La comisión de investigación ha nacido para morir", dijo, "después de que el PSOE la haya bloqueado deliberadamente durante dos meses".

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiAndaluca InformacinPublicidad AiAndaluc�a Informaci�nAndaluc�a Informaci�nAndaluc�a Informaci�nAndaluc�a Informaci�nAndaluc�a Informaci�n
chevron_left
Marín reta a Díaz a firmar la ley contra aforamientos
chevron_right
Cábalas electorales en el Parlamento