Andalucía

La Guardia Civil recomienda una serie de pautas para evitar estafas en compras online

La Guardia Civil ha investigado a cuatro personas como presuntas autoras de un delito de estafa por Internet en Marchena

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Un momento del vídeo de la Guardia Civil. -

La Guardia Civil recomienda una serie de pautas antes de adquirir un producto por la web con la finalidad de evitar este tipo de delitos. Entre ellas, la verificación de la URL ('https' en lugar de 'http'), la búsqueda de un "sello de seguridad visible", revisar la política de privacidad y los métodos de pago. En este sentido, los 'sitios web seguros' suelen ofrecer "métodos confiables".

Asimismo, se recomienda consulta la sección 'Contacto' puesto que los 'sitios web seguros' suelen tener información "clara y fácil de encontrar, como una dirección física, un número de teléfono y una dirección de correo electrónico", así como evitar la "publicidad agresiva y las ventanas emergentes".

En sus redes sociales, el instituto armado explica que el equipo @ de la Guardia Civil en Andalucía, dedicado a detectar a ciberdelincuentes, han logrado localizar a los cuatro autores de un delito de estafa en la provincia de Sevilla.

En concreto, la Guardia Civil ha investigado a cuatro personas como presuntas autoras de un delito de estafa por Internet. La operación se inició tras una denuncia interpuesta en el puesto de la Guardia Civil de Marchena. El denunciante informó a los agentes de su intención de comprar un motor de un vehículo de segunda mano a través de la web de un desguace y que contactó con uno de los supuestos responsables mediante una red social vinculada a un número de teléfono de "atención al cliente" que aparecía en dicha página 'online'.

Sin embargo, tras concretar precio y la forma de pago por transferencia bancaria, no recibió el producto ni obtuvo respuesta por parte de algún responsable de la tienda 'online', detalla la Guardia Civil en una nota de prensa. Los agentes comprobaron que el dominio de la web investigada era falso, siendo una copia de la página web original.

Este hecho delictivo, conocido como 'Web Spoofing', consiste en la suplantación de una página web real por otra falsa con el fin de realizar una acción fraudulenta tras copiar el diseño original y utilizar, incluso, una URL similar. "La web era idéntica a la original y solo cambiaba el teléfono de contacto, que era el que usaban los supuestos estafadores".

 

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN