Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Lunes 14/06/2021

Almería

Más de 800 empresas en ERTE han solicitado la ayuda de la Junta

Cuyo plazo de aceptación de peticiones se mantiene abierto hasta el próximo 21 de abril

Publicidad AiPublicidad Ai
  • Dinero.

Un total de 820 empresas en ERTE de Almería han solicitado ya las ayudas puesta en marcha por la Junta de Andalucía para el mantenimiento del empleo entre las entidades más afectadas en el ámbito económico por los efectos de la covid-19 y cuyo plazo de aceptación de peticiones se mantiene abierto hasta el próximo 21 de abril.

Así lo ha trasladado el delegado territorial de Empleo, Formación, Trabajo Autónomo, Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, Emilio Ortiz López, durante la presentación de las ayudas de 3.000 euros que se pueden solicitar hasta el 6 de mayo dirigidas al pequeño comercio, la artesanía y la hostelería, que cuentan con un presupuesto de 132,4 millones de euros.

El objetivo de estas medidas es aportar liquidez a las empresas para evitar su cierre y la destrucción del tejido socioeconómico, además de mantener el empleo, "especialmente en los sectores más afectados por la pandemia", ha señalado por su parte la delegada de la Junta en Almería, Maribel Sánchez Torregrosa, quien ha destacado además que "la tramitación de estas últimas ayudas será en régimen de concurrencia no competitiva, por orden de presentación de la solicitud hasta el agotamiento del crédito".

Ortiz ha recordado que la Consejería de Empleo "también se ha volcado con el comercio y la hostelería, dentro de sus competencias y límites presupuestarios, a través de las líneas de ayudas para autónomos y alquileres de negocios de autónomos, que en Almería han llegado a más de 1.500 beneficiarios con 1,62 millones de euros".

Así, ha resaltado "el esfuerzo realizado por la Consejería de Transformación Económica para simplificar y agilizar al máximo los procedimientos, mediante la automatización de la tramitación, un formulario de solicitud sencillo que no requiere de documentación complementaria y el compromiso de resolver las ayudas en dos meses, de manera que los pagos lleguen cuanto antes a las empresas".

Las principales novedades introducidas en la normativa reguladora de estas ayudas, como la simplificación del proceso, la multiplicación del presupuesto hasta los 132,4 millones y de la cuantía de las ayudas de 1.000 a los 3.000 euros actuales, así como la eliminación de las incompatibilidades con las ayudas estatales por cese de actividad y las de 1.000 euros que concedió la Consejería de Empleo en 2020; para las empresas que hayan recibido estas últimas, si resultan beneficiarias de las que ahora se convocan, la cuantía será de 2.000 euros.


Además, las modificaciones circunscriben las ayudas a artesanía, comercio y hostelería, ya que las agencias de viajes tendrán una línea gestionada por la Consejería de Turismo; adaptan la normativa al nuevo marco jurídico de financiación de las subvenciones; y cambian el concepto subvencionable para hacer mención expresa a la financiación de capital circulante o de explotación y concretan el período cuyos gastos se podrán financiar: del 14 de marzo de 2020 al 14 de marzo de 2021. De esta forma, si se publican nuevas ayudas a partir de esa fecha se garantiza la compatibilidad.

Estas ayudas cubrirán gastos de compra de materias primas y existencias, alquileres, suministros --agua, electricidad, telefonía y gas-- y personal; también servicios de limpieza, seguros, seguridad, mantenimiento y reparación de vehículos relacionados con la actividad y la adquisición de medidas protectoras y equipamiento necesario para hacer frente a la covid-19 como mamparas, equipos de protección o test, entre otros conceptos.

Para acceder a estas subvenciones es necesario tener la condición de pyme, es decir, contar con una plantilla inferior a los 250 trabajadores y un volumen de negocio anual no superior a los 50 millones. Las pymes que pueden solicitar la ayuda son las encuadradas en los epígrafes del Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE) correspondientes a los sectores de comercio y restauración. En el caso de las pequeñas y medianas empresas artesanas, deberán estar inscritas en el Registro de Artesanos de Andalucía.

Entre otras condiciones exigidas, se encuentran la de contar con el domicilio fiscal en Andalucía, desarrollar la actividad con anterioridad al 14 de marzo de 2020 y mantenerla vigente hasta que se presente la solicitud. Asimismo, estas pymes tendrán que acreditar una caída de ventas o ingresos motivada por la pandemia de al menos un 20 por ciento en 2020 respecto a 2019 y demostrar que no se encontraban en situación de crisis a 31 de diciembre de 2019.

COMENTARIOS