El tiempo en: Andalucía
Martes 19/01/2021

Almería

Procesan al alcalde Huércal de Almería, que se enfrenta a dos años de cárcel

El juez ha dictado un auto ordenando la apertura de juicio oral tras la acusación por un delito de prevaricación urbanística omisiva

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
  • Ismael Torres.

El Juzgado de Instrucción número 2 de Almería ha procesado al alcalde de Huércal de Almería, Ismael Torres (PP), para el que la Fiscalía pide dos años de prisión por la inauguración en 2016 de una hamburguesería sin licencia de primera ocupación y de apertura.

El juez ha dictado un auto, al que ha tenido acceso Efe, ordenando la apertura de juicio oral tras la acusación por un delito de prevaricación urbanística omisiva.

En la calificación provisional de la Fiscalía, se apunta que el alcalde asistió el 23 de noviembre de 2016 a la inauguración de dicha hamburguesería, ubicada en la carretera N-340, en el término municipal de Huércal de Almería.

"En ese momento, el acusado, en su condición de alcalde que además ostentaba las competencias de concejal de Urbanismo en el Ayuntamiento (...) era plenamente consciente de que el citado local carecía de licencia de primera ocupación y por lo tanto también de licencia de apertura", asegura el fiscal.

El Ministerio Público subraya que fue "más de dos años después", en concreto el 26 de noviembre de 2018, cuando se emitió un informe por parte de un técnico municipal y, por lo tanto, estuvo "paralizado" el expediente administrativo de solicitud de licencia" durante ese tiempo.

Añade que dicho informe "puso de manifiesto" que el establecimiento "incumplía las condiciones técnicas para obtener las licencias ya que había que corregir el saneamiento del establecimiento y las redes pluviales entre otras deficiencias".

"Siendo conocedor de estas irregularidades pero tratando de obtener popularidad y rentabilidad política con la apertura del establecimiento bajo su mandato, el acusado permitió con su deliberada pasividad el ilegal inicio de la actividad y posteriormente omitió conscientemente su deber de promover la puesta en marcha del procedimiento administrativo correspondiente para subsanar la situación", asegura la Fiscalía.

Por ello, acusa al regidor Torres por un delito de prevaricación urbanística omisiva, por el que además de dos años de prisión reclama el pago de una multa de 18 meses, a razón de 12 euros al día, y la inhabilitación durante 12 años para ejercer cualquier cargo o empleo público.

Torres ha remitido un comunicado en el que, "convencido de su inocencia", dice haber "recibido con satisfacción la decisión de la Fiscalía que ha solicitado la apertura de juicio oral para esclarecer los hechos que denunció hace dos años la entonces alcaldesa de Huércal mediante el método de moción de censura".

Anuncia que cuando finalice el procedimiento judicial pedirá responsabilidades por verter acusaciones falsas contra él e insiste en que la acusación no se sostiene porque "el local contaba con toda la documentación necesaria para poder comenzar su actividad".

"Además, añade, "la firma de la resolución para que comenzara la actividad este restaurante contaba, como siempre se hace, con todos los informes que se realizan en el ayuntamiento favorables" y a la emprea solo le faltaba "conectar la red de saneamiento a la carretera y colocar dos árboles".

COMENTARIOS