Actualizado: 14:52 CET
Martes, 19/02/2019

El Puerto

Driblando el penúltimo escollo antes de abrise

Con más de dos años después de retraso, las instalaciones entran en su recta final para disfrute del fútbol base

  • Césped artificial

En diciembre, en enero, en febrero, en marzo... Así hasta colarnos en pleno mes de mayo y aún sin que el prometido y aletargado césped artificial de la Ciudad Deportiva Rafael Sánchez sea una realidad a todos los efectos. Bien porque el presupuesto que no estaba consignado, que el tiempo administrativo no casa con el reloj mortal, lo cierto es que las eternas promesas que en su día se realizaron para conseguir un césped sintético y decir adiós al perdurable albero, el que éste al fin acoja un partido oficial está más cerca.

Algo es algo después de las innumerables esperas con las que el fútbol base portuense se ha encontrado en forma de compromisos que se han ido amontonando con el paso del tiempo.

En estas mismas páginas anunciábamos el pasado marzo el nuevo inconveniente con el que se encontraba las nuevas instalaciones al no hallar la homologación del tapete.
Con dos años de retraso, el césped artificial en la Ciudad Deportiva Rafael Sánchez está más cerca de ser una realidad.

El albero será un recuerdo y el césped sintético dará paso al campo interior de la Ciudad Deportiva. Una demanda deportiva que se ha ido demorando a lo largo de los meses tras las promesas realizadas en cada encuentro con las entidades deportivas, que pedían unas mejores instalaciones y unas dignas infraestructuras.

Durante el periodo han pasado al frente de la concejalía hasta dos concejales, Rocío Luque (Levantemos) y Ana María Arias (PSOE).

El plazo de ejecución de las obras se fijaron en dos meses, de manera que a principios de este año 2017 debería haber sido una realidad para el disfrute de todo el deporte base de la ciudad después de meses de promesas incumplidas por parte del Ayuntamiento portuense.

Mondo Ibérica ha sido la empresa encargada de realizarlo por un importe de 292.668,94 euros, oferta que suponía, según reconoció el propio Ayuntamiento, un importante ahorro sobre el precio inicial de licitación y que incluía además un plazo de garantía de 10 años y mejoras en la calidad del césped inicialmente licitado.

El presupuesto anterior estaba tasado en 349.949,13 euros.

A falta de la firma de la disposición del alcalde, David De la Encina, las instalaciones acogerán proximamente ya algunos de los encuentros de la Copa Concejalía y descogestionará algunas ubicaciones de las que el fútbol base portuense acoge en cada encuentro oficial que disputa cada fin de semana.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
El Ayuntamiento hace oídos sordos al problema de Pozos Dulces
chevron_right
El Recre certifica su permanencia