HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 08:00 CET
Domingo, 25/02/2018

Los embalses pierden en un año gran parte de sus reservas

El caso más clamoroso es el del pantano de Bornos, que ha pasado de almacenar 105 a 54 hectómetros cúbicos, casi la mitad

Autor en Andalucia Información
  • Jose Antonio Benítez Macías
  • Arcos
Publicado: 19/07/2017 ·
10:06
Actualizado: 19/07/2017 · 16:21

La falta de precipitaciones viene provocando la pérdida de reservas en los embalses de la cuenca Guadalete-Barbate, a la que pertenecen los cuatro pantanos existentes en el término municipal de Arcos. La cuenCa registraba hace exactamente un año 1.034 hectómetros cúbicos almacenados, cantidad que ha caído hasta los 800 hectómetros, si bien hay que tener en cuenta que la media de la cuenca durante los últimos diez años es de 1.101. Así las cosas, los embalses se encuentran al 48,46 por ciento, casi cuatro puntos menos que hace un año.

Por pantanos,  el de Arcos mantiene como es normal el agua embalsada, actualmente 14 hectómetros cúbicos; es decir, está al cien por cien, teniendo en cuenta que la lámina de agua se mantiene todo el año como reserva auxiliar del embalse vecino de Bornos. Este se encuentra al 54 por ciento de su capacidad total, que es de 200 hectómetros. El embalse ha perdido en un año la mitad de sus reservas; es decir, ha pasado de 105 a 54 hectómetros cúbicos o, lo que es lo mismo, ha pasado de un 52,50 por ciento a un 27. La media del embalse de los últimos diez años es superior y se sitúa en 126 hectómetros cúbicos (63,05 por ciento).

Casi en idéntica situación se encuentra el embalse de Guadalcacín, que ha perdido casi cien hectómetros cúbicos en un año. Ha pasado de almacenar 484 a 386 hectómetros cúbicos (Del 60,50 al 48,25 por ciento). La media del pantano en este caso se sitúa en los 505 hectómetros (63 por ciento).

Por último, el pantano de Los Hurones ha visto perder en un año casi 30 hectómetros cúbicos de agua. Actualmente registra 73 hectómetros (54,07 por ciento) frente a los 109 hectómetros de la misma semana de hace un año. Entonces estaba al 80,74 por ciento de su capacidad total, que es de 135 hectómetros cúbicos.

A pesar del panorama y ante la más que probable falta de precipitaciones en los próximos meses, de momento no se temen restricciones de agua ni para el consumo humano ni para la agricultura.

COMENTARIOS