El tiempo en: Andalucía
Martes 05/03/2024  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Valencia

Vinicius declarará el jueves desde Madrid por los insultos racistas recibidos en Mestalla

Esta declaración se ha pospuesto hasta en dos ocasiones por razones organizativas de los juzgados

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
Publicidad Ai
  • Vinicius Junior. -

El delantero brasileño del Real Madrid Vinicius Jr declarará este próximo jueves, 5 de octubre, por videoconferencia desde un juzgado de Madrid, en condición de víctima, por los insultos racistas recibidos en el estadio valenciano de Mestalla el pasado 21 de mayo.

Esta declaración se ha pospuesto hasta en dos ocasiones, pues inicialmente se fijó para el 28 de septiembre y posteriormente, por encontrarse el futbolista de vacaciones en el extranjero en esa primera fecha, al 5 de octubre.

El motivo de este aplazamiento responde únicamente a razones organizativas de los juzgados y no ha sido solicitado ni por el jugador ni por ninguna de las partes, han explicado a EFE fuentes del caso.

Está previsto que el futbolista se conecte por videoconferencia desde un juzgado en Madrid para responder a las cuestiones que plantee la titular del Juzgado de Instrucción número 10 de València, que investiga esta causa, así como las del resto de partes personadas, entre ellas LaLiga, la Real Federación Española de Fútbol y el Real Madrid, como acusaciones, y las de las defensas de los tres jóvenes acusados.

Durante el encuentro de Liga que disputaron el pasado 21 de mayo el Valencia y el Real Madrid en Mestalla, Vinicius denunció haber sufrido insultos racistas por parte de unos aficionados que se encontraban tras la portería y que supuso que el partido estuviera detenido durante varios minutos por este motivo.

Los hechos fueron denunciados por LaLiga, como ya había realizado en otras ocasiones ante situaciones parecidas vividas por Vinicius y otros jugadores.

Además del seguidor al que señaló el futbolista brasileño, la Policía identificó a otros dos mediante las grabaciones de las cámaras que puso a su disposición el Valencia CF, que anunció que prohibirá la entrada a Mestalla de por vida a estos tres seguidores.

Estos tres aficionados -de entre 18 y 23 años- ya declararon ante la jueza y están investigados en una causa abierta por un supuesto delito de odio.

LaLiga, en su condición de acusación particular en esta causa, ha aportado al juzgado un informe pericial de la lectura de los labios de los aficionados procesados con la intención de contradecir lo declarado por éstos, que admitieron los gestos pero negaron cualquier motivación racista en su comportamiento. 

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN