HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 09:17 CET
Jueves, 23/01/2020

Una feminista en la cocina

Alguna vez se escapó una torta

Publicado: 07/11/2019 ·
10:30
Actualizado: 14/11/2019 · 14:41

Un juicio es como un "Sálvame" de tema único. Ya les digo que de éste harían filón... Una madre discapacitada...

En Jerez se está juzgando el asesinato de un niño de 8 meses, asfixiado. Los hechos ocurrieron en Arcos hace ya dos años. El supuesto parricida ha estado hospedado en la prisión de Morón hasta que ha podido declarar que no se acuerda de nada.               

Tribunales.

Un juicio es como un "Sálvame" de tema único. Ya les digo que de éste harían filón... Una madre discapacitada,  que según Servicios sociales descuidaba al pequeño; Un padre bipolar y afectado por la muerte de su primera esposa.
Todo sería idílico para empezar a opinar descabezando a marionetas, si no hubiera muerto una criatura sin que siquiera le salieran todos los dientes de leche.

Quiere probar la acusación particular que lo hizo fríamente el acusado porque la madre  intentó pararlo mientras le arreaba de lo lindo. La defensa dice que estaba en plena crisis y que por eso “no se acuerda de nada”, pero vamos que la madre tampoco es una santa, intentando que se sepa que Servicios sociales les hacían seguimientos sin que detectaran la clase de bomba que se gestaba. Eso sí, la Trabajadora social ha puesto en conocimiento del Tribunal que la madre ya lo era por primera vez con solo 16 años, de una hija que dejó al cuidado de la familia paterna. No sé qué hacía un  señor bipolar, afectado aún por la muerte de su primera esposa teniendo relaciones de convivencia con una mujer discapacitada con casi un 70% de minusvalía. No sé cómo se les ocurre traer una criatura a una casa donde lo menos que reconoce el acusado es que "alguna torta se escapaba". Y lo que es infinitamente peor...¿¿¿cómo narices Servicios sociales no rescata a ese niño y lo da en acogimiento para protegerlo???

Ya les digo que se juzga en teoría un parricidio, pero en realidad nos juzgamos a todos...A nuestra indiferencia, a nuestra prepotencia y a esa candidez institucional que tienen gente que ven la vida como posibles y no como realidades de puños sobre la mesa camilla y niños de menos de ocho meses, asfixiados contra el pecho de papá que despacha hostias a demanda. Qué mala suerte tienen algunas criaturas, no ya de nacer donde no debieran, sino de que no les protejan los que se suponen que deben hacerlo.  Se Juzga un crimen terrible,  porque el pecho de un padre no está hecho para matar sino para dar protección y calma. Cuántas veces en los nuestros se han vertido lágrimas y desencantos, cuántas hemos acudido anteponiéndolo para que nos maten, antes de que les rocen a ellos. Pero esta criatura no tuvo quien guardara su sueño, ni quien recogiera sus dientes de leche para poner una golosina bajo la almohada. Porque hay muchos que quieren ser padres y mucho burócrata que se lo impide, porque la paternidad biológica les vale más que nada. Por eso ha muerto un niño, porque le dejaron su custodia a un señor bipolar y una señora con una grave discapacidad, que además era maltratada.

COMENTARIOS

Autor en Andalucia Información

Ana Isabel Espinosa

Ana Isabel Espinosa es escritora y columnista. Premio Unicaja de Periodismo. Premio Barcarola de Relato, de Novela Baltasar Porcel.

Una feminista en la cocina

La autora se define a sí misma en su espacio: "Soy un cajón de sastre anímico. Así que cógete a lo que puedas, porque vienen curvas"

VISITAR BLOG
Publicado: 07/11/2019 ·
10:30
Actualizado: 14/11/2019 · 14:41
chevron_left
El tablero
chevron_right
Pecados