Actualizado: 11:35 CET
Sábado, 15/08/2020

Torremolinos

Refuerzo de la seguridad en las playas con socorristas y vigilancia

El baño asistido pasa a ser con cita previa debido a las condiciones sanitarias derivadas del Covid-19

  • Todo listo para un baño seguro.

El alcalde de Torremolinos, José Ortiz, la concejala de Playas, Maribel Baeza, y el concejal de Seguridad, Antonio Ruiz, han presentado hoy el servicio de vigilancia y socorrismo municipal, con el que el litoral de Torremolinos avanza un paso más para recibir el verano y la llegada de turistas y visitantes a las playas del municipio con todas las garantías de seguridad.

 

El servicio, que estará operativo hasta el próximo 30 de septiembre en todas las playas del litoral torremolinense, se compone de más de una veintena de personas que se encargarán de ofrecer asistencia sanitaria, primeros auxilios, salvamento, transporte sanitario y atención al baño asistido en las playas. Estos servicios serán diarios, incluidos domingos y festivos, de 11.00h a 20.00h de forma ininterrumpida.

Desde el Ayuntamiento han destacado que afortunadamente durante el verano pasado no hubo víctimas en las playas de Torremolinos, por lo que para esta temporada el objetivo marcado sigue siendo que tampoco haya accidentes ni incidentes en las playas y que todos los vecinos y turistas puedan disfrutar del sol y las playas en máximas condiciones de seguridad.

La actividad principal de estos vigilantes y socorristas, en coordinación y colaboración con Protección Civil, será la del cumplimiento de las recomendaciones sanitarias para el uso de las playas debido a la situación provocada por el Covid-19, así como la prevención, mediante la observación continuada del comportamiento del bañista así como cualquier elemento presente en el mar, para garantizar la seguridad de las personas. Los socorristas cuentan con todo el material necesario para su trabajo y servicios de comunicación a través de telefonía e internet.


Otras de sus funciones serán las de salvamento y rescate de los bañistas que se encuentren en peligro, la asistencia sanitaria a los usuarios afectados por accidentes y percances, así como señalizar el estado del mar mediante banderas -roja, amarilla, verde y medusas-. La roja prohibe el baño porque comporta un grave riesgo para la vida o salud de las personas; la amarilla permite el baño pero con limitaciones, prestando atención a las corrientes y siempre en zonas en las que se toque el fondo con los pies y se tenga la cabeza fuera del agua; mientras que la verde indica que es apto para el baño. Y la bandera de medusas alerta de la precaución que hay que tener por la presencia de esta especie para evitar picaduras y sus efectos.

Además, el personal del servicio de socorrismo velará por la seguridad de los usuarios, de manera que procurará que se cumplan las indicaciones y prohibiciones recogidas en las ordenanzas municipales de las playas en las zonas de baño. Por otra parte, y en base a la formación que han recibido, colaborarán con las autoridades para que los bañistas respeten el Plan de Contingencia municipal de playas y todas las normas ligadas a la seguridad sanitaria por la emergencia sanitaria del Covid-19.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Finaliza el servicio extraordinario de atención a personas sin hogar
chevron_right
Torremolinos no permitirá el uso de las playas en la Noche de San Juan