HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 10:30 CET
Viernes, 13/12/2019
ESTÁS EN:

Sindéresis

Engranajes

Publicado: 27/10/2019 ·
23:06
Actualizado: 27/10/2019 · 23:06

No necesitamos que nos inviten a inauguraciones de bibliotecas o ferias del libro para dar contexto a la foto del político correspondiente.

La industria editorial, que gira en torno al hecho literario, es como cualquier otra maquinaria, como cualquier otra industria, incluidas las no artísticas, que necesitan una relación entre sus distintas piezas para funcionar. Y, como en cualquier otra industria, el factor político es importante para bien o para mal, pero observamos muy a menudo, casi podríamos decir que se trata de la tónica, que la iniciativa política, gubernamental, con respecto a la industria literaria crea sus propias pequeñas maquinarias, sus propios pequeños circuitos cerrados que a veces ni siquiera son alimenticios, que a veces son, incluso, una faceta más de la constante campaña electoral que los representantes de los distintos ayuntamientos mantienen por inercia, sin pasión ni conocimiento.

Ayudas y premios cuyo impacto en el tejido industrial, en la vida de los currantes de las letras, no llega a nada más que una colección de recortes de prensa, de palmaditas en la espalda dadas por manos apresuradas y, en la mayoría de los casos, frías.

No es el caso del certamen de novela corta de terror Ciudad de Utrera. He estado vinculado a este premio como ganador y como jurado, y puedo decir algunas cosas, pero antes quiero contar una anécdota. Hace un montón de años recibí la llamada de una administrativa encargada de tramitar las participaciones de un concurso literario municipal. Me llamaba la mujer, apurada, porque se me había olvidado meter en el sobre de la plica una fotocopia del DNI. Sin ningún tipo de reparo esa señora contravenía las bases del concurso abriendo una a una las plicas para comprobar que los datos estuvieran correctos. Vivimos una cultura de la desconfianza más que justificada sobre aquello que supone mérito y posterior recompensa, y la desconfianza es escoria que estorba en cualquier maquinaria, un trozo de plástico que hace que una ruedecilla no se pueda mover.

El Ciudad de Utrera es un premio limpio, como deberían ser todos. Estoy realmente cansado, asqueado de que los mismos que pertenecemos a esta industria asumamos que los premios están dados de antemano, son campañas de marketing en las que los participantes que piensan que tienen posibilidades de ganar, cuando nunca las tuvieron, son gente que no conoce el mundillo. No necesitamos trozos de plástico estorbando en nuestra maquinaria; necesitamos más premios limpios y conscientes como el Ciudad de Utrera, que establece un puente de distribución de la obra ganadora hacia el corazón de la industria editorial; hacia una editorial que la publique y a la que le vaya la vida en intentar venderla, como es Premium. Todo lo demás es desperdicio de recursos públicos.

Los que nos dedicamos a esto agradecemos las palmaditas en la espalda, en serio, pero lo único que realmente nos ayuda son los apretones de manos, de frente, formales y destinados a una ayuda real para la visibilidad y comercialización del hecho literario. No necesitamos que nos inviten a inauguraciones de bibliotecas o ferias del libro para dar contexto a la foto del político correspondiente. Necesitamos gente realmente interesada por la cultura y su recorrido a través del negocio, que antes de dar los dos mil euros que son dinero de todos, piensen si pueden esforzarse un poco más, si pueden hacerlo un poco mejor y si pueden salir de su circuito cerrado de titulares y presencia electoral para transformarse en una ruedecilla útil que una dos ruedecillas útiles y formar parte, de verdad y con fundamento, de esto que para muchos es nuestra manera de entender la vida, y esperamos que sea también nuestro modo de vida. En Utrera lo hacen bien, limpio y efectivo. Solo hacen falta ganas y vergüenza torera; apliquen esto a cada aspecto de la administración pública y tendremos una sociedad mejor en el tiempo en que te lees un bolsilibro.

COMENTARIOS

Autor en Andalucia Información

Juan González Mesa

Juan González Mesa se define como escritor profesional, columnista aficionado, guionista mercenario

Sindéresis

Del propio autor: "Toda ideología que no puede comprender un niño es un engaño para los adultos"

VISITAR BLOG
Publicado: 27/10/2019 ·
23:06
Actualizado: 27/10/2019 · 23:06
chevron_left
Para ganar
chevron_right
El país se rompe