Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Miércoles 23/06/2021

Sevilla

El PP de Sevilla reclama a Espadas que restituya la "paz social" en Tussam

El portavoz del PP en el Ayuntamiento hispalense, Beltrán Pérez, ha celebrado una reunión con los sindicatos con representación en Tussam

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • Beltrán Pérez con los sindicatos de Tussam.

El portavoz del PP en el Ayuntamiento hispalense, Beltrán Pérez; y el dedil de su grupo Ignacio Flores han celebrado una reunión con sindicatos con representación en la sociedad municipal Transportes Urbanos de Sevilla (Tussam); en concreto la Agrupación Sindical de Conductores (ASC), CGT y CSIF, en torno a la nueva situación de "conflictividad" social de la que vienen alertando las centrales sindicales.

En esta reunión, así, el portavoz popular ha abordado la "complicada e inestable situación de Tussam" denunciada por los sindicatos, que recordemos que vienen lamentando el "incumplimiento de los acuerdos adquiridos" por el Ayuntamiento, socio único de Tussam, en febrero de 2020, poco antes de la irrupción de la pandemia y del primer estado de alarma para combatirla, situación que ha marcado el devenir de la empresa.

A finales de enero de ese año, recordémoslo, los representantes de la plantilla de Tussam lograron un acuerdo con el edil de Movilidad y presidente del consejo de administración de la empresa, Juan Carlos Cabrera (PSOE), para esquivar las consecuencias de la temida "falta de financiación" de la empresa de cara al entonces nuevo ejercicio de 2020 y las reivindicaciones de la plantilla.

Aunque para 2020 las cuentas de Tussam subían de 72,2 a 80,9 millones el dinero destinado a la plantilla gracias a un alza del 9,5 por ciento en las transferencias del Ayuntamiento, los sindicatos avisaban entonces de que los presupuestos serían insuficientes, demandando un "incremento de las cuantías económicas de los trabajadores" y temiendo la posible "externalización" de líneas y la no renovación de los contratos de los trabajadores temporales incorporados merced a la bolsa de empleo, entre otros aspectos.

Tras la irrupción del Covid-19, la declaración del primer estado de alarma con las consecuentes limitaciones a la movilidad y el comienzo del segundo estado de alarma, Tussam cerró 2020 con una caída del 47 por ciento en su número de pasajeros, lo que se tradujo en un desplome del 48 por ciento en sus ingresos por la venta de títulos.

MÁS TRANSFERENCIAS DEL AYUNTAMIENTO


Como consecuencia de ello, y según indicaban a Europa Press fuentes municipales respecto a las cuentas de Tussam correspondientes a 2020, la empresa ha necesitado transferencias adicionales por importe de 20,3 millones de euros por parte del Ayuntamiento como socio único de la entidad, comenzado a aplicar finalmente el pasado mes de diciembre de 2020 el alza salarial acordada con la plantilla en enero del año pasado, antes de la irrupción del virus.

Frente a ello, los sindicatos aseguran que la empresa "se ha ahorrado siete millones de euros" en 2020 "a costa de los trabajadores y de escatimar en medidas" de seguridad frente al Covid-19, avisando de "recortes" a la plantilla tras el mencionado alza salarial.

Precisamente en ese sentido, Beltrán Pérez ha lamentado que las contrataciones de la bolsa de empleo de Tussam abarquen en este momento sólo a cien de los 200 miembros de la misma, "con la gran necesidad que hay de reforzar el transporte público para evitar que los autobuses vayan abarrotados, como está ocurriendo". Además, critica la paralización de la negociación del plan de jubilaciones parciales, entre otros aspectos.

EL SUPERÁVIT DE 2019

Igualmente, ha criticado el uso de parte del superávit municipal de 2019 para inyectar dinero a Tussam frente a su notable pérdida de ingresos por la pandemia, un dinero que "debería haber sido invertido en la ciudad" y en mejorar el servicio de autobuses, extremo que ha conectado con la falta de los fondos estatales anunciados meses y meses atrás por el Gobierno central para compensar a los municipios por el déficit sufrido en materia de transporte colectivo por las restricciones frente a la pandemia.

Así, Beltrán Pérez ha reclamado al alcalde, el socialista Juan Espadas, que "solucione todos estos problemas, garantice la viabilidad de la empresa y la paz social con los trabajadores".

Acusando al primer edil de no preocuparse por Tussam y de personas que estarían dejando de usar los autobuses urbanos por temor a posibles contagios a cuenta de los aforos de los mismos, Beltrán Pérez defiende que "es momento de ofrecer más oferta de transporte, prestar mejor servicio público, reforzar las líneas que en la actualidad están saturadas y hacer que el servicio de Tussam se preste con calidad y excelencia".

"En estos momentos en los que la empresa goza de estabilidad económica, no tiene sentido que por la ineficacia de Espadas la conflictividad social entre la empresa y los trabajadores sea tan brutal", asevera.

COMENTARIOS