El tiempo en: Andalucía
Jueves 21/01/2021

Sevilla

Residentes y trabajadores del Centro Joaquín Rosillo reciben la vacuna frente al Covid-19

Es "una gran alegría en un centro que, tras vivir momentos muy duros durante la primera ola, no ha vuelto a registrar ningún positivo desde el mes de mayo"

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai

  • La primera residente vacunada ha sido Doña Inés Carabias, natural de Ávila, aunque a sus 83 años se siente natural de San Juan de Aznalfarache
  • Javier Aradilla, primer trabajador en recibir la vacuna, asegura que tanto él como sus compañeros comparten el mismo entusiasmo y esperanza

El Centro de Personas Mayores Joaquín Rosillo ha informado de que la totalidad de residentes y trabajadores han sido vacunados contra el Covid-19, por parte de un equipo de profesionales del SAS desplazados a la residencia.

La primera dosis de la vacuna, "muy esperada por todos", ha representado "una gran alegría en un centro que, tras vivir momentos muy duros durante la primera ola de la pandemia, no ha vuelto a registrar ningún positivo desde el pasado mes de mayo", destacan fuentes de la entidad.

La primera residente vacunada ha sido Doña Inés Carabias, natural de Ávila, aunque a sus 83 años se siente natural de San Juan de Aznalfarache, lugar donde reside desde los 26. Comenta ilusionada las posibilidades que espera que les depare la vacunación: “Estoy deseando poder salir de nuevo con tranquilidad y volver a la misa de los domingos”. 

Doña Inés, quien ya superó la enfermedad en el centro, al que llegó en 2017, se siente afortunada: “Me alegra haberla superado, como tantos otros, y encontrarme totalmente recuperada y llevando una vida normal. Siempre me he sentido aquí muy cuidada y arropada, pero durante la enfermedad de una manera especial”.

Por su parte, Javier Aradilla, primer trabajador en recibir la vacuna, asegura que tanto él como sus compañeros comparten el mismo entusiasmo y esperanza en la efectividad de la vacuna: “Seguimos trabajando muy duro a diario, con las máximas medidas de protección, para evitar el regreso del virus al centro. Nuestros mayores son lo primero para nosotros, por eso el de hoy ha sido un gran día”, afirma.

Para tratar de evitar de nuevo al virus, la residencia ha realizado una serie de reformas "que refuerzan el avanzado sistema de sectorización en las distintas plantas que posee, al objeto de que en caso de que entre, su expansión se ataje desde los primeros instantes". Así, cuenta actualmente "con dos plantas adaptadas para recibir posibles casos y casos positivos y un circuito de entrada/salida, limpio/sucio, sin ningún tipo de cruce, lo que propicia la máxima efectividad de la barrera en el control del virus. Una de las alas ha sido aislada totalmente del resto de las instalaciones, con puertas cortafuegos y numerosas medidas de seguridad adicionales".

"A pesar de que el riesgo cero no existe, como por desgracia se está poniendo de manifiesto cada día entre la ciudadanía en general y en las residencias de mayores en particular, desde el Centro Joaquín Rosillo se está realizando todo lo humana y técnicamente posible para proteger a los residentes frente al Covid-19", destacan.

COMENTARIOS