HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 03:03 CET
Miercoles, 11/12/2019

Sevilla

Cultura deja en manos de los técnicos la decisión sobre Queipo

La Junta asegura que no tiene "capacidad de tomar una decisión unilateral sin que medie el pronunciamiento" de un comité de expertos que se constituirá

  • Tumba de Queipo de Llano en la Macarena.

La consejera de Cultura y Patrimonio Histórico, Patricia del Pozo, ha afirmado este viernes que no tiene "capacidad de tomar una decisión unilateral" sobre con los restos del general golpista Gonzalo Queipo de Llano de la basílica de la Macarena en Sevilla "sin que medie el pronunciamiento del comité de expertos" que se constituirá cuando la Junta de Andalucía "termine de tramitar la orden que desarrolla la Ley Andaluza de Memoria Histórica y Democrática".

Del Pozo, que ha inaugurado en Granada la exposición 'Destacados. Colección Telefónica' en el Museo de Bellas Artes, ha indicado que ese comité "se introdujo por indicación del Consejo Consultivo para evitar posibles decisiones arbitrarias". "No tomaremos ninguna decisión hasta que se pronuncie el comité", insiste.

Afirma que el debate sobre los retos de Queipo es "recurrente" por parte del PSOE y de Adelante Andalucía tanto "en el Parlamento como fuera de él" y recuerda que la ley entró en vigor en abril de 2016 y "necesita un desarrollo reglamentario para poder llevar a cabo determinadas instrucciones".

Sin embargo, incide en que el gobierno socialista anterior "no lo dejó" hecho, "a pesar de que llevaba un año y medio en vigor la norma cuando salió de la Junta de Andalucía. Afirma que el nuevo gobierno ha comenzado los trámites para ese trámite reglamentario, poniendo en valor la creación de ese comité técnico de expertos que ha de decidir sobre "qué elementos son o no contrarios la memoria histórica".

Además, menciona la existencia de un informe del gobierno anterior en el que "se dice que es más que discutible que la tumba de Queipo pueda ser un elemento contrario a la memoria porque la Hermandad ya procedió, al poco tiempo de entrar la ley en vigor, a retirar los símbolos de la propia tumba contrarios a la norma".

Pese a ello, asegura que "si llegado el momento hubiera que tomar una decisión, siempre se hará con un amplio diálogo con la familia y con la Hermandad, que es una institución privada, porque así es como hay que abordar estos temas, con serenidad, tranquilidad y diálogo".


"La memoria no es una cuestión de partidos, sino de todos. Es una cuestión de humanidad y me estoy volcando en exhumar a todas las personas que se pueda porque todo el que quiera saber donde están enterrados sus seres queridos tienen que tener a la Administración detrás", concluye.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Premio nacional al Biobanco del Hospital Virgen Macarena
chevron_right
El Ayuntamiento asegura que la competencia sobre Queipo es de la Junta