Actualizado: 13:31 CET
Viernes, 06/12/2019

Sevilla

El Flor de la pasión atraca en Sevilla tras cuatro años de travesía

El barco ha recorrido 78.000 kilómetros "siguiendo los pasos de Magallanes y Elcano", de cuya primera vuelta al mundo se celebran ahora 500 años


El barco Fleur de Passion (Flor de la pasión en español) ha dado por concluido este viernes en Sevilla cuatro años de investigación del "planeta mar" tras un recorrido de 78.000 kilómetros, realizado a una media de 13 kilómetros por hora y "siguiendo los pasos de Magallanes y Elcano".

La misión del velero, denominada Ocean Mapping Expedition y promovida por la Fundación Pacifique, de Suiza, ha analizado la contaminación sonora (casi imperceptible en el Pacífico Sur), los microplásticos (arrastrados hasta los océanos por las corrientes) y la concentración de gases de efecto invernadero (con especial incidencia en Filipinas).

Además, el barco, de 33 metros de eslora, ha analizado la decoloración de los corales por el calentamiento climático, una labor investigadora a la que se han sumado proyectos educativos y socioculturales, con sesenta jóvenes en situación de reinserción que se han embarcado en los 1.606 días que ha durado la travesía, desarrollada en tres océanos y 28 países.


La idea de la fundación que promueve la investigación es que "se conozca mejor el impacto de los seres humanos sobre el medio marino" así como "reflexionar sobre el lugar que ocupamos en el 'planeta mar' al permitir que cualquiera pueda embarcarse como miembro de la tripulación y formar parte de la expedición".

Ese espíritu es el que ha permitido que naveguen en el velero veinte artistas, numerosos científicos y más de cien pasajeros "de todo tipo" para seguir con la "tradición antigua de embarcar a ilustradores encargados de documentar los acontecimientos del viaje", explica la fundación, nacida en 2007 y con sede en Ginebra.

Las obras realizadas durante la expedición están expuestas en el Archivo de Indias de Sevilla en una muestra denominada "Nuestra isla de las especias".

El barco, que zarpó de la capital andaluza el 13 de abril de 2015, ha sido recibido este viernes por el vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín, y el alcalde de Sevilla, Juan Espadas, a los que acompañaron el embajador de Suiza, Giulio Hans, el presidente del Cantón de Ginebra, Antonio Hodgers, y el presidente de la Fundación Pacifique, Pietro Godenzi.

Durante la navegación, con doce personas a bordo, el barco ha hecho distintas escalas en puertos como Río de Janeiro, Brisbane o Ciudad del Cabo, y el mayor tiempo sin tocar tierra fueron los 28 días que transcurrieron desde Dakar a las islas portuguesas de las Azores.

El barco, el de mayor tamaño de pabellón suizo, es un antiguo buque dragaminas de la Armada alemana, fue construido en 1941 y transformado de velero en la década de los años sesenta.

La labor investigadora se ha realizado en colaboración con la Universidad de Ginebra, la asociación Oceaneye (Ginebra), la Universitat Politècnica de Catalunya (Barcelona), la Universidad de Queensland (Brisbanbe) y la asociación Pacifique.

A partir de mañana sábado 7 de septiembre, y en el colindante Acuario de Sevilla, habrá una proyección continua de los ocho episodios de la serie documental sobre la expedición, una actividad gratuita que está abierta al público general.

Por la tarde se emitirá en primicia del documental "Respira", de la directora suiza Mirjam Landolty, que trata sobre el aspecto socioeducativo de la expedición y fue grabado a bordo del velero.

Entre el lunes 9 y al sábado 14 habrá talleres gratuitos en el acuario y visitas al velero así como actividades de concienciación para todos los públicos, que incluirán una visita al velero y un taller explicativo de la expedición y las diferentes problemáticas ambientales en los océanos.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
El Aeropuerto de Sevilla estrena nuevo centro de coordinación
chevron_right
El Gobierno zanja la polémica: habrá túnel en la SE-40 por el río