HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 02:17 CET
Miercoles, 17/07/2019

Sevilla

La judicatura acepta Palmas Altas condicionado a un plan de transporte

El sector da un voto de confianza y reconoce que "ya era hora de que hubiera un proyecto serio" después de casi 20 años de debate

  • Garantizar los accesos en transporte público es una condición "indispensable" para tomar la "decisión política"
  • Se cerrará una agenda de trabajo para definir el estudio de movilidad en la zona
  • La Junta y el Ayuntamiento están "comprometidos" con "involucrar" a Fomento para infraestructuras como un apeadero de Renfe

Tras poco más de una hora y media de reunión "franca y sincera", el sector de la judicatura acepta Palmas Altas como propuesta a trabajar para ubicar la Ciudad de la Justicia en la actual sede de la multinacional Abengoa. Lo hace reconociendo, además, que, por primera vez, hay una propuesta "seria" a la que, no obstante, pone un importante condicionante: debe garantizarse la movilidad. Dicho de otra manera: transportes públicos con los que usuarios, abogados y personal puedan acceder al emplazamiento.

No recuerdo una reunión tan franca y, aunque la decisión no está tomada, hoy estoy convencido de que tendremos la mejor Ciudad de la Justicia para Sevilla

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, Lorenzo del Río, ha manifestado que garantizar los accesos al futuro recinto judicial es “imprescindible” y una condición “indispensable” para tomar la “decisión política” de hacer de Palmas Altas la Ciudad de la Justicia que “Sevilla necesita”.

Tanto la Junta de Andalucía como el Ayuntamiento comparten la “preocupación lógica” del sector en relación a las infraestructuras relacionadas con el transporte. En palabras del vicepresidente y consejero de Turismo, Juan Marín, “si en estos momentos tuviéramos que ir a celebrar una vista a Palmas Altas, nos temblarían las piernas”.

“No recuerdo una reunión tan franca y, aunque la decisión no está tomada, hoy estoy convencido de que tendremos la mejor Ciudad de la Justicia para Sevilla”, ha asegurado el alcalde, Juan Espadas.

A partir de este momento, sector y administraciones cerrarán una agenda de trabajo para definir el estudio de movilidad (con costes y plazos) del que Espadas ya ha adelantado que, en lo concerniente al Consistorio (nuevas líneas de autobuses), no son ni medidas caras ni que se demoren en el tiempo. Básicamente, se trata de poner en funcionamiento nuevas líneas de Tussam y reforzar las ya existentes. Los accesos previstos por la inauguración dentro de tres meses del centro comercial Lagoh también juegan un papel importante.

Pero donde está el nudo gordiano es en las grandes infraestructuras, caso del Metro y el cercanías. En este sentido, el vicepresidente Juan Marín ha enfatizado el hecho de que tanto la Junta como el Ayuntamiento están “comprometidos” con conseguir “involucrar” al Ministerio de Fomento para “garantizar” los accesos a la Ciudad de la Justicia. En breve, Marín y Espadas se reunirán con el titular en funciones del Ministerio, José Luis Ábalos, para pedirle la construcción de un apeadero de Renfe en la zona.


El plazo para que esa Ciudad de la Justicia sea una realidad es de cuatro años, pero, a tenor de lo escuchado, las partes lo ven razonable.

En este sentido, y vinculado al principal condicionante que es el transporte, habrá que estudiar si se mantienen las actuales sedes de la Audiencia y de los juzgados en el Prado, como era la primera opción planteada por la Junta de Andalucía, la promotora y última responsable del proyecto, o bien se opta por unificar todos los órganos en Palmas Altas. “Todo está abierto, pero lo primero es asegurar la movilidad para que todo el mundo tenga garantizado el acceso a la Ciudad de la Justicia”, ha vuelto a insistir Lorenzo del Río, para el que ya habrá “tiempo” para definir la distribución de los 54.000 metros cuadrados.   

Los tiempos de ejecución (cuatro años) son asumibles y también el presupuesto, como ha recalcado Juan Marín. De hecho, la compra del edificio a Abengoa rondaría los 60 millones de euros y la adaptación a sede judicial, los 34 millones. La Junta de Andalucía ha llegado a estudiar un total de cuatro propuestas de ubicación que trasladó la Gerencia de Urbanismo. Dos de ellas quedaron finalistas: Palmas Altas y una parcela en el Patrocinio en la que construir un nuevo edificio. Tras el estudio técnico de ambas, la Consejería de Justicia se decantó por Palmas Altas por ser la más barata y la más rápida. En el Patrocinio, la Ciudad de la Justicia costaría 270 millones de euros y nunca estaría operativa antes de una década.

En el día de hoy, la Junta, “de la mano” del Ayuntamiento, ha presentado a la judicatura su propuesta y el sector ha decidido dar un voto de confianza. “Ya era hora de que hubiera un proyecto serio”, ha reconocido Lorenzo del Río sobre un debate que lleva abierto en canal en la ciudad casi 20 años.  

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai Publicidad Ai
chevron_left
La Manada, con protocolo antisuicidios y un preso "sombra"
chevron_right
Una plataforma cívica para sacar a Sevilla del "conformismo"