Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Sábado 13/08/2022  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Sevilla

Fomento garantiza aún el tren entre Sevilla y la Sierra Norte

Un informe aconseja suprimir las líneas a Mérida y Llerena junto con otras 46 en toda España por ser “ineficientes”

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Tren

La  ministra de Fomento, Ana Pastor, aseguró ayer que no eliminará “ni una sola línea” de ferrocarril, pero avisó de que los trenes no pararán en estaciones “donde hay -dijo- uno o a lo sumo tres viajeros”. El Ministerio tiene en su poder un informe que aconseja  suprimir las líneas ferroviarias que unen Sevilla capital con los municipios de la Sierra Norte y el Sur de Extremadura, al igual que otras  46  líneas deficitarias en toda España para ahorrar un total de 86,5 millones de euros.

El Gobierno de Zapatero encargó una auditoría de la red nacional de ferrocarriles -concluida durante el mandato de Rajoy- a la empresa de ingeniería Ineco, que en una primera fase ha analizado los 120 servicios regionales o interregionales, con paradas en las estaciones más pequeñas, y dejando al margen los trenes de largo recorrido y la alta velocidad.

Ineco ha analizado ingresos, gastos y ocupación para calificar las líneas y proponer que se mantengan 72 más o menos eficientes y suprimir 48 ineficientes, por tener una ocupación inferior al 15% anual de su capacidad. Entre las que se recomienda clausurar por antieconómicas figuran dos en la provincia de Sevilla, la de Sevilla-Mérida, que utilizan 19.413 viajeros al año (una media de 53 diarios) y cuyas pérdidas ascienden a 1.513.889 euros; y la línea Sevilla-Llerena, que transporta a 4.855 pasajeros/año (una media de 13 diarios) y sufre un déficit de 666.498 euros.

Hasta la salida a la palestra de ayer de Ana Pastor, en los ambientes políticos se contaba con que el Gobierno adoptaría una decisión definitiva antes del verano (se había dado como fecha límite el 30 de junio). Comisiones Obreras de Extremadura alertó hace unos días de la posibilidad de que a partir del domingo 2 de junio deje de funcionar el tren diario con ida y vuelta que conecta Llerena con Sevilla capital a través de la Sierra Norte sevillana.

Sin billete a Llerena
De hecho, cuando se trata de adquirir un billete de ida-vuelta entre Sevilla y Llerena para el día 3 de junio en la página web oficial de Renfe, aparece un mensaje que dice que para ninguno de los dos trayectos existe conexión directa o que dichos trenes no circulan en la fecha solicitada. Sin embargo, en la web se pueden seguir comprando normalmente billetes para el trayecto Sevilla-Mérida, al menos de momento.

Según el sindicato, la línea hasta Llerena está subvencionada desde el año 1985 exclusivamente por la Junta de Andalucía mediante convenios con Renfe, pese a que beneficia también a Extremadura, cuyo gobierno no aporta financiación alguna, por lo que en la región vecina se teme que en caso de que la Junta de Andalucía se preste a sufragar el déficit para mantener la línea ferroviaria asuma el coste sólo hasta la Sierra Norte sevillana y deje fuera los 25 kilómetros del trayecto que discurre por suelo extremeño.

Apuesta por el tren
El pasado mes de febrero, el viceconsejero de Fomento andaluz, José Antonio García Cebrián, ya mantuvo un encuentro en Madrid con representantes del Ministerio y de Renfe para conocer los planes del Gobierno sobre el futuro de los servicios ferroviarios. La posición mantenida hasta ahora por la Consejería es la de una firme defensa del ferrocarril, “por lo que frente a posibles recortes de los servicios públicos ferroviarios -expresó el viceconsejero- que pudieran plantear desde el Ministerio nuestra propuesta siempre está orientada a la mejora y ampliación de los servicios de los trenes regionales y de los de cercanías”.

Por otra parte, el Pleno de la Diputación de Sevilla del pasado mes de abril aprobó por unanimidad una moción de IU-CA en defensa de la línea Sevilla-Llerena, cuya supervivencia ya veía amenazada a cuenta del plan estatal de racionalización de los servicios de transporte ferroviario de viajeros de media distancia.

Durante el debate plenario, la diputada del PP Carmen Rodríguez Hornillo advirtió de que está línea es "absolutamente deficitaria" e incluso "inviable", al transportar anualmente poco más de 6.400 viajeros (4.855 según la auditoría de Ineco) pese a su coste. A tal efecto, la dirigente popular ha negado que la Sierra Norte quede incomunicada con esta posible medida al funcionar, de otro lado, la línea ferroviaria Sevilla-Mérida, que le sirvió como ejemplo para defender el modelo gracias al cual la Junta de Extremadura y el Estado financian conjuntamente el funcionamiento del tramo extremeño de esta línea.

Sin embargo, en el plan entregado a Fomento se aconseja el cierre de la línea Sevilla-Mérida, por lo que, en tal caso,  la comarca quedaría sin comunicación ferroviaria.

TE RECOMENDAMOS