Sevilla

CSIF exige al SAS más plantilla para las Urgencias del Valme ante la "pésima" atención

CSIF pide al SAS atender las quejas de la plantilla de Urgencias del Valme por la "pésima calidad" asistencial

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Imagen de archivo del Hospital de Valme de Sevilla. -

CSIF Sevilla ha instado al Servicio Andaluz de Salud (SAS) a dar solución a la "asistencia sanitaria de pésima calidad" que denuncia la plantilla del Servicio de Urgencias del Hospital Universitario Virgen de Valme. La central sindical se hace eco del malestar de los trabajadores de este servicio, quienes vienen solicitando un aumento "de forma inminente y permanente" de la plantilla, así como una mejora en las infraestructuras.

Ya el pasado 28 de junio de 2023, los profesionales del Servicio de Urgencias trasladaron un escrito a la Dirección Gerencia del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla en el que referían "la falta de adecuación de la plantilla del Servicio de Urgencias a la frecuentación actual del mismo, la falta de previsión de cobertura de personal correspondiente al periodo estival y a los periodos de alta frecuentación, y la falta de reestructuración de las instalaciones, de las que se derivan situaciones potencialmente riesgosas", según ha explicado el sindicato en una nota de prensa.

Entre dichas situaciones de riesgo, se detalla la atención a pacientes situados en las salas de espera de camillas y sala de espera de traumatología, "habilitadas como unidades de observación cuando hay saturación del servicio, pero sin las condiciones asistenciales ni higiénicas que se requieren en cualquier sala de observación: carecen de monitorización, dispensadores de medicación, tomas de oxígeno, fungibles necesarios para la asistencia sanitaria, etcétera".

También se describe la atención a pacientes con estado de alta sin cierre, según ha señalado el sindicato, "administrativamente pertenecen a otro servicio, pero físicamente se encuentran en el servicio de urgencias, recibiendo cuidados por los mismos profesionales que deben atender los demás servicios". Otra situación de riesgo es la atención a pacientes ubicados en la unidad de críticos, pero que "por falta de espacio quedan situados en el pasillo, sin monitorización ni vigilancia, y con la única supervisión de algún familiar".

El escrito recoge asimismo la atención a pacientes psiquiátricos que permanecen 24 horas en evolución en la Observación B, "a la espera de ser vistos por Psiquiatría, sin orden judicial ni facultativa de contención o sedación, desarrollando conductas disruptivas, que repercuten negativamente sobre los otros pacientes (orines en las paredes, ocupación de camas de otros pacientes, proferir gritos o enfrentamientos con el personal). "Todo ello mientras están a cargo de cuatro profesionales (2 DUEs y 2 TCAEs) que además deben también asistir a los otros 26 pacientes restantes".

A la reclamación presentada a mediados de 2023, el Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla indicó que se estaban llevando a cabo todas las gestiones incluidas dentro del ámbito de sus competencias, que permitan alcanzar el máximo porcentaje de cobertura de aquellos puestos que se encuentran actualmente dotados en la plantilla del Servicio de Urgencias.

Segunda comunicación 

Por medio de un nuevo comunicado por escrito a la Dirección Gerencia del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, el pasado 20 de octubre de 2023, los profesionales del Servicio de Urgencias reclamaron no haber recibido las mejoras prometidas sobre aumento de personal, ni en la mejora de las instalaciones. "Lejos de ello, se ha visto reducida su dotación, con la retirada de los "refuerzos COVID" en un DUE y dos TCAES, tras las nuevas contrataciones del mes de octubre, cubriendo dichos huecos con retenes; compartidos con otras plantas, o muchas veces, inexistentes", explican los responsables sindicales de CSIF.

"El servicio funciona con un protocolo fechado en 2016, cuya dotación de personal probablemente esté ajustada a la frecuentación de dicho año, pero que tras la pandemia, el servicio fue ampliado a nueve consultas en polivalente, y seis boxes de aislamiento en Observación A, manteniéndose la misma plantilla estructural de 2016".

En esta nueva reclamación se aportó además un documento exponiendo las ratios recomendadas, "haciendo ver la nefasta dotación de este servicio, pero pese a ello no se ha obtenido respuesta desde el SAS".

Tercera notificación

Un último escrito a la Dirección Gerencia del Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla, presentado el día 12 de enero de 2024, explica que "cada vez se aumenta la capacidad en cuanto a número de pacientes, pero no en cuanto a dotación de recursos ni a personal suficiente para asistirlos adecuadamente; la respuesta del SAS es que son conocedores de la situación, pero no disponen de más recursos para mejorar el panorama actual". CSIF subraya que pese a todas estas notificaciones, las condiciones del Servicio de Urgencias del Hospital de Valme "no han mejorado en nada, manteniéndose las condiciones anteriormente mencionadas y produciendo situaciones riesgosas para los pacientes diariamente".

Los responsables sindicales insisten en que todo ello genera "sobrecarga laboral, impotencia y desánimo en el personal, haciendo insostenible la situación y dando como resultado una asistencia sanitaria de pésima calidad".

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN