Sevilla

La economía sevillana modera sus previsiones con un crecimiento del PIB del 1,7% para 2023

Las estimaciones expuestas en el Barómetro Económico de Sevilla indican que el PIB podría crecer hasta un 1,7% en 2023 y sólo un 1,4% en 2024

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Presentación del Barómetro Económico en la sede de la Fundación. -

La economía sevillana aún se encuentra en una "fase de transición" cuyo crecimiento sigue condicionado por "factores globales" como las "tensiones inflacionarias y las turbulencias en los mercados financieros" y la todavía presente "inestabilidad geopolítica" en Europa del este. De esta manera, las estimaciones expuestas en este número del Barómetro Económico de Sevilla indican que el Producto Interior Bruto (PIB) podría crecer hasta un 1,7% en 2023, y solo un 1,4% para el año 2024.

Es una de las principales conclusiones que se extraen del citado estudio que realiza el Colegio de Economistas de Sevilla en colaboración con la Universidad de Loyola, que ha sido presentado este viernes en la sede de la Fundación Caja Rural del Sur. En cuanto al mercado laboral, el informe también prevé un menor crecimiento del número de ocupados para el 2023, situándose este porcentaje en un 3,6% previsto, un comportamiento "muy a la baja comparado con el crecimiento del 6,8% en el 2022".

Esto se ve reflejado por la "baja tracción" de la actividad económica para dichos años. En relación con los datos de ocupación, según el informe, el paro seguirá con su tendencia a la baja reportada en el anterior número y alcanzará en 2023 un promedio anual de 16%, mientras que en el 2024 el paro descenderá a 15,1%, tendencia que refleja mejores datos en la provincia comparados con los datos nacionales y regionales.

Por su parte, se prevé que la inflación en Sevilla sea inferior que en España y Andalucía en 2023 alcanzando un promedio anual del 3,3% y un 2,1% para 2024. A pesar de ello, la inflación seguirá siendo un factor determinante para el crecimiento de la actividad económica de la provincia.

"Los datos más recientes de empleo, inflación y actividad económica sugieren que las proyecciones para el año 2023 se ajusten a la baja, comparado con 2022. Esto indica que tanto la provincia como la economía del país experimentarán un crecimiento inferior a lo que reportamos en el barómetro anterior. En otras palabras, el crecimiento del 2023 y 2024 será moderado en comparación con el 2022", ha explicado el director ejecutivo del Barómetro Económico de Sevilla y catedrático del Departamento de Economía de la Universidad Loyola, Manuel Alejandro Cardenete.

A pesar de todo, los indicadores económicos de la provincia de Sevilla siguen mostrando una tendencia al alza exceptuando la matriculación de vehículos. La creación de Sociedades Mercantiles sigue mostrando una tendencia positiva y estable situándose en máximos con respecto a años anteriores. Sin embargo, la matriculación de vehículos continúa con su tendencia negativa desde 2018 debido principalmente a la escasez de componentes y al cambio de hábitos de consumo.

El Índice de confianza empresarial, que había disminuido durante la primera mitad del 2022, ha continuado la tendencia de recuperación durante los dos primeros trimestres del año 2023. Una senda de recuperación que parece mantenerse con un comportamiento mejor en la provincia que en Andalucía.

En el ámbito del turismo, las pernoctaciones siguen recuperándose. Tras el repunte de los meses de verano en 2022 podemos hablar ya de recuperación casi total del sector turismo esperando el mismo número de pernoctaciones o superior a las de prepandemia para el verano de 2023. En términos comparados, el comportamiento de la provincia está siendo mejor que el de Andalucía.

En Sevilla se ha observado una fuerte recuperación de las pernoctaciones realizadas por los turistas internacionales sobre todo durante el período estival del pasado año. Las pernoctaciones en la provincia durante el primer trimestre de 2023 se han ido incrementando cada mes, registrando muy buenos datos en marzo que se prevé que continúen durante los meses de verano.

SECTOR EXTERIOR E ÍNDICE BES

En lo relativo al sector exterior, tras la disminución de las exportaciones a lo largo del pasado año, han registrado de nuevo un descenso en el primer trimestre de 2023. Las importaciones por su parte también han experimentado una caída con respecto al trimestre anterior.

Según ha expuesto Cardenete, "el panorama macroeconómico de Sevilla para los años 2023 y 2024 muestra una desaceleración económica acompañada por una
tendencia a la baja de la inflación, del número de ocupados y de la tasa de paro".

En el primer trimestre de 2023, el Indicador sintético trimestral de actividad económica (Índice BES) se situó en 99,6 para Sevilla --frente al 107,7 del último trimestre de 2022--, y en 104,0 para Andalucía --en oposición al al 103,4 del trimestre anterior--. Estos valores confirman un decrecimiento similar de la economía sevillana y de la andaluza desde el
tercer trimestre de 2022.

Pormenorizadamente, los indicadores económicos de Sevilla de Sociedades Mercantiles constituidas, Exportaciones y afiliados a la Seguridad Social mostraron una mejora con respecto al trimestre anterior. Por su parte, Matriculaciones de turismos y Pernoctaciones han experimentado un ligero descenso del índice BES. El indicador que registra el mayor incremento relativo es Sociedades Mercantiles Constituidas.

Por su parte, las Exportaciones, las Sociedades Mercantiles Constituidas y los Afiliados a la Seguridad Social son los indicadores que se encuentran por encima de los niveles prepandemia, mientras que el Índice de Confianza Empresarial, las Pernoctaciones y, especialmente, las Matriculaciones de turismos, se encuentran aún por debajo de los niveles prepandemia.

Los indicadores económicos disponibles hasta el momento para Sevilla y Andalucía registran tendencias hacia un menor dinamismo, lo cual es reflejo de la ralentización económica de ambas economías. El valor provisional para el índice se sitúa en 95,9 para Andalucía y 90 para Sevilla. El avance del índice para Andalucía y para la provincia registra un descenso sustancial, en ambos casos, con respecto al primer trimestre de 2023. No obstante, esto puede deberse al peor comportamiento de las pernoctaciones y al estancamiento de la matriculación de vehículos.

En el citado acto de presentación del BES también han estado presentes el decano del Colegio de Economistas, Francisco J. Tato Jiménez, y Francisco Jesús Rodríguez Moyano, director zona de Sevilla de Caja Rural del Sur.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN