Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Lunes 25/09/2023  

Sevilla

El Espacio Turina acoge un ciclo de clave con Alard, Frisch, Casal y Núñez

El Espacio Turina arranca mayo estrenando el ciclo 'Clave en Turina', una "interesante y curiosa propuesta" para acercar al público este completo instrumento

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai

Céline Frisch.

Javier Núñez.

Alejandro Casal.

Benjamin-Alard.

El Espacio Turina arranca el mes de mayo estrenando el ciclo 'Clave en Turina', una "interesante y curiosa propuesta" que persigue acercar al público las capacidades sonoras de este complejo instrumento a través de cuatro recitales protagonizados por algunos de los mejores clavecinistas del panorama musical europeo: los franceses Benjamin Alard y Céline Frisch y los sevillanos Alejandro Casal y Javier Núñez.

En concreto, este jueves 4 de mayo (20 horas) abrirá la cita Benjamin Alard (Ruán, 1985), "uno de los grandes talentos" del actual clave francés, con el recital 'Gusto italiano y estilo francés en la obra de Bach'. En esta ocasión, el músico galo vuelve al Espacio Turina, tras su actuación en el FeMÀS de 2018 donde tocó las 'Variaciones Goldberg', con una de sus grandes especialidades, Bach, "al que mirará como el gran dominador de los estilos nacionales del tiempo: el italiano (Concierto italiano) y el francés (Obertura en estilo francés), obras que vieron la luz conjuntamente en el Clavier Übung II (Ejercicios de teclado II), publicado en Núremberg en 1735, tal como detalla el Consistorio en una nota de prensa.

Cuatro años antes habían visto la luz conjuntamente como Clavier Übung I las seis partitas, obras virtuosísticas para clave que Bach había empezado a editar en 1726 con cadencia de una por año y que representan una auténtica fusión de estilos: en la número 3, que será la que tocará Alard, a las cuatro danzas de la suite clásica a la francesa se añaden Fantasía, Burlesca y Scherzo de clara impronta italiana.

El ciclo, que se enmarca dentro de las propuestas de música antigua que programa periódicamente el Turina, continuará el 19 de mayo (20 horas) con un 'A due cembali', concierto a dos claves de Alejandro Casal y Javier Núñez, dos de los más importantes especialistas españoles de nuestros días, ambos sevillanos.

"Tan integrado como instrumento armónico en el bajo continuo y con un repertorio extraordinariamente extenso y de calidad como solista, es raro ver a dos clavecinistas tocando juntos, mano a mano, como harán por primera vez en este recital". Para ello se apoyarán en repertorio destinado a dos teclados, como las piezas de Krebs o Soler o en una singular obra de Manuel Castillo para clave a 4 manos escrita en un estricto estilo dodecafónico.

Para la parte final de su recital, el dúo recurre a las transcripciones, conocida la de Rameau, ya que sus Piezas de clave en concierto se han tocado más de una vez así; inédita, en el caso del cuarteto de Boccherini. De esta forma, las posibilidades del instrumento de tecla barroco por excelencia para asumir repertorio nuevo.

Por último, a final de mes cerrará el ciclo la prestigiosa clavecinista francesa Céline Frisch, que interpretará todas las partitas de Back en dos conciertos los días 24 y 25 de mayo (20 horas). Vieja conocida de Sevilla y Bach, desde las recordadas Variaciones Goldberg que dejó en el Festival de Música Antigua de 2008 en el ambiente íntimo de la biblioteca de los Pinelo a su última colaboración con el FeMÀS, cuando en 2021 ofreció al frente de Café Zimmermann, el conjunto que fundara junto al violinista Pablo Valetti, los Conciertos de Brandeburgo, han sido varias sus visitas, siempre con el Cantor en programa.

En plena madurez, Frisch vuelve a Sevilla para ofrecer una inmersión gozosa en el mejor Bach en una integral en dos días de las Partitas, las primeras obras que Bach logró publicar en su vida, de una en una a partir de 1726 y las seis reunidas como Clavierübung I (esto es, Ejercicios de teclado I) en 1731. Obras que, justamente por ser concebidas para su edición pública, resultan ser del más alto virtuosismo.

Partita era el término que a menudo se usaba en Alemania para referirse a la suite, y lo que hace Bach aquí es continuar con las suites para tecla compuestas en la primera mitad de la década de 1720 (las conocidas como Suites francesas e inglesas), pero apartándose de su carácter más íntimo, pues estaban destinadas al consumo doméstico. En las Partitas, Bach busca en cambio una espectacularidad que logra a través de la combinación de los estilos italiano y francés, la dificultad en la ejecución y la variedad formal, aunque siempre en torno a las cuatro danzas de la suite clásica, que son acompañadas de otras danzas de moda.

Para el ciclo completo se podrá acceder a un abono de un 30 por ciento de descuento sobre el precio de las entradas (15 euros), además de los habituales descuento para grupos (15% de descuento con un mínimo de 20 entradas por concierto) y la hora joven (50% de descuento para menores de 30 años una hora antes del comienzo del espectáculo en las taquillas del teatro).

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN