Sevilla

Ayesa descarta el túnel para la SE-40 pero avala uno similar en Londres

La consultora sevillana rechaza la opción para el Ministerio pero ejecuta el de Silvertown

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • El pozo de ataque de la tuneladora del proyecto de Silvertown para el que sí hay experiencia. -
  • Su informe del anteproyecto para cruzar el río denosta la alternativa subterránea frente al puente
  • Aseguraba que no había experiencia para hacer el del Guadalquivir pero hace alarde de ella en Londres

La consultora sevillana Ayesa, que en su día hizo el proyecto de los túneles Atlantes para el cruce de la SE-40 por el Guadalquivir, carga contra la opción subterránea en el anteproyecto del Ministerio de Transportes que avala el puente para salvar el río entre Coria y Dos Hermanas mientras en estos momentos supervisa la construcción de uno similar que se está ejecutando en Londres bajo el Támesis, el Silvertown.

Como recoge Manuel Jesús Florencio en su blog, la filosofía de la consultora que fundó José Luis Manzanares parece ser “una vela a Dios y otra al diablo”. “Parafraseando a Groucho Marx, José Luis Manzanares bien podría decir “estos son mis túneles (de los Atlantes), pero si no le gustan para la SE-40 tengo un puente, y si no le gusta el puente tengo otro túnel (el de Silvertown)”. Soluciones a la carta, a gusto del cliente, porque, ya se sabe, el cliente siempre tiene razón, sobre todo si ésta es financiera”, expone sobre la actuación de la empresa.

Ayesa, que ya había redactado el informe que daba carpetazo a la opción de los túneles por parte del Ministerio, vuelve a denostar esta opción en el anteproyecto de estudio ambiental del tramo entre Coria del Río y Dos Hermanas, aunque esta vez junto con la consultora madrileña Fhecor, basándose en los antecedentes de las obras de este tramo, que ya derivaron en la suspensión y replanteamiento del proyecto, y en que los riesgos asociados a la ejecución de soluciones en túnel “son mucho mayores e implican potenciales desviaciones en el plazo de ejecución y en el coste final de las obras”.

A las dificultades en la ejecución técnica de los túneles unen también su vulnerabilidad frente a eventos catastróficos, como avenidas extraordinarias del río, accidentes e incendios, además de la menor accesibilidad, no sólo de tráfico hacia el Puerto, sino la posibilidad de ampliación o instalación de un itinerario peatonal y ciclista.

También destacan el mayor impacto ambiental (más consumo energético, más residuos en la construcción), un plazo de ejecución mayor y, por supuesto, más inversión en la ejecución y en el coste de mantenimiento.

No aquí, sí en Londres

“Paradójicamente, para Ayesa ninguna de estas razones ha sido obstáculo para su participación en el diseño, supervisión y otras tareas del túnel de Silvertown bajo el río Támesis, cerca de Londres”, apunta Florencio en su blog.

Además, mientras la consultora llegó a decir en el informe que redactó para el Ministerio que en España “no había experiencia suficiente para abordar la ejecución de un túnel doble como el que se pretendía, con diseño de ella misma, bajo el río Guadalquivir”, el vídeo que han distribuido sobre sobre su trabajo en Silvertown, uno de esos 30 profesionales de la compañía que están participando en la construcción de esa infraestructura que atraviesa el río Támesis afirma que el proyecto es “de los más complejos que se han hecho en esta empresa y desde España”, y además conforme a la normativa del Reino Unido.

En el vídeo, donde se habla “largo y tendido sobre el proyecto británico de Ayesa, puede verse una visita al pozo de ataque de la tuneladora, en forma de cacahuete, que ha de perforar hasta 22 metros de profundidad (el equivalente a un edificio de siete u ocho plantas) para la ejecución del túnel diseñado y supervisado por Ayesa, pese a que según su argumentario en España no hay experiencia para este tipo de soluciones en túnel”.

El consorcio Riverlinx que construye el túnel de Silvertown está formado por la UTE constructora Ferrovial, Bam Nuttall y SK Ecoplant, con diseño de Ayesa y Cowi. La nueva infraestructura conectará Silvertown con el Este de Londres, ayudando a eliminar los impactos ambientales de la contaminación del tráfico, la congestión de la circulación y a una mejor conectividad.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN