Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Lunes 27/06/2022  

Sevilla

Dos detenidos por robar 41 móviles en una oficina de Correos de Sevilla

Uno de los detenidos era personal laboral de Correos y aprovechaba su jornada de trabajo para sustraer los móviles de gama medio-alta

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • La detención de uno de los implicados.

La Policía Nacional ha detenido a dos hombres por sustraer 41 terminales móviles, valorados en más de 7.500 euros, de una oficina de Correos de la localidad de San Juan de Aznalfarache (Sevilla).

Los detenidos son R. V. M. y A. F. S., de 58 y 41 años respectivamente, como presuntos autores de la sustracción de dichos móviles de gama media-alta y la venta de los mismos a otros usuarios, ha informado este miércoles en un comunicado la Policía Nacional.

La sustracción se produjo en la oficina situada en la Avenida Palomares del término municipal de San Juan de Aznalfarache y fue denunciada por la Sociedad Estatal de Correos y Telégrafos ante la Comisaría Local.

Según ha detallado la Policía, uno de los detenidos, R. V. M., era personal laboral de Correos y durante su jornada de trabajo hurtaba supuestamente terminales móviles de gama medio-alta aprovechando la recepción de los mismos en la oficina.

Por su parte, A. F. S. utilizaba un establecimiento de hostelería del municipio de San Juan de Aznalfarache para la venta de dichos terminales asegurando que éstos procedían de una empresa de informática y que por exceso de existencias se ofrecían en dicho establecimiento, aunque no ofrecía ninguna factura ni garantía junto a los terminales a la venta.

Tras la investigación llevada a cabo por el grupo de Policía Judicial de la Comisaría local de San Juan de Aznalfarache, se han podido recuperar la mayoría de los móviles sustraídos.

Para el esclarecimiento de los hechos ha sido imprescindible la colaboración de la Sociedad Estatal de Correos, que cuenta con mecanismos de control y seguridad pudiendo detectar en todo momento el estado de los productos y el proceso "in itínere" de los mismos.

Al empleado de Correos se le imputa un delito de hurto continuado en el tiempo, y al hostelero un delito de receptación y estafa, por lo que ambos fueron detenidos y han pasado a disposición judicial.

TE RECOMENDAMOS