Sanlúcar

La pesca de arrastre, en jaque por una nueva zona protegida en el Golfo de Cádiz

La Cofradía de Pescadores de Sanlúcar considera compatible la actividad pesquera con la conservación de los denominados Volcanes de Fango

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Puerto pesquero de Bonanza. -

En las últimas semanas la Cofradía de Pescadores de Sanlúcar ha participado, junto a otras organizaciones del sector, en varios encuentros organizados por el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico(MITECO) en relación con el Lugar de Interés Comunitario denominado como Volcanes de Fango del Golfo de Cádiz. 

El LIC (Lugar de Importancia Comunitaria) "Volcanes de Fango del Golfo de Cádiz" fue creado en el año 2006. Este espacio protegido se encuentra en aguas españolas del Golfo de Cádiz y ha sido designado como un área de importancia para la conservación de la biodiversidad marina debido a la presencia de formaciones geológicas únicas conocidas como "volcanes de fango" y la diversidad de hábitats y especies que albergan.

Actualmente se está realizando, a través de un proceso participativo liderado por MITECO, el plan de gestión para esta zona protegida que establecerá que actividades podrían realizarse de forma sostenible dentro de esta zona.

Dentro de las actividades identificadas que tienen lugar en la zona y su entorno, estaría por supuesto, la actividad pesquera, que viene trabajando en los caladeros de La Condesa, El Laberinto hace más de 50 años, y donde se capturas especies de alto valor como la cigala, la gamba, etc.

En el proceso participativo para la elaboración del plan de gestión de la zona se incluyen todas las organizaciones y/o partes implicadas, desde los investigadores, los gestores medioambientales y pesqueros, el sector pesquero, así como otras administraciones con algún tipo de competencia o uso en el espacio.

Como resultado del proceso participativo se obtendrá un Plan de Gestión para el LIC volcanes de fango, que establecerá que actividades se permitirán dentro del espacio marino protegido y cuáles no.

Desde el sector se ha solicitado al MITECO que no limite la actividad pesquera en la zona, habida cuenta de que en los últimos años ya se han establecido otras zonas de prohibición a la pesca (EMVs), y cada vez que se plantea establecer una zona protegida en el mar, lo primero que se plantea es excluir a la pesca (sobre todo de arrastre).

Es importante destacar que no solo la pesca es usuaria del espacio, sino que en el Golfo de Cádiz en general y en el entorno del LIC tienen lugar otras muchas actividades como el tráfico marítimo, los ejercicios militares, la presencia de cables y conducciones submarinas, pesca deportiva, gestión de dragados, vertidos, etc.  Así mismo, desde el sector se ha puesto de manifiesto que la actividad de pesca de arrastre puede ser compatible con la conservación del espacio ya que como se demuestra después de muchos años de presencia en la zona, los volcanes de fango y otros hábitats de interés siguen manteniéndose puesto que las interferencias son mínimas. 

Propuestas del sector

El sector pesquero propone al Ministerio la creación de un plan de gestión que no afecte a la actividad pesquera en la zona. Además, solicita la implementación de medidas técnicas en la flota que opera en el Golfo de Cádiz así como el desarrollo de un programa de seguimiento sobre la incidencia de la actividad pesquera en la zona.

En el golfo de Cádiz destacan por su importancia ecológica cuatro volcanes de Fango: Gazul, Anastasya, Pipoca y Tarsis, todos ellos emplazados en el talud continental superior y medio. Se trata de complejas estructuras submarinas que consisten en rocas, enlosados y estructuras tubulares y columnares de hasta 4 m de altura. Estas formaciones se deben a la precipitación carbonatada compuesta por un cemento resultante de metano.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN