Publicidad Ai
Publicidad Ai

Sanlúcar

‘Dulce Cuaresma’, una degustación benéfica el Viernes de Dolores

Tendrá lugar el día 31 de marzo

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Sanlúcar de Barrameda olerá a torrijas y a pestiños -
  • Será para colaborar con el Convento de Regina, con la venta de torrijas y pestiños elaboradas por las monjas
  • Esta acción sigue emprendida para promocionar a Sanlúcar como Ciudad Gastronómica
  • Se podrá degustar alguno de estos ricos dulces cuaresmales al precio de un euro

La segunda de las iniciativas del calendario de ‘Sanlúcar Ciudad Gastronómica’ estará dedicada a la promoción de los dulces típicos de la Cuaresma y, como el pasado mes de febrero con la degustación de galeras y papas de La Algaida, con un fin benéfico. El próximo día 31 de marzo, Viernes de Dolores, tendrá lugar la primera edición de ‘Dulce Cuaresma’, una degustación de dulces típicos de esta época a beneficio del convento de Regina Coeli, según ha anunciado el alcalde, Víctor Mora. Precisamente serán las torrijas y pestiños elaboradas por las monjas de este convento las quese puedan degustar, junto a otros dulces propios de Cuaresma de diversas empresas sanluqueñas que colaboran. Alpisteras de Sanlúcar y otros postres reinterpretación de las torrijas también se podrán disfrutar esa jornada.  

‘Dulce Cuaresma’ tendrá lugar un día tan señalado como el Viernes de Dolores en la Calle San Jorge a partir de las 16.30, donde se podrá degustar alguno de estos ricos dulces cuaresmales al precio de un euro. En el evento colaboran Horno Santa María, Horno San Diego y Niño de Oro, Casa Guerrero, Helados Tony, catering La Rosa y Eventos Pozo, además de los scouts de Sanlúcar.

El alcalde de Sanlúcar de Barrameda, Víctor Mora, ha explicado que este evento está incluido en la acción emprendida este año para seguir promocionando a la localidad como Ciudad Gastronómica, que sirva para atraer turismo y como para el disfrute de sanluqueños y sanluqueñas.

Víctor Mora ha destacado que se quiere colaborar con el convento de Regina porque está pasando por un momento complicado. El alcalde ha recordado que Sanlúcar fue en el siglo XVI un lugar desde donde partieron muchas expediciones al Nuevo Mundo, muchas de ellas con fines religiosos, y de ahí la existencia de tantos conventos en la ciudad, que suponen un gran patrimonio histórico artístico y una gran tradición local.  “En esos viajes se traen especias que hacen que tengamos esos sabores tan especiales en nuestra cocina”, ha señalado.

“Será una forma de colaborar con las monjas y a la vez de disfrutar y poner en valor nuestra gastronomía”, ha subrayado Víctor Mora.

 

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN