Actualizado: 18:00 CET
Lunes, 01/06/2020

San Fernando

El coronavirus afectó al 45,6% de usuarios de la Residencia Cruz Roja

Un total de 72 usuarios de los 158 que había al inicio de la crisis sanitaria han padecido la enfermedad, y nueve perdieron la vida.

  • La Residencia de la Cruz Roja.
  • La situación en las instalaciones de mayores de San Fernando se ha normalizado tras el último negativo el pasado 13 de mayo.

El pasado miércoles 13 de mayo la Residencia de Mayores de la Cruz Roja de San Fernando anunciaba que recuperaba la normalidad tras confirmarse los últimos test negativos a los residentes que han padecido el coronavirus durante al actual periodo de pandemia. Han sido 52 días muy duros, tal y como reconocía la dirección, para el centro ubicado en San Fernando desde que el pasado 23 de marzo de confirmara el primer positivo de un residente.

De hecho, y en el caso de la localidad isleña, la Residencia de la Cruz Roja se ha convertido en el principal foco de contagio por el COVID-19.

Una vez que ha pasado lo que, sin duda, ha sido una pesadilla para dirección y trabajadores de dicha instalaciones que atiende a mayores, toca hacer balance y éste viene a significar que el 45,6 por ciento del total de 158 residentes ha padecido el coronavirus a lo largo de las más de siete semanas que se ha extendido la pandemia en el caso de la residencia. Es decir, que 72 usuarios han padecido la enfermedad.

El lado más negativo lo refleja el número de vidas que se ha cobrado el coronavirus en la Residencia de la Cruz Roja, que ha sido nueve, o lo que es lo mismo, un 12,5 por ciento. En el otro lado de la balanza, el positivo, es que durante el proceso 63 se han negativizado y han sido datos de alta (87,5 por ciento).

A los usuarios hay que sumar, según los propios datos aportados por la dirección, los trece trabajadores que también se han visto contagiados como consecuencia del coronavirus.

Las medidas tomadas desde el centro y la intervención de las autoridades sanitarias, habiéndose medicalizado la Residencia desde un primer momento, han conseguido que la gran mayoría de los residentes afectados, se hayan curado. La creación de una zona de aislamiento, las medidas de protección personales y el modelo de medicalización del centro desde el SAS, han demostrado su eficacia ante la crisis sanitaria generada por el COVID-19 en la residencia de mayores.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiAndaluca Informacin
chevron_left
Un aro para marcar territorio y el distanciamiento social en la playa
chevron_right
Romero habla de "falta de transparencia" de Cavada al no haber Plenos