Actualizado: 21:55 CET
Lunes, 20/01/2020

San Fernando

La Isla se echa a la calle para ver las procesiones pese al viento y el frío

El primer día de la Semana Santa se vive pleno con mucha gente acompañando a las hermandades.

  • Borriquita

Los pronósticos del tiempo se cumplieron y la tarde resultó espléndida porque hasta el viento parecía mal menor después de las vísperas de lluvia.


Todo es distinto este Domingo de Ramos. El pregonero de la Semana Santa, Alfonso Gutiérrez Estudillo, cedió la apertura de puertas de La Salle al pregonero de 2011, Juan José Carrera, que hizo lo propio aquel año, y a Ana Barroso, antigua hermana mayor. Tras ello, la sorpresa la constituía la ausencia de la cruz de guía cincelada de los talleres de Angulo, que ayer dio también su sitio a la primera cruz de guía de la hermandad, recordando así los 50 años de la cofradía. Hasta la banda del Nazareno, que acompaña el palio de la Virgen de la Estrella, interpretó la marcha Cristo Rey, de Puntas y Huertas, a la salida de la cruz de guía.


Las palmas de los hebreos y hebreas volvían a dejar claro que La Isla vivía un nuevo Domingo de Ramos y que la larga espera se acabó.


Como novedad en el cortejo, figuran las representaciones de hermandades isleñas como Tres Caídas, Resurrección, Ecce-Homo, Caridad, Gran Poder, Nazareno, Santo Entierro, Expiración y Soledad, además de una amplia representación de la cofradía del Prendimiento, que tiene carta de hermandad con la Borriquita.


El pregonero de la Semana Santa, y arcipreste de San Fernando, dio la primera levantá al paso de misterio, en presencia del alcalde isleño, que también estuvo presente en esta importante salida para la hermandad.
La imagen de Cristo Rey lucía un renovado aspecto, pues había cambiado su túnica blanca y su mantolín rojo bordado, por una túnica azul y un mantolín tono champán,que luce este Domingo de Ramos.
La agrupación musical Isla de León acompaña el paso de misterio, tras el cual figuran hermanos con cirios, que preceden a la Virgen de la Estrella.


El paso de palio de la Virgen de la Estrella, bellamente exornado, sufrió la rotura de una vela en la primera levantá dentro de la capilla. En el interior de la capilla, no faltaron las saetas de Manuel Lucas, algo que es costumbre cada Domingo de Ramos.


Ya en la puerta, el arcipreste de San Fernando y pregonero de la Semana Santa, Alfonso Gutiérrez Estudillo, tuvo oportunidad de saludr al cofrade de la hermandad de la Caridad, Luis de Celis, recién salido del hospital Puerta del Mar, tras estar varios meses ingresado con gravedad.


Columna muestra su señorío en la calle

Columna vuelve a mostrar su señorío en las calles de La Isla, llenas por una multitud que demuestra que la Semana Santa es sin duda alguna, la celebración que más personas mueve en San Fernando.


A las 18,30 horas y con el palio de la Virgen de la Estrella pasando ante la iglesia Mayor, la cofradía hizo su salida con el clásico voltear de campanas del primer templo parroquial. La agrupación juvenil Virgen de las Lágrimas abre el cortejo de capas blancas y capirotes de terciopelo morado, que sin duda han dado realce a la hermandad y han venido a destacar en el primer día de la Semana Santa.
 

La cuadrilla de hermanos de Columna, lleva el paso de misterio con majestuosidad, como corresponde a un paso emblemático de la Semana Santa isleña. La agrupación musical Virgen de las Lágrimas, se estrena en una nueva Semana Santa donde podrá verse de nuevo en la madrugá del Viernes Santo con el Nazareno.
Pocas novedades en el capítulo de estrenos, aunque destacaban dos navetas para los monaguillos y la primera fase de las caídas del paso de palio de la Virgen de las Lágrimas, que mostraba un nuevo aspecto en su forma de vestir.


Los sones de la Banda Sinfónica Municipal, acompañaban el palio de Lágrimas, en una de las contadas ocasiones que este año tocará en San Fernando.
 

El viento y las bajas temperaturas restan a una noche que no obstante resulta más que esperada por los temores a que la lluvia impidiera el inicio de la Semana Santa isleña.
 

A destacar también la presencia del párroco y los dos vicarios parroquiales de la iglesia Mayor en las presidencias.

Humildad soluciona el parón del año pasado con el retraso de su salida

El barrio de la Ardila vivió su día grande con la salida de la cofradía de la Humildad y Paciencia. Era el estreno de la banda de música Maestro Agripino Lozano en su 50 cumpleaños en la Semana Santa isleña y eso hizo que diera la primera levantá al palio de la Virgen de las Penas.


La hermandad retrasó un cuarto de hora su salida con respecto al año pasado y eso impidió que sufriera el parón del año pasado. Sin embargo, su camino hacia la Carrera Oficial fue más lento, también porque su salida fue más pausada y porque a la altura del Parque Sacramento, Protección Civil tuvo que evacuar a un hermano de fila que se desmayó.
 

La agrupación musical María Santísima de los Dolores ‘El Rescate’, de Linares, se estrenaba en la Semana Santa de San Fernando, acompañando el paso del Señor de la Humildad y Paciencia y dando lo máximo en su presentación en La Isla.


Cuando la hermandad pasó el Parque Sacramento incrementó su ritmo y ahí la JCC, que portaba los dos pasos, dio muestras de le tienen cogida la medida a la hermandad en cuanto a sus necesidades y requerimientos.


Un monte de claveles rojos a los pies del Señor de la Humildad volvía a ser el exorno floral del paso.
Por su parte, el único paso de palio con tres imágenes de La Isla, el de la Virgen de las Penas, también avanza de forma rápida sobre las cervicales de los cargadores de la JCC y con los sones de la antigua banda de la Cruz Roja, que sigue presente el Domingo de Ramos, después de haber acompañado en sus 50 años de vida, a las tres hermandades del Domingo de Ramos.

La cofradía de Humildad y Paciencia, dispuesta a vivir sus grandes momentos la calle Manuel de Arriaga.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai Andaluca Informacin
chevron_left
Curso de la Fundación de la Mujer sobre manipulación de alimentos
chevron_right
La lluvia vuelve a marcar los prolegómenos de la Semana Mayor