Publicidad Ai
Publicidad Ai

Acento andaluz

Sindicatos, Al Likindoi

No lo puedo evitar. Me tira demasiado el terruño para no acordarme de que Cádiz vive un hito formidable en su historia reciente al ser sede desde hoy del...

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Advertisement Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai
  • Protestas. -

No lo puedo evitar. Me tira demasiado el terruño para no acordarme de que Cádiz vive un hito formidable en su historia reciente al ser sede desde hoy del IX Congreso Internacional de la Lengua Española. En homenaje a mi Cai, recurro a una expresión muy gaditana Al Likindoi, derivada del inglés “Look and do it” que se mandataba a los vigías o centinelas del mar que desde las torres mirador de la capital gaditana divisaban los barcos que llegaba a esta ciudad cuando era el puerto oficial de entrada de toda la mercancía procedente de América. Con el paso del tiempo, se asentó esta pronunciación acuñada a medio camino entre la economía del lenguaje y la irreverencia ácrata del gaditano para llamar la atención sobre la necesidad de estar atento, ojo avizor, con las orejas tiesas, pendiente de lo que está sucediendo o puede suceder.

Ese término muy identificativo del habla de Cádiz les recomiendo a los sindicatos ante el nuevo intento de manoseo de sus legitimidades reconocidas por la Constitución española y por el Estatuto de Autonomía de Andalucía. Hemos pasado en relativamente poco tiempo de colocar a las centrales sindicales como los chivos expiatorios de males de la pasada crisis financiera -con estrategias bien urdidas para minar la imagen de los representantes de los trabajadores y hacerles responsables de la corrupción del pasado y de la compra de voluntades para garantizar la paz social- a intentos para que sean ahora los tontos útiles de determinados poderes públicos que pretenden usarlos burdamente para blanquear rumbos cuestionados en los servicios públicos fundamentales.

Dos ejemplos los hemos observado en la última semana con el Sindicato Médico de Andalucía revoleado después de firmar con la Junta un acuerdo sobre el cupo de pacientes de los médicos en la atención primaria que la Consejería de Salud no ha cumplido. Y en los últimos días hemos escuchado a casi todo el Gobierno andaluz y al PP decir que la atención primaria está blindada porque así lo reconocen los sindicatos CCOO y UGT en el gran acuerdo económico y social firmado recientemente entre los agentes sociales y el presidente Moreno. Enseguida, tuvo que saltar como un resorte la líder de Comisiones Nuria López para pedir que no usen su nombre y el del sindicato en vano porque nada estará blindado hasta que no se cumplan los acuerdos. Situaciones que invitan a los sindicatos a estar al likindoi si no quieren convertirse en figurantes de un ejecutivo que no intenta acabar con ellos, como dirigentes de otros territorios, pero sí desactivarlos al erigirles en cómplices de todo lo que hagan a cambio de una palmadita en la espalda en lugar de los acuerdos suscritos.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN