El tiempo en: Andalucía
11/04/2021

Rota

Miguel Moyares estrena el pregón de la Feria con humor y añoranza

El componente de Ecos del Rocío protagoniza un pregón divertido y lleno de recuerdos e historia de la Feria de Rota

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Cargando el reproductor....

La hora de retraso con la que comenzó el primer pregón de la Feria de Rota promovido por la Peña Rociera Roteña mereció la pena para los que pudieron presenciarlo. Y es que Miguel Moyares, alma mater de Ecos del Rocío y primer pregonero de la Feria, hizo las delicias de los presentes en la caseta Nueva Jarilla del recinto ferial con un pregón lleno de historia de la feria, anécdotas, vivencias, humor y arte. Sin duda las risas que consiguió despertar 'Miguelillo' Moyares, ya que así pidió que le presentaran, fueron la nota dominante de esta primera edición de un pregón que la Peña Rociera pretende hacer tradición.

El pregón estuvo precedido por toda una jornada de actividades en la caseta, desde actuaciones, hasta desfiles de moda flamenca. Llegada la hora, Rosa Caballero Chaves daba paso a Moyares, que con un "va por ustedes", comenzó su pregón recordando los orígenes de la feria de Rota, nacida en 1941 como una feria de carácter comercial para tratantes de ganado. Ubicada en el pago de El Ejido, donde actualmente se encuentra la barriada de San Antonio, la feria se preparaba como una gran zona de pasto para alimentar a las cabezas de ganado que allí se mostrarían, venderían y comprarían, según explicó Moyares citando el libro de Historias de Rota de Rafael Hernández 'Candón'. En sus orígenes, la gente de Rota acudía a la feria "a las claras del día", a pasar un día de convivencia presenciando la trata de ganado, subiendo calle Calvario hacia arriba.

Ya en 1957, con la construcción de la barriada de San Antonio, la feria se traslada a una ubicación cercana, donde hoy se ubica el IES Astaroth, donde permanecería 11 años. Durante los años 68, 69 y 70, se trasladaría a la avenida Principes de España, entre María Auxiliadora y Rubén Darío, y ya desde allí pasó a su ubicación actual, desde 1971 hasta nuestros días. 

Tras estos bosquejos históricos, Miguel comenzó a trasladar con su sencillez y gracejo recuerdos de la feria, vivencias de cuando era niño. Los 'volaores', el paseo por la feria con sus padres, la cesta de comida que preparaban las mujeres para comer en la misma feria, cómo los roteños criaban claveles todo el año en casa que luego llevarían los señores en la solapa, y las señoras en el pelo. Momentos llenos de poesía se entrecalaron con momentos llenos de humor, y con la compañia de su amigo y compañero de Ecos del Rocío, Juan Manuel, a la guitarra, regaló a los asistentes algunas sevillanas y fandangos que emocionaron a los presentes. Las casetas, las peñas, los caballistas, las mujeres y su día en la feria, el circo que antiguamente venía la semana de feria o la calle de 'los cacharritos'... para todo ello tuvo palabras y letras Miguel Moyares en su pregón. Una sevillana de despedida de la feria fue el broche de oro que puso este "campero que canta", como le gusta definirse a Moyares, y le acompañó una cerrada ovación.

Tras su pregón, la Peña Rociera Roteña quiso hacerle entrega de una reproducción del cartel anunciador de este primer pregón de la Feria de Rota, así como de una placa conmemorativa, y entregaron un ramo de flores a su esposa.

COMENTARIOS